PUBLICIDAD
 
jueves, 20 de junio de 2019   inicia sesión o regístrate
 
Protestante Digital

 
PUBLICIDAD
 
SÍGUENOS EN
  • Twitter
  • Facebook
  • Google +
  • Instagram
  • YouTube
  • Rss
 

  • Donar a Protestante Digital
  •  
    PUBLICIDAD
     
     



    2
     

    Abdías: ¿un libro para hoy?

    La revelación del libro de Abdías no solo señala al pasado con la lucha entre los hermanos Jacob y Esaú, sino también a Jesús, que es descendiente según la carne de Jacob, y a Herodes, que era edomita.

    GERMÁN OCHOA GARCÍA ESPAÑA 08 DE MAYO DE 2018 22:31 h

    El profeta Abdías no es muy conocido ni mencionado desde los púlpitos de nuestras iglesias. De hecho, encontrar donde está ubicado este libro en nuestras Biblias podría llegar a ser toda una aventura. Este detalle podría deberse a que hay un gran número de profetas menores.



    El nombre Abdías se deriva del hebreo Obhádhyah, que significa “sirviente, servidor, o adorador del Señor”. Es el cuarto después de Oseas, Joel y Amós, y está justo antes de Jonás. Es el libro más corto de todo el Antiguo Testamento. Si lo buscas en una Biblia física y no tienes buena práctica, créeme: ¡te va a costar mucho!



    ¿Cuándo fue la última vez que escuchaste una predicación que exponga el contenido de esta profecía? En mi caso, no lo recuerdo. Este hecho me invita, y nos invita, a preguntarnos: ¿Qué mensaje hay en este libro?



    La profecía que aparece registrada en el libro de Abdías encierra una revelación muy significativa y ha de calar profundo en nuestros corazones. Bien dice la Palabra de Dios que ‘toda la Escritura es inspirada por Dios, y útil para enseñar, para redargüir, para corregir, para instruir en justicia…’ (2 Ti 3:16)[i]. Fue ese el mensaje que le dio el apóstol Pablo a su hijo espiritual Timoteo en referencia al Antiguo Testamento, incluido nuestro libro del profeta Abdías.



    Acerca de Abdías se sabe bien poco. Tan solo que pertenecía al reino de Judá. Sobre el fondo histórico existen varias posturas, cosa en la que no queremos ahondar en este escrito. Tal parece que Abdías estaba familiarizado con la profecía de Jeremías o viceversa pues, al observar los nueve primeros versículos, hay un mensaje similar al proclamado por el profeta mayor. (Jeremías 49:7-16). Algunos exégetas atribuyen, por los versículos 10-14, que el periodo al que se refiere se ubica en los años 587-586 a 538 a.C., con la caída de Jerusalén y la deportación a la que fue sometido el pueblo de Judá por los babilonios.



     



    La profecía relata en exclusiva el destino de Edom (1-6)



    Este pueblo confiaba en su destreza para reaccionar y en su posición estratégica, pero es en vano: los ladrones lo saquearán sin dejarles nada (5-6).



    Los que creía tener por aliados le darán la espalda (v7).



    La sabiduría en la que se apoyaba le traicionará (8-9).



    Su castigo es debido a la actitud mostrada hacia Judá, cuando los extraños echaban suertes sobre Jerusalén (10-11).



    Su manera de actuar frente a la desgracia ajena le traerá consecuencias desastrosas (12-14).



    Ya está cerca “el día de Jehová sobre todas las naciones”, cuando serán juzgadas y Edom recibirá el mismo trato que ha dado a los demás (16-18).



    El sufrimiento experimentado por Judá cambiará “recuperando sus posesiones” y juzgarán el monte de Esaú.



    Finalmente, el Señor establecerá su ley (19-20).



    Ya desde el Génesis podemos ver que Isaac, a la edad de cuarenta años, ora por su mujer Rebeca para que pudiera concebir, pues era estéril y Dios concedió su petición. La lucha que hay entre los dos hermanos, Jacob y Esaú, desde el vientre de su madre se registra así: Y los hijos luchaban dentro de ella... (Génesis 25:22a). A partir de aquí, se desarrolla toda la historia de estos dos hermanos, sus respectivas descendencias constituyendo los pueblos de Edom y Judá, y el futuro de cada uno de ellos.  Es necesario recordar que Esaú menosprecio su primogenitura; la bendición de su padre por un plato de lentejas, (Genesis 25:34). 



    El tema del libro de Abdías es el castigo a Edom. Ellos eran descendientes de Esaú, un pueblo que por la presión de grupos árabes se vieron obligados al destierro y poco a poco se instalaron en el sur de Judá, pueblo que son descendientes de Jacob. Esto permitió que, por muchos siglos de mala relación, la crueldad fuera muy común. El pueblo edomita finalmente desapareció, tal y como aparece en la profecía (Abdías 10b).  



    En el 126 a.C., durante el periodo de independencia de Israel (143 a 63 a.C.), Juan Hircano, sucesor e hijo de Simón, uno de los hermanos de la familia de los Macabeos (ver 1 Macabeos capítulo 16), obligó a los edomitas a convertirse al judaísmo, imponiéndoles la circuncisión. Finalmente, en la época del imperio romano este pueblo desapareció[ii].



    Viendo un poco la historia que encierra la profecía de este libro, podríamos preguntarnos: Abdías ¿un libro sin mensaje para hoy? ¡Un mensaje al corazón! Y es así, pues el pecado que Dios castiga en esta profecía, no es otro que la «soberbia del corazón» (Abdías 1:3a).



    Fue esta falta la que le trajo graves consecuencias a Edom, la actitud de su corazón; uno que se enalteció a tal punto que llego a pensar, en su orgullo: ¿Quién me derribará a tierra? (Abdías 1:3c). Este pueblo creía que al vivir geográficamente en un lugar estratégico, en las hendiduras de las peñas, en tu altísima morada (Abdías 1:3b), no sería objeto de la mirada y el juicio divino. De allí la respuesta de Dios: Si te remontares como águila, y aunque entre las estrellas pusieres tu nido, de ahí te derribaré, dice Jehová. (Abdías 1:4).



    Más adelante, se registra una lista con ocho «no debiste» pronunciados por Dios en boca del mensajero mencionado por Abdías en su visión (Abdías 1:1). Éstos reflejan claramente el carácter y los aspectos de un corazón entenebrecido con la soberbia.



    Pues no debiste tú haber estado mirando en el día de tu hermano, en el día de su infortunio; no debiste haberte alegrado de los hijos de Judá en el día en que se perdieron, ni debiste haberte jactado en el día de la angustia. No debiste haber entrado por la puerta de mi pueblo en el día de su quebrantamiento; no, no debiste haber mirado su mal en el día de su quebranto, ni haber echado mano a sus bienes en el día de su calamidad. Tampoco debiste haberte parado en las encrucijadas para matar a los que de ellos escapasen; ni debiste haber entregado a los que quedaban en el día de angustia. (Abdías 1:12-14)



    Si nos fijamos bien, la revelación del libro de Abdías no solo señala el pasado con la lucha entre los hermanos Jacob y Esaú, sino también a Jesús, que es descendiente según la carne de Jacob, y a Herodes, que era edomita. La realidad que vivió el pueblo de Judá, debería recordarnos a nuestro Señor Jesús siendo objeto de la más grande injusticia, humillado, maltratado, escupido, azotado… Fue a la cruz para librarnos de nuestra maldad, de nuestro engaño, de nuestra soberbia de corazón cuando en algún momento pudimos creer que no le necesitábamos y tal vez pensamos que éramos autosuficientes.



    La Buena Noticia del Evangelio es que Jesús murió y ¡resucitó! Tal y como está escrito en Abdías, su pueblo permaneció (Abdías 1:15-21). Del mismo modo que Dios le hizo justicia a Judá; el sacrificio de Cristo permite derramar por Gracia la inmensa Misericordia de Dios sobre cada uno de nosotros; sobre su iglesia. Una iglesia que ha sido librada de la muerte y de la maldad, que está llamada a no caer en el error garrafal de la soberbia de corazón.[iii]



     



    Germán Ochoa García – Estudiante de Teología – Córdoba (España)



     







    [i] Todas las citas son de la Reina Valera 1960.





    [ii] PADILLA, Washington y GONZÁLEZ, Justo L, Amós y Abdías (Miami, FL: Editorial Caribe, 1993). p. 230.





    [iii] BIBLIOGRAFÍA:



    BRIDGER, Gordon. Abdías, Nahúm, y Sofonías: la bondad y la severidad de Dios. Barcelona; Grand Rapids, Michigan: Andamio; Libros Desafío, 2015.



    G. CAMPBELL, Morgan. Los Profetas Menores. Terrasa (Barcelona: Clie, 1984.



    PADILLA, Washington, y GONZÁLEZ, Justo L. Amós y Abdías. Miami, FL: Editorial Caribe, 1993.



     




     

     


    2
    COMENTARIOS

        Si quieres comentar o

     

    Alfonso Chíncaro (Perú)
    25/06/2018
    23:31 h
    2
     
    Estimado Germán: Sólo quiero decirle por qué le hice la pregunta. Primero, es verdad que Abdías es muy poco estudiado. Luego, usted estudia teología. Finalmente, no me cuadra que Dios levante un profeta, que le ordene registrar Su mensaje y que lo incluya en el canon para dar las mismas lecciones que han llegado a la humanidad a través de personas magistrales como Esopo o Samaniego. Imagino que piensa distinto, pero no piense que hay detrás de mis palabras alguna falta de respeto. Bendiciones.
     

    Alfonso Chíncaro (Perú)
    07/06/2018
    20:18 h
    1
     
    Germán, saludos. No sé si estoy muy volado. Pienso que si el libro de Abdías no se menciona en el NT es porque todavía no ocurrió su cumplimiento. Conforme a eso, pienso que el uso de la palabra 'hermano' es significativo (al inicio del texto citado), ya que no se trata de personas, sino de pueblos. Será muy aventurado pensar que la profecía habla de hermanos que actúan erradamente en los tiempos del juicio de Dios, en estos últimos tiempos? Se verá la iglesia expuesta a ese peligro o tentación?
     



     
     
    ESTAS EN: - - - Abdías: ¿un libro para hoy?
     
    PUBLICIDAD
     
     
     
    AUDIOS Audios
     
    “Por mucho amor que reciba un niño en una institución, no es el medio ideal para desarrollarse” “Por mucho amor que reciba un niño en una institución, no es el medio ideal para desarrollarse”

    Francisca Capa explica el trabajo de REPINNAV (Red de Protección de Niños, Niñas y Adolescentes en Vulnerabilidad) en Huaraz (Perú).

     
    “Queremos unir a la iglesia evangélica para orar” “Queremos unir a la iglesia evangélica para orar”

    El próximo 8 de junio las iglesias evangélicas son invitadas a participar de España oramos por ti, un evento simultáneo en 52 puntos del país.

     
    Protestantes en España: creer a la contra Protestantes en España: creer a la contra

    Documentos RNE dedica un amplio reportaje sonoro a la historia del protestantismo en España. Participan Gabino Fernández, Doris Moreno y Ricardo García.

     
    “Con nuestro trabajo podemos ser agentes de restauración” “Con nuestro trabajo podemos ser agentes de restauración”

    Jaume Llenas comienza una nueva etapa como asesor de los Grupos Bíblicos Graduados. En esta entrevista comparte su visión sobre el trabajo, la vocación y la misión en el ámbito laboral.

     
    Cuidado pastoral y psicología Cuidado pastoral y psicología

    El teólogo Julio Díaz Piñeiro explica el desarrollo histórico del cuidado pastoral en Estados Unidos, con sus aciertos y errores a la hora de aplicarse a un contexto como el español.

     
    FOTOS Fotos
     
    X Encuentro de Literatura Cristiana X Encuentro de Literatura Cristiana

    Algunas fotos de la entrega del Premio Jorge Borrow 2019 y de este encuentro de referencia, celebrado el sábado en la Facultad de Filología y en el Ayuntamiento de Salamanca. Fotos de MGala.

     
    Idea2019, en fotos Idea2019, en fotos

    Instantáneas del fin de semana de la Alianza Evangélica Española en Murcia, donde se desarrolló el programa con el lema ‘El poder transformador de lo pequeño’.

     
    15º Aniversario de Protestante Digital 15º Aniversario de Protestante Digital

    Fotos de la celebración realizada en Barcelona el 5 de octubre.

     
    Medio siglo de GBU, en fotos Medio siglo de GBU, en fotos

    Un repaso gráfico a la historia de GBU en nuestro país.

     
    ‘Los poetas y Dios’, 15ª edición ‘Los poetas y Dios’, 15ª edición

    Algunas fotos del encuentro de poesía espiritual celebrado los días 2 y 3 de noviembre en Toral (León). Fotos de Jacqueline Alencar.

     
    VÍDEOS Vídeos
     
    Toda la Biblia: 2ª Pedro Toda la Biblia: 2ª Pedro

    Un Dios lleno de gracia prepara algo especial para nosotros en los cielos nuevos y la tierra nueva.

     
    El informativo #4: Evangélicos en la OEA, la ONU pide proteger a minorías religiosas El informativo #4: Evangélicos en la OEA, la ONU pide proteger a minorías religiosas

    El 22 de agosto es el día designado por la ONU para conmemorar a las víctimas de violencia por motivo de creencia o religión. Esta y otras noticias en nuestro resumen semanal.

     
    Las Tres Tabernas: Marcos Vidal Las Tres Tabernas: Marcos Vidal

    Alex Sampedro entrevista a Marcos Vidal en profundidad sobre iglesia, pastorado, arte, literatura o redes sociales.

     
    Yo soy la resurrección y la vida Yo soy la resurrección y la vida

    En Jesús encontramos a un Dios que no es indiferente, sino un Dios que llora con nosotros.

     
    Yo soy el pan de vida Yo soy el pan de vida

    Si ningún placer de la vida puede satisfacernos del todo, puede que estemos hechos para algo más.

     
    “Es urgente renovar la praxis del ministerio a la infancia” “Es urgente renovar la praxis del ministerio a la infancia”

    Conversamos con Javier Martín, coordinador de min19, sobre la necesidad de dar espacio e importancia a los niños, tal y como hizo Jesús.

     
     
    Síguenos en Ivoox
    Síguenos en YouTube y en Vimeo
     
     
    RECOMENDACIONES
     
    PATROCINADORES
     

     
    AEE
    PROTESTANTE DIGITAL FORMA PARTE DE LA: Alianza Evangélica Española
    MIEMBRO DE: Evangelical European Alliance (EEA) y World Evangelical Alliance (WEA)
     

    Las opiniones vertidas por nuestros colaboradores se realizan a nivel personal, pudiendo coincidir o no con la postura de la dirección de Protestante Digital.