Margarethe Prüs destacó en el gremio de impresores en Estrasburgo. " /> Margarethe Prüs destacó en el gremio de impresores en Estrasburgo. " />

El rostro femenino de la Reforma Protestante (III)

Margarethe Prüs destacó en el gremio de impresores en Estrasburgo.

05 DE NOVIEMBRE DE 2016 · 19:12

,

Margarethe Prüs destacó en el gremio de impresores en Estrasburgo. Hija de un impresor, Johann Prüs cuya imprenta inició actividades en 1480, y hermana de varones que siguieron el mismo oficio del padre, Margarethe se singularizó por sobresalir en un trabajo dominado por hombres.

La imprenta contribuyó poderosamente para diseminar las ideas de la Reforma protestante iniciada por Martín Lutero. También lo hizo con las propuestas de otros reformadores marginales, como los anabautistas y otros autores de la Reforma radical. El taller heredado por Margarethe a la muerte de su padre, publicó escritos de Sebastián Franck, Melchor Hoffman y la visionaria Úrsula Jost. Así la imprenta de los Prüs hizo un servicio en la democratización de ideas, a sabiendas de que se exponía a censura y/o persecución al publicar escritos “prohibidos o potencialmente escandalosos”, como advierte Kirsi Stjerna en la obra que sirve de base para esta serie (Women and the Reformation, Blackwell Publishing, Oxford, 2009, p. 17).

Margarethe aprendió el oficio de impresora, en compañía de sus hermanos, mediante el entrenamiento proporcionado por su padre. Éste publicó mayormente obras católicas, y a su muerte, en 1510, el taller tuvo otro horizonte editorial que le dio la heredera. En 1511 Margarethe contrajo matrimonio con Reinhard Beck, quien murió en 1522. La imprenta Prüs-Beck simpatizó con la ruptura de Lutero, y debido a esto publicó obras del teólogo alemán. También difundió escritos de Andreas Bodenstein von Karlstadt, profesor y compañero de Lutero en la Universidad de Wittenberg, que inicialmente coincidió con él pero que después sostuvo posiciones más radicales.

A diferencia de otras ciudades europeas de la época, en Estrasburgo los anabautistas y otros grupos, como los espiritualistas, pudieron expresar sus creencias aunque con ciertas limitantes. La mayor tolerancia de la ciudad posibilitó que la imprenta de Margarethe Prüs pudiera editar escritos que en otros lugares era imposible imprimir.

Tras la muerte de Reinhard Beck, Margarethe conservó la propiedad de la imprenta pero no era reconocida como integrante del gremio de impresores, cuya membresía estaba reservada solamente a los hombres. Permaneció viuda dos años, en 1524 tuvieron lugar sus segundas nupcias con el impresor Johannes Schawn. Su nuevo esposo, oriundo de Marburgo, había sido monje franciscano en su ciudad natal, y más tarde transferido a un monasterio en Basilea. Abandonó la vida monacal y en 1522 se dirigió a Wittenberg. Desde esta ciudad escribió a su padre una carta, con fecha 27 de febrero de 1523, en la cual le hacía saber que no continuaría en la orden de los franciscanos, porque se había identificado con las ideas de Lutero (C. Arnold Snyder y Linda A. Huebert (Profiles of Anabaptist Women: Sixteenth-Century Reforming Pioneers, Wilfrid Laurier University Press, 1996, séptima reimpresión 2008, p. 266).

Schawn marchó hacia Estrasburgo, donde aprendió el oficio de impresor. Se casó con Margarethe en 1524. Él se fue identificando con las posiciones de los anabautistas, posiciones que ya eran conocidas por su esposa. Ambos, pero sobre todo por el conocimiento que ella tenía de lo que proponían reformadores radicales de la ciudad, decidieron publicar escritos de Clemente Ziegler. Jardinero y predicador laico, Ziegler había solicitado varias veces a las autoridades de Estrasburgo permiso para publicar algunos tratados, y siempre le fue negada tal posibilidad. Sabiendo esto, de la imprenta de Margarethe y su marido salió una obra de Ziegler el 2 de junio de 1524. “La decisión de publicar este escrito fue una acción política deliberada a favor de la Reforma radical” (C. Arnold Snyder y Linda A. Huebert, op. cit., p. 266).

De nueva cuenta Margarethe quedó viuda en 1526. El 27 de mayo de 1527 se casó por tercera vez, con un impresor, Baltasar Beck, identificado con el anabautismo. La pareja dio fehacientes muestras de su inclinación hacia el anabautismo al publicar a principios de 1529 escritos de Melchor Hoffman. El primer tratado de Hoffman salido de la imprenta de Margarethe trataba de la disputa sobre el significado de la Santa Cena, acerca de la cual tenían distintas interpretaciones los reformadores magisteriales y los radicales. Después le siguió, en el mismo año, un opúsculo acerca de la profecía en la Biblia y los acontecimientos de los últimos tiempos, los que Hoffman creía muy próximos. En 1530 el matrimonio Prüs-Beck le publicó a Hoffman otro escrito sobre profecía, que su autor aseguraba estaba basado en las Escrituras, y también la Exposición sobre el divino Apocalipsis de Juan, así como una obra más.

De Melchor Hoffman, Margarethe publicó cinco escritos, y uno más que aquél compiló. En total seis impresos. La compilación realizada por Hoffman estaba compuesta de una serie de visiones apocalípticas tenidas por Úrsula Jost, una profeta que tuvo considerable influencia en los Países Bajos. Las visiones y profecías de Jost, salieron de la imprenta de Margarethe el 23 de abril de 1530. El atrevimiento editorial resultó en el encarcelamiento de Hoffman, Margarethe Prüs y su esposo (Kirsi Stjerna, op. cit., p. 20).

Además de ser encarcelados por publicar los escritos de Hoffman y las visiones de Úrsula Jost, Margarethe y su marido perdieron dinero ya que dichas obras fueron censuradas, los ejemplares que quedaban en la imprenta confiscados y las autoridades mandaron destruir las copias que localizaran en circulación. Como sostiene Kirsi Stjerna, “Úrsula Jost, y su editora Margarethe Prüs, fueron instrumentos en la difusión de las ideas del protestantismo radical y tuvieron un considerable impacto en las vidas de individuos más allá de su propio entorno”. Margarethe murió el 23 de mayo de 1542, y su legado fue haber contribuido a la difusión de ideas del amplio abanico protestante.

Publicado en: PROTESTANTE DIGITAL - Kairós y Cronos - El rostro femenino de la Reforma Protestante (III)