PUBLICIDAD
 
miercoles, 23 de agosto de 2017   inicia sesión o regístrate
 
Protestante Digital

 
PUBLICIDAD
 
SÍGUENOS EN
  • Twitter
  • Facebook
  • Google +
  • Instagram
  • YouTube
  • Rss
 

  • Donar a Protestante Digital
  •  
    PUBLICIDAD
     
     



    El poder transformador de la palabra LXXXIX
     

    El contentamiento de cada día (III)

    Son testimonios de lo que va pasando en nuestro pequeño mundo evangélico, que al mismo tiempo puede ser de influencia en su entorno.

    MUY PERSONAL AUTOR Jacqueline Alencar 12 DE AGOSTO DE 2017 23:55 h
    David y Noemi.

    Aquí puedes leer la primera parte, y la segunda aquí



    Hoy concluyo ese breve reportaje que el año 2008 inicié en el Boletín de la iglesia donde me congrego, en Salamanca. Son pequeñas grageas pero que pueden quedar como parte de la historia de algunos cristianos en una determinada época.



    Quizá a veces no le damos importancia a los detalles sencillos, pero para algunos pueden ser de un impacto tremendo. Son testimonios de lo que va pasando en nuestro pequeño mundo evangélico, que al mismo tiempo puede ser de influencia en su entorno.



    En la entrega de la semana pasada cité algunos de los elementos claves para mantener el contentamiento en el matrimonio, según las opiniones de las distintas parejas, entre ellos: la Palabra de Dios, el amor, la comunicación, etc. Hoy agrego algunos más:



    El perdón: En un matrimonio el perdonar setenta veces siete debe ser una constante; será un asunto con el que tendremos que convivir día tras día, pues la convivencia entre dos personas diferentes implicará roces, desilusiones, y tendremos que reaccionar con humildad y estar dispuestos a perdonar y olvidar, sin mirar atrás y con los ojos puestos en un futuro promisor. Repito: habrá situaciones que ameriten otra solución, como hemos comentado anteriormente.



    No permitir que el enojo controle nuestra vidas. El enojo es un problema cuando se da con frecuencia, pues puede ser devastador, y lo peor es que rompe la comunicación, hiere, puede ir más allá de un comportamiento aceptable, puede degenerar en violencia...



    Debemos esforzarnos por promover "todo lo que conduzca a la paz y a la mutua edificación", pedir a Dios que nos ayude a ver lo mejor el uno del otro, a alabarnos y ayudarnos; a abrir la boca con sabiduría.



    Dice una de las parejas: "Hemos hecho nuestro el versículo de Efesios 4.26: 'Airaos pero no pequéis, no se ponga el sol sobre vuestro enfado...'. No dejamos más de un día sin que hayamos hablado y resuelto nuestros problemas; es nuestro lema y hemos comprobado que funciona al 100%".



    También destaca la Fidelidad: como esa promesa de amor infalible, perenne, que exige un gran sacrificio, una entrega total, como Cristo. Y de su mano va la confianza, que da estabilidad a la relación, el poder contar con el otro sin fisuras.



    Añado la comprensión, la amistad, la paciencia, la ternura, el ceder, elementos tan necesarios para el día a día de personas con necesidades físicas, espirituales, emocionales, sociales... Y esto no es un cuento de hadas, es la vida real, de seres de carne y hueso que perseveran por ir perfeccionándose.



    Tampoco debemos olvidar Avivar el matrimonio: Dice una de las parejas: "Continuamente hacemos cosas para avivar nuestro matrimonio y no caer en la rutina o el aburrimiento". Cierto.



    A veces, con el tiempo, dejamos de regar la relación con esas cosas pequeñas pero esenciales que la vivifican. Por ejemplo: tener momentos de intimidad, como una cena romántica, una noche en un lugar especial; regalarle a ella una flor, o dedicarle un poema aunque no merezca el Cervantes; a él sorprenderlo con el libro que le gusta sin esperar el día de su cumpleaños... o alabar sus cualidades, lo bien que le queda todo. No dejemos que la ocupación excesiva con el trabajo, los hijos, ministerios, etc. nos hagan olvidar esos detalles.



    Tenemos grandes expertos en la materia, y amigos, que nos podrán ayudar, con gran discreción, en momentos límite, cuando nosotros mismos no podamos resolver los conflictos.



    No obstante, lo digo a título personal y tal vez me equivoque, inicialmente intentaremos resolver cualquier problema entre los interesados, antes que trascienda al exterior. O sea, como algo íntimo.



    Sin desvalorizar a nuestro cónyuge, o hacerlo objeto de escarnio público, porque de seguro no nos gustaría que se nos hiciera lo mismo, caso contrario, costará doble trabajo volver a la normalidad, curar las heridas.



    Es una simple opinión. Y que Dios nos ayude a ser un buen ejemplo para los hijos y para todos los que nos rodean.



    Todos estos son los elementos con cierta dulzura que nos ayudarán a prevenir y contrarrestar situaciones negativas, como las señaladas en un libro que reseñé para la revista 'Cristiana de Hoy' hace unos cuantos años.



    Y que me permito republicar, ya que además formó parte del rincón dedicado a los libros en la revista SEMBRADORAS 2009. Quizá pasó desapercibido, por eso hoy lo saco a colación:



    "Protegiendo el matrimonio a través de la oración" (Jacqueline Alencar)



    "Estamos viviendo un tiempo en el cual el matrimonio parece entenderse como algo obsoleto y cuya permanencia depende de todo menos del compromiso con el otro. La respuesta a la pregunta ¿Seguiremos amándonos mañana? está cargada de incertidumbre.



    Ante este panorama, encontramos una valiosa guía en las páginas escritas por Stormie Omartian, en su libro: Orando a través de los temas más profundos del matrimonio (Grupo Nelson, 2008, pp. 303), donde aborda catorce posibles amenazas que pueden desestabilizar nuestro matrimonio, e incluso hacer llegar a pensar en el divorcio.



    Entre ellas, la falta de comunicación, la infidelidad, la depresión, la falta de perdón, la pornografía, problemas financieros… La autora deja bien claro que no existe el matrimonio perfecto: seguro que hemos pasado o estamos pasando por alguna de las situaciones mencionadas. Hablamos del día a día, de situaciones reales.



    Pero no se queda ahí, tal como el título del libro anuncia, Stormie nos muestra que el cambio es posible, que las cenizas se pueden transformar en belleza si nos ponemos bajo la tutela de Dios.



    Debemos comunicarnos con Él, la oración es la clave. No solamente nos incita a orar por nosotros o nuestro matrimonio, sino que su intención es enseñarnos a orar con poder.



    Así, en cada uno de los puntos tratados, además del análisis detallado de cada problemática y posibles soluciones, ella incorpora oraciones personales, como también versículos bíblicos que pueden ayudarnos a salir victoriosos a la hora de ir construyendo una vida juntos.



    La propia experiencia de la autora (quien pasó por algunos de los problemas citados y con alguna reincidencia) y la de otras personas cercanas a ella avalan sus comentarios y consejos sobre el tema en cuestión.



    Entiendo que es un aspecto positivo para lectores que estén pasando por momentos críticos en su matrimonio. Nos anima a no tirar la toalla sin haberlo intentado todo.



    Como ella dice, “Dios tiene grandes planes para nuestra vida de matrimonio; cumplirlos significa glorificarle. Sólo tenemos que asociarnos a él para ir perfeccionándonos; esto no es cosa de dos, sino de tres”.



    Y orar siempre, para que Él obre sobre cada uno y la relación vaya creciendo. Para que veamos las cosas desde Su perspectiva, para que las mentes de él o de ella sean renovadas y transformadas, y puedan abrir sus corazones y Dios pueda actuar con su amor y su poder.



    Realmente, a medida que iba degustando el contenido del libro, me iba sorprendiendo cada vez más que quien escribe lo hace sin tapujos, abarcando temas que aún hoy, incluso en las iglesias, resultan incómodos de mencionar.



    Me gusta, pues nos permite hacer una radiografía de nuestra situación matrimonial y, cómo no, de nuestra relación con Dios: “Si quieres permanecer enamorado de tu cónyuge –afirma Stormie–, permanece enamorado de Dios”.



    Él es el eje central de donde fluye un matrimonio en el que no faltan ingredientes como el amor, la comunicación, la fidelidad, el perdón, la humildad, la amistad…".



    David y Noemi



    Con respecto a una clave para tener el contentamiento en el matrimonio:

    Nosotros, desde que comenzamos nuestra relación con el noviazgo (hace  13 años ya de esto), hablamos siempre de ser sinceros el uno con el  otro. Intentamos ser transparentes y no ocultar cosas entre ambos. 



    Nos gusta saber que nos aceptamos como somos y que no tenemos que usar ningún tipo de caretas. Podemos mostrarnos tal como somos.



    Ismael y Fátima



    Nuestra experiencia en el matrimonio todavía es corta, ya que llevamos apenas dos años y medio de casados. Hay momentos en los que nos enfadamos, pero eso es una consecuencia de la convivencia. ¡La verdad! es que los enfados duran poco, porque siempre damos nuestro brazo a torcer.



    Pero lo más importante para que nuestro matrimonio funcione es el amor que nos tenemos, los ratos felices que pasamos y, por supuesto, la relación con Dios; Él es el que nos guía, y le damos gracias todos los días por habernos unido.



     



    Ismael y Fátima.



    Severiano y Josefa



    Después de 49 años de matrimonio, siguen juntos. No hablan de un matrimonio perfecto sino de ese trabajo diario, de largos años, en los que han pasado cincelando su relación: puliendo aquí y allá, quitando lo que sobra, agregando donde falta...



    Alcanzar el equilibrio no es tarea fácil si no es por la ayuda constante e infalible de Dios. Debemos buscarle constantemente para llegar a ser miembro el uno del otro y experimentar el amor en acción, ese AMOR que todo lo soporta, que no es rencoroso, que no tiene envidia, que sabe perdonar...



     



    Severiano y Josefa.



    Timoteo y Elenita



    El contentamiento fue una característica del matrimonio en el principio, pero se hizo más esquivo a raíz de la caída. En nuestra experiencia, son tres los ingredientes esenciales que hemos descubierto para lograrlo:



    1) La lucha: hay que batallar sin tregua contra obstáculos en nuestro entorno, y dentro de nosotros, para alcanzarlo.



    2) La Palabra de Dios: ha sido esta Palabra la que una y otra vez nos ha guiado sabiamente hacia ÉL.



    3) El amor y el respeto: han constituido la clave para seguir creciendo en él.



     



    Timoteo y Elenita.



    Óscar y Noelia



    Resulta que el amor es uno de los elementos que ha contribuido a que Óscar y Noelia celebren 30 años de matrimonio. Luces y sombras han iluminado y oscurecido su trayectoria como pareja durante estos años; han compartido alegrías, pero ha sido en los momentos difíciles donde se ha evidenciado que han superado la prueba de fuego.



    Han luchado juntos, en equipo, en total sintonía, refugiándose desesperadamente bajo las alas de Dios.



     



    Óscar y Noelia.



    Teo y Matilde



    El contentamiento en el matrimonio ¿? Matilde: Solo. La misericordia y el amor del Señor por medio de la oración es lo que nos lleva continuamente al contentamiento del uno con el otro.



    Teo: Como dice el Señor, cordón de tres dobleces no se corta fácilmente, y después de haber transcurrido estos apenas 25 años de altibajos se lo podemos confirmar verdaderamente. Sólo por su misericordia hoy todavía podemos perseverar juntos en su camino.



     



    Teo y Matilde.



    ----------------------------------------------------------------------------------------------------------



    A mediados de esta semana ha fallecido uno de los hermanos entrevistados para este reportaje (concretamente para el primero); se trata de Alfonso Pelayo, esposo de Flori Tamames; ambos habían batido el récord de un matrimonio que ha logrado ese 'hasta que la muerte os separe', pues habían cumplido 60 años juntos.



    ¿Quién puede negar que son un sencillo ejemplo para los que seguimos hasta que Él venga? No se trata de grandes estudios académicos, sino de líneas que cuentan acerca de vidas que quieren adquirir la estatura de Cristo.



    Me alegra haber recibido un día esa idea, pues nada es mío (lo digo antes de que alguien me lo recuerde), de poder contar las historias de otros, valorarlas sin ningún tipo de interés, siempre intentando ser imparcial. Sin censuras, en la medida de lo posible, pues todavía no he alcanzado la perfección.


     

     


    0
    COMENTARIOS

        Si quieres comentar o

     



     
     
    ESTAS EN: - - - El contentamiento de cada día (III)
     
    PUBLICIDAD
     
     
     
    AUDIOS Audios
     
    “El desencanto en la España de finales del XIX es similar al que viven hoy muchos jóvenes” “El desencanto en la España de finales del XIX es similar al que viven hoy muchos jóvenes”

    Hablamos con Noa Alarcón sobre su próxima novela ‘Ernestina y los espíritus’, ambientada en el Madrid de la Primera República, un tiempo de convulsión social y política en el que el protestantismo llegó a España.

     
    El reo: Bonhoeffer contra Hitler El reo: Bonhoeffer contra Hitler

    Daniel Jándula nos presenta la tercera edición de la novela El reo, una ficción basada en la experiencia de Dietrich Bonhoeffer, el pastor protestante alemán que se opuso al nazismo.

     
    Análisis del crecimiento evangélico en España Análisis del crecimiento evangélico en España

    Durante el 8º Congreso Evangélico Dámaris Playá presentó un informe con las cifras de lugares de culto evangélicos en España y la evolución de la presencia protestante en nuestro país.

     

     
    Ley proLGTBI impide la diversidad: Jaume Llenas Ley proLGTBI impide la diversidad: Jaume Llenas

    "El Estado lo que debe es no perjudicar la diversidad. No sólo en sexualidad, sino en política, religión. Pero este proyecto de Ley sólo permite un tipo de ideología sexual, estableciendo una sociedad uniformizada". Entrevista a Jaume Llenas, abogado y secretario general de la Alianza Evangélica Española,

     
    Franco Mazzocca: prótesis que cambian vidas Franco Mazzocca: prótesis que cambian vidas

    El joven estudiante de ingeniería usa sus recursos y talento para ayudar a niños que necesitan prótesis de mano, algo inalcanzable por otros medios.

     
    Leyes LGTBI: ‘Somos del bando vencedor’ (C. Vidal)

    Análisis de la propuesta de Ley nacional pro LGTBI española. Implicaciones éticas, legales y de mordaza a las libertades. Y la postura que deberían tener los cristianos ante ella. Entrevista a César Vidal.

     
    J.C. Escobar: Reforma y Pentecostés inseparable

    Evangélicos españoles celebran #500Reforma en 2017, cinco siglos después de la Reforma protestante. El coordinador Juan Carlos Escobar habla de su experiencia, visión y obstáculos para esta conmemoración. 

     
    FOTOS Fotos
     
    Yo no estoy en venta! Yo no estoy en venta!

    "Los llamados afuera" (15J). Jóvenes cristianos reunidos en la Puerta del Sol de Madrid denuncian la trata de personas como una forma moderna de esclavitud y tráfico humano. Un flashmob realizado por tres ONGs que ayudan a mujeres que huyen de la esclavitud sexual en España.

     
    Las diversas capacidades de Mefi-Boset Las diversas capacidades de Mefi-Boset

    El ministerio Mefi-Boset lleva 20 años trabajando el tiempo de ocio y apoyo a las familias de personas con discapacidad intelectual en Terrassa y Barcelona. Algunas imágenes de este curso que acaba.

     
    La Biblia a través de la historia La Biblia a través de la historia

    Una exposición recorrerá Galicia este año 2017 mostrando la historia de la Biblia y su importancia para la Reforma Protestante.

     
    VÍDEOS Vídeos
     
    3MJ #68: las manos de Dios 3MJ #68: las manos de Dios

    En la cruz sus manos fueron traspasadas. Esa es la muestra de su amor inquebrantable.

     
    Andar Andar

    Un vídeo de 2 minutos sobre el significado de Judas 24.

     
    3 cosas que aprendí sobre el sexo después de casarme 3 cosas que aprendí sobre el sexo después de casarme

    Frikrist nos habla sobre relaciones y por qué es importante seguir el plan de Dios.

     
     
    Síguenos en Ivoox
    Síguenos en YouTube y en Vimeo
     
     
    RECOMENDACIONES
     
     

     
    AEE
    PROTESTANTE DIGITAL FORMA PARTE DE LA: Alianza Evangélica Española
    MIEMBRO DE: Evangelical European Alliance (EEA) y World Evangelical Alliance (WEA)
     

    Las opiniones vertidas por nuestros colaboradores se realizan a nivel personal, pudiendo coincidir o no con la postura de la dirección de Protestante Digital.