La Biblia perseguida, de Máximo García, presenta como novela histórica a los colportores, claves en la expansión del Evangelio en España." /> La Biblia perseguida, de Máximo García, presenta como novela histórica a los colportores, claves en la expansión del Evangelio en España." />

La Biblia perseguida, homenaje a los colportores y a la historia del protestantismo en España

La Biblia perseguida, de Máximo García, presenta como novela histórica a los colportores, claves en la expansión del Evangelio en España.

MADRID · 14 DE MAYO DE 2011 · 22:00

,
El pasado viernes 6 de mayo, en la iglesia Cristo Vive, de Madrid, tuvo lugar otro acto enmarcado en la celebración de los 175 años de vida de la Sociedad Bíblica de España (SBE): la presentación del libro La Biblia perseguida, microhistorias de colportores, cuyo autor es el pastor y teólogo Máximo García Ruiz, estuvo arropada por una exposición de veinte fotografías titulada “Colportores”, perteneciente al fondo histórico de la propia Sociedad Bíblica, y presentada por el veterano profesional, fundador de la revista FOTO y editor adjunto de Periodistas en Español, Manuel López.
Manuel López fue comentando cada una de las fotografías expuestas, reconociendo que la prensa tiene una laguna en cuanto a la publicación de instantáneas del pueblo llano, y que estas fotos son parte de ese eslabón perdido entre el periodismo oficial y el que narra la vida cotidiana de un pueblo.
También dejó el reto de reivindicar el nombre de “colportor”, galicismo que cobró vida cuando se intentaba nombrar a estos hombres cuyo cometido era llevar la Biblia a todos, recorriendo pueblos y ciudades de España, portando al hombro su carga y empleando diversos medios hasta que se motorizaron, y cuyas penurias y logros llaman hoy nuestra atención.
PARTICIPACIONES
Mariano Blázquez, secretario ejecutivo de la FEREDE (Federación de Entidades Religiosas Evangélicas de España) habló del libro, cuyos relatos de persecuciones pueden parecer paradójicos en el día de hoy pero que, por estar centrado en los avatares y la vida de quienes se dedicaban a difundir la Biblia, resultan una lectura gráfica que nos hace adquirir luz sobre la situación que atravesaban las personas, las iglesias, la propia historia. Califica a este libro de “interesante para los evangélicos que estamos avanzando hacia el desconocimiento de nuestra propia historia, al tiempo que se acrecienta el desprecio por cuanto hemos vivido, es decir, nuestra historia, que no es solo nuestra, sino también la historia de España”.
José Manuel López Rodrigo, director de la Fundación Pluralismo y Convivencia, colaboradora del evento, felicitó a la Sociedad Bíblica por haber llegado a sus 175 años y por el acierto de haber editado el libro La Biblia perseguida, cuyo contenido le había hecho pasar un buen rato, y sonreír a veces, pero también pensar al toparse en una de sus páginas con el tema de la identidad de los españoles. Este debate, el de la identidad, sigue vigente y el libro nos da pautas sobre dicho tema. López Rodrigo vuelve a insistir en que ésta, también, es la historia de España y concluyó diciendo: “voy a ser colportor de este libro”.
Manuel Cerezo, secretario ejecutivo del Consejo Evangélico de Madrid (CEM), organizador junto con la SBE de esta presentación, basando su intervención en el hecho de que los colportores vendían el Libro perseguido, hizo hincapié en el valor y contenido del "Libro de los libros".
Máximo Garcíaen su charla dio un paseo por la historia de la Reforma en España preguntándose si ha habido tal Reforma. Respecto al libro nos dice: “a través de las micro-historias que ofrece el libro, el lector va introduciéndose en un mundo por lo regular totalmente desconocido no solamente para el común de los españoles, sino también para los propios protestantes, poco dados a bucear en sus orígenes”. Nos recuerda también que esta labor de los colportores, que trabajaban bajo la dirección de las Sociedades Bíblicas, iba pareja a la apertura de modestas capillas en las que algunas de sus congregaciones protestantes aún perduran.
El director general de la Sociedad Bíblica, José Luis Andavert, hizo un reconocimiento a quienes le precedieron en su cargo, y a su labor esforzada a través de años de incertidumbre, de falta de libertad, de contienda fratricida y de situaciones complejas. “Hoy todo es mucho más cómodo”, dijo señalando una fotografía del pastor Adolfo Araújo, secretario ejecutivo de la Sociedad Bíblica durante los años difíciles y quien, sentado en el suelo en un alto en el camino, atizaba el fuego para calentar la comida que iba a compartir con otro colportor, gesto habitual en los desplazamientos de todos ellos.
Fuente: SBE-Actualidad Evangélica

Publicado en: PROTESTANTE DIGITAL - Cultura - <em>La Biblia perseguida</em>, homenaje a los colportores y a la historia del protestantismo en Espa&ntilde;a