PUBLICIDAD
 
sábado, 29 de abril de 2017   inicia sesión o regístrate
 
Protestante Digital

 
PUBLICIDAD
 
SÍGUENOS EN
  • Twitter
  • Facebook
  • Google +
  • Instagram
  • YouTube
  • Rss
 

  • Donar a Protestante Digital
  •  
    PUBLICIDAD
     
     



    El Pensamiento Cristiano XXII
    16
     

    La intolerancia profundiza divisiones en la iglesia

    Como prometió, Jesucristo edifica Su iglesia en perfecta unidad con el Padre. Pero la idolatría se filtra en ella para dividirla, apoyada en ilustrados racionalistas y sus obsecuentes discípulos.

    AGENTES DE CAMBIO AUTOR Óscar Margenet 15 DE ENERO DE 2017 08:20 h
    Un retrato del memorable Tertuliano.

    La intolerancia es uno de los indicadores de estos tiempos. Se la verifica en todos los órdenes de la vida.



    En esta serie sobre los reformadores que pertenecieron y pertenecen a la única y verdadera iglesia de Dios (no a una denominación exclusiva) repasamos la intolerancia de los poderosos que arrasó (y aún arrasa) la vida de muchos genuinos cristianos 01.



    Leyendo algunos artículos en P+D podemos ver cuán fácilmente podemos caer en la tentación de usar expresiones que incluyen algún grado de intolerancia. Esto es más visible en ciertos comentarios cuando no sabemos resumir con exactitud lo que deseamos transmitir.



    Hay comentarios de lectores que demuestran leer las Escrituras cual discípulos de Descartes 02. Imitando a los médicos forenses diseccionan el cuerpo en cada una de sus partes, para luego formular sus propias deducciones. Así, aún involuntariamente, le hacen decir a la Biblia lo que no dice. También están los que califican peyorativamente todo aquello que no les agrada.



    Si nos acercamos al Libro con la mente abierta a la Revelación, y observamos sus hechos reales en todo su contexto él permite arribar a conclusiones generales. Ese es el ‘método inductivo’, que emplean los médicos al inducir el parto, con el objetivo de garantizar la integridad física tanto de la madre como del niño, en el acto del alumbramiento.



    Las cartas apostólicas y el Apocalipsis enumeran una larga serie de cuestiones problemáticas que desafiaban la fe en Cristo dentro de las iglesias. La semilla de la jerarquía clerical fue sin duda la generadora de la desviación más notoria. A causa de ella, aquellos que osaran poner en duda los lineamientos bajados por el obispo de Roma, tarde o temprano caían en desgracia.



    Los valientes de esta serie no temieron a los intolerantes de las jerarquías terrenales, recordaron que en los cielos tenemos una segura ancla para nuestra fe 03.



    Del libro ‘La Marcha del Cristianismo’ 04 nos toca hoy resumir la obra de uno de los apologetas del Evangelio de mayor influencia después de los Apóstoles, y bastante antes de los días del emperador Constantino. De él dice su autor, Juan Crisóstomo Varetto:



    Tertuliano de Cartago



    La antigua ciudad de Cartago, situada en las márgenes africanas del Mediterráneo, fue la cuna del elocuente orador, fuerte apologista, e incansable luchador que se llamó Tertuliano 05. A pesar de su civilización, los cartagineses eran rudos, impetuosos, y de costumbres casi salvajes. De este ambiente salió, algo refinado pero no del todo pulido, el más elocuente de los defensores del cristianismo.



    Fue su padre un centurión del ejército romano. Pertenecía, por lo tanto, a la clase media de la sociedad. En vista de sus dotes naturales de orador fogoso, sus padres lo iniciaron en la carrera de las leyes, esperando verlo actuar de manera sobresaliente en las contiendas que se debatían en el Foro.



    Llegó a ser poderoso en la lengua griega, pero su idioma, el idioma con el que iba a pelear mil batallas y escribir numerosos volúmenes, fue el latín, que dominó y manejó cual ningún otro en su época.



    La vida pagana le arrastró en todas las corrientes del vicio. El circo, el bajo teatro, y los mil placeres carnales que Cartago ofrecía, tuvieron en el joven pagano un apasionado admirador y partícipe.



    No sabemos cómo tuvo lugar su conversión, pero parece que ésta fue repentina, y tal vez producida por el espectáculo inspirador que le ofrecían los mártires que iban valiente y gozosamente al encuentro de la muerte.



    Pero sabemos que se convirtió siendo hombre ya hecho, y cuando había probado la impotencia de los placeres mundanales para satisfacer las necesidades del hombre.



    La crisis por la cual pasó tuvo necesariamente que ser violenta, para que fuese vencida su impetuosa naturaleza carnal, y pudiese ser formado en él ese hombre nuevo que es criado conforme a Dios en justicia y santidad de verdad.



    Pressensé 06 al hablar de este cambio y de su carácter, dice:



    "Entró en la nueva carrera con toda impetuosidad de su naturaleza, y desde el día que puso la mano al arado, en el campo regado con tanta sangre, nunca lanzó una mirada hacia atrás.



    De las cosas que quedaron atrás, sólo pensó como de cosas malditas y se esforzó con todo su poder hacia el blanco que estaba delante. Sin pesar ninguno, holló con sus pies toda cosa que se interponía entre él y sus aspiraciones, ya fuese este obstáculo el paganismo con sus pompas y glorias, o ya las formas eclesiásticas de su tiempo, cuando le parecía que dejaban de llenar su verdadero objeto. Siempre estaba listo para declarar que sólo las cosas imposibles eran dignas de nuestros esfuerzos.



    Tuvo, por lo tanto, la porción que le toca a los espíritus ardientes y anhelosos, nunca supo lo que era reposo; su mano estuvo siempre contra todos. Su vida fue una larga batalla, primeramente consigo mismo, luego con toda influencia opuesta a sus ideas, o que en algo difería.



    Para él la moderación era imposible; iba a los extremos tanto en el odio como en el amor, en lenguaje como en pensamiento; pero todo acto o palabra de su parte, era el resultado de profundas convicciones, y estaban animados por lo que sólo puede dar vitalidad a los esfuerzos del espíritu humano —un sincero ardor y pasión por la verdad.



    Aun los excesos de su vehemencia le dieron un elemento de poder, porque empleaba a su servicio una elocuencia fogosa. Todo su carácter se resume en una palabra: pasión".



    El historiador católico Duchesne 07, al referirse a Tertuliano, dice:



    "Desde el año 197 se le encuentra con la pluma en la mano, exhortando a los mártires, defendiendo la religión ante la opinión pagana y contra los rigores del procónsul. Desde sus primeros escritos se revela esa retórica ardiente, esa verbosidad inagotable, este conocimiento profundo de su tiempo, esa familiaridad con los hechos antiguos y los libros que los relatan, ese espíritu instigador y agresivo, que caracteriza toda su literatura".



    Se inició como escritor cristiano dirigiendo una carta animadora a los muchos hermanos que estaban presos y esperando la hora del martirio. Parece que envidia la suerte de aquellos que sufrían por la buena causa, y expresa sus profundos anhelos de llegar pronto al fin de su peregrinación terrestre.



    Este mundo corrompido no tiene para él ningún encanto, a causa del reino tan manifiesto del pecado. Suspira por estar con el Señor, y verse libre de la atmósfera corrupta de esta existencia.



    La prisión obscura que habitaban todos los mártires no podía ser peor que todo lo que se halla en medio de una sociedad corrompida. El corazón del autor se ve en uno de los párrafos de esta carta, que dice así:



    "No tenéis los falsos dioses ante vuestros ojos, no tenéis que pasar delante de sus estatuas; no tenéis que participar con vuestra presencia de las fiestas de los paganos; estáis libres de tener que aspirar el incienso corrompido; vuestros oídos no se ofenden con los clamores que salen de los teatros, ni vuestras almas son irritadas por la crueldad, la locura y vileza de aquellos que toman parte; vuestros ojos no se profanan por las escenas que se ven en esos refugios del vicio y de la prostitución".



    El lenguaje de Tertuliano demuestra el pesar e indignación que producían en su ánimo las escenas que tenía que contemplar a cada paso en las calles y plazas de la gran ciudad africana. Los mismos o aun más profundos sentimientos expresa cuando escribe su famoso tratado contra los espectáculos.



    Sus escritos son numerosos, extensos y variados. Escribió con tal vitalidad, que aun cuando han desaparecido las causas que produjeron sus obras, éstas no han perdido del todo su frescura, y diez y siete siglos que median entre nosotros y él, no han podido marchitar las flores de su jardín literario 08.



    No hay cuestión teológica, especulativa, doctrinal y moral que él no haya tratado, ni error que no haya sentido la descarga de sus terribles plumazos. Su Apología es más bien un desafío a los paganos. Defiende valientemente a sus hermanos perseguidos, en el gran foro de este mundo, con todo el ardor que tiene el buen abogado cuando sabe que su causa es justa.



    Como él mismo dice, no teme a ninguna de las dos caras del dios Jano 09.



    "Crucificadnos, - escribe a los paganos - torturadnos, que cuanto más nos segáis más crecemos. La sangre de cristianos es semilla de cristianos."



    En aquellos días habían crecido mucho las iglesias montanistas 10. Las ideas que sus adeptos profesaban, cuadraban tan bien con la manera de ser de Tertuliano, que se ha dicho que si el montañismo no hubiera existido, Tertuliano lo habría fundado. No tardó en adherirse a este movimiento, poniendo por completo su persona, sus facultades y su elocuencia al servicio de esta causa.



    Hay que entender que los montanistas se habían apartado de los otros cristianos en señal de protesta contra el formalismo, clericalismo, y decadencia espiritual que se empezaba a notar en muchas iglesias. Aspiraban a mantener la más completa pureza y fervor.



    Daban énfasis al sacerdocio universal de los creyentes, y eran democráticos en el gobierno de las iglesias, en oposición a las pretensiones del naciente episcopado. Se les acusa de haber llevado a un extremo peligroso lo que ellos creían ser la inspiración profética. Hombres y mujeres se levantaban en las asambleas, no sólo para predicar, sino para profetizar acerca del futuro.



    El movimiento revestía todos los caracteres de los avivamientos; gran exaltación, mucho rigorismo, terribles amenazas. Creían en la inminencia de la segunda venida del Señor; gloriosa esperanza que los otros cristianos empezaban a perder. Tertuliano decía:



    “¡Oh, qué espectáculo será la gloriosa y triunfante venida de Cristo, tan seguramente prometida, y tan cercana! ¡Qué gozo el de los ángeles y qué gloria la de los santos resucitados! ¡Empezará su reino y se levantará una nueva Jerusalén!



    Después vendrá la escena final —el amanecer del gran día del juicio y de la confusión de las naciones que se burlaban y no esperaban aquel día que con llama devoradora destruirá el viejo mundo, con todas sus obras. ¡Oh, glorioso espectáculo!"



    Tertuliano fue siempre montanista en su espíritu. Para adherirse a ellos no tuvo que pasar por ninguna crisis ni efectuar ningún cambio de ideas. Lo que le decidió a pronunciarse franca y abiertamente por ellos fue el observar que eran calumniados y combatidos injustamente.



    Tertuliano murió en el año 220, legando al cristianismo el ejemplo de su incansable actividad, de su fervor y sinceridad nunca desconocidos, de su amor a los perseguidos por causa de la justicia; y sus magníficas obras literarias que perdurarán en el mundo como ricos modelos de la primitiva elocuencia cristiana.



    El hacha de Juan Bautista 11 nunca se le cayó de la mano, y constantemente la hizo caer firme y pesada sobre la raíz del árbol carcomido de la idolatría.



    -------oooooo0ooooooo-------



    El próximo artículo DM versará sobre la literatura cristiana del segundo siglo. Hasta entonces.



    Notas



    Ilustración: Un retrato del memorable Tertuliano; https://deregresoalacruz.org/2016/11/17/quien-fue-tertuliano-de-cartago/



    01. La serie ‘El Pensamiento Cristiano’ comenzó con ‘Ocúpate en la Lectura, la Exhortación y la Enseñanza: LEE’ hace exactamente un año, el 09/01/2016.

    02. René Descartes (1596 – 1650) filósofo, matemático y físico francés, considerado como el padre de la geometría analítica y de la filosofía moderna. Su enorme influencia se verifica en los libros de clase de la escuela Secundaria.



    03. Hebreos 6:17-20



    04. Obra de J. C. Varetto, páginas 79 a 84.



    05. Quinto Septimio Florente Tertuliano (160 – 220), pagano convertido por Jesucristo, fue un prolífico escritor durante la segunda parte del siglo II y primera parte del siglo II.



    06. Edmond M. D. de Pressensé (1824 – 1891) pastor protestante francés, teólogo y político; fue senador inamovible de la Tercera República.



    07. Louis Marie Olivier Duchesne (1843 – 1922) sacerdote de la ICAR francés, filólogo, profesor e historiador crítico del cristianismo y de la liturgia católica y de sus instituciones.



    08. Varetto escribió su libro en el siglo pasado; ahora ya son 18 los siglos que nos separan de Tertuliano.



    09. Jano (en latín Janus) en la mitología romana es el dios de las puertas, los comienzos y los finales. Por eso le fue consagrado el primer mes del año y se le invocaba públicamente el primer día de enero, mes que derivó de su nombre (que en español pasó del latín Ianuarius a Janeiro, luego a Janero y por último a enero). Es representado con dos caras, mirando hacia ambos lados de su perfil y no tiene equivalente en la mitología griega. El Janículo, colina ubicada en Roma, debe su nombre a este dios.



    10. El montanismo fue un movimiento que se produjo en el interior de las comunidades cristianas primitivas, como un esfuerzo para revalidar las realidades pneumáticas y escatológicas de los primeros tiempos de la Iglesia. Se trataba de un «movimiento reavivador», como sería llamado posteriormente. El conocimiento que se tiene de este movimiento se funda en el testimonio de los autores cristianos, como Eusebio de Cesarea, Epifanio, Clemente de Alejandría, Orígenes e Hipólito. De mayor importancia es, sin embargo, una fuente original en los escritos de Tertuliano, que se adhirió al montanismo hacia el final de su vida. El montanismo, a diferencia de la gnosis y del marcionismo, no pretendía anunciar una nueva doctrina sino más bien revalorizar ciertos elementos relativamente olvidados de la doctrina tradicional: La escatología, que caracterizaba a la doctrina montanista al afirmar que el fin de los tiempos se acercaba y que llegaría en un plazo muy breve, con lo que resurgía la espera de la parusía tal como lo habían esperado las primeras generaciones cristianas. El montanismo insistió en las prácticas ordinarias en la Iglesia de entonces: preparación al martirio, ayuno, xerofagia (abstención de alimentos húmedos), castidad dentro del matrimonio, prohibición de segundas nupcias, negativa a conceder el perdón a un cristiano bautizado incluso en el caso de que hiciera penitencia. El profetismo, el cual es el elemento verdaderamente dominante en el montanismo. Sus promotores intentaron revivir el profetismo cristiano, que apenas existía en la época. No obstante, su concepción del profetismo difería sustancialmente de la tradición primitiva, puesto que los profetas del montanismo se consideraban receptáculos de la divinidad: no eran ellos quienes hablaban, era el Espíritu quien hablaba por su boca. Así, Montano era un nuevo Paráclito que continuaba la revelación contenida en el Evangelio (tomado de Wikipedia).



    11. Mateo 3:10; Lucas 3:9.



    Importante: todas las notas y énfasis en negritas son exclusivos de este autor.


     

     


    16
    COMENTARIOS

        Si quieres comentar o

     

    jorgevaron
    20/01/2017
    20:19 h
    14
     
    La democracia es el peor de los sistemas políticos, salvo todos los demás. Escribía sir W. Churchill. La tolerancia debe ser defendida por los cristianos evangelios, en el marco de lo político. Pero la iglesia no es un sistema político (aunque le pese a algunos). Cuando los fundamentos de nuestra fe peligran, por los ataques de la teología liberal o conservadora-liberal, o como se llame, estamos en la obligación y el derecho de reaccionar en el Espíritu.
     

    EZEQUIEL JOB
    19/01/2017
    22:21 h
    13
     
    Para flash (2/2)Los Cristianos somos cartas de Cristo, expedidas no con tinta, leídas por todos los hombres (2Cor3:2-3), no necesitamos “representación”, ¿ante quién?, nuestra presentación son nuestras buenas Obras, vidas honestas y puras, con los Frutos del Espíritu (Señor Jesús) en nuestras vidas. La Iglesia de Cristo ya está unida, solo tenemos que mantener la Unidad en el Espíritu (Ef4:3), toda persona que se sujete a los mandatos del Señor Jesús, esté donde esté, ya es de la Iglesia(1Cor1:2
     
    Respondiendo a EZEQUIEL JOB

    flash
    29/01/2017
    12:49 h
    15
     
    Está bien pero, ¿quién te garantiza todo eso? Es como que yo tengo un cheque de un millón de dólares a mi nombre, ¿quién me garantiza que tal cheque tiene fondos? Evidentemente que es la certificación. De la misma manera sucede en el cristianismo.
     

    EZEQUIEL JOB
    19/01/2017
    22:15 h
    12
     
    Para flash, (1/2) Los Cristianos solo nos sujetamos a Cristo, La Palabra de Dios (La Biblia), es nuestra única autoridad, no necesitamos un “magisterio”, no es bíblico, para que nos digan lo que ya está escrito, con el peligro de que se desvíen de la doctrina, y nos digan que hagamos cosas que no están escritas, por ejemplo la idolatría (abominación). Solo perseveramos en la doctrina de Cristo (2Jn1:9-11), no necesitamos otra. El homosexualismo, aborto, etc., está claro y explicado en La Biblia
     
    Respondiendo a EZEQUIEL JOB

    flash
    29/01/2017
    12:53 h
    16
     
    “Nos sujetamos a la palabra de Dios”. Nadie duda de la Palabra de Dios. Pero te cuento un caso anecdótico. Un pastor coge la Biblia y la abre y coloca su dedo es un texto bíblico que decía: “Entonces Judas tirando las monedas, salió y se ahorcó”. El pastor dijo: “Esto no puede ser”. Cerro la Biblia y la abrió de nuevo colocando su dedo en el siguiente texto: “Vete y haz tu lo mismo”.
     

    Óscar Margenet Nadal
    19/01/2017
    15:17 h
    11
     
    A post #7 (2): el Apóstol usa 'disenso' como una circunstancia natural esperable en una iglesia que convive con la paz del Señor; una comunidad que ha alcanzado cierta madurez y respeto a la diversidad en Cristo. El disenso es positivo si genera el diálogo edificante. Pero, si se usa carnalmente es raíz de orgullo, encono, libertinaje y descrédito gratuito del otro. Esto pasaba en Corinto y causaba divisiones, como expresa Pablo en el capítulo 3. 1ª Corintios 10:23 es la clave hermano. Saludos.
     

    Óscar Margenet Nadal
    19/01/2017
    14:57 h
    10
     
    A post #7 (1): Saludos Ezequiel Job, te sugería en el post 2 leer los versículos 16 y 17: “Con todo eso, si alguno quiere ser contencioso, nosotros no tenemos tal costumbre, ni las iglesias de Dios. Pero al anunciaros esto que sigue, no os alabo; porque no os congregáis para lo mejor, sino para lo peor.” Ellos arrojan luz sobre el 18 donde Pablo usa un giro literario propio; él cree 'en parte' lo que 'oye' sobre divisiones entre los corintios. Sigo en (2) sobre ‘disensión’ y ‘división’.
     

    flash
    18/01/2017
    04:54 h
    6
     
    En 1 Cor 11,19 se lee: “Es preciso que entre vosotros haya disensiones”. “Es preciso”, da la impresión que fuere una CITA PROFÉTICA. Muchos exegetas sostienen que este versículo se trata de un AGRAFON. Es decir, palabra no contenida en los evangelios canónicos, que Pablo aplica a los grupos que existen en Corinto. Véase Actos. 20,35 Saludos
     
    Respondiendo a flash

    EZEQUIEL JOB
    19/01/2017
    00:06 h
    8
     
    Varios versos hablan de las divisiones en La Iglesia, promoviendo doctrinas extrañas, como la idolatría, homosexualismo, etc., hay que apartarse de ellos:"Rom 16:17 Mas os ruego, hermanos, que os fijéis en los que causan divisiones y tropiezos en contra de la doctrina que vosotros habéis aprendido, y que os apartéis de ellos."Tit 3:10 Al hombre que cause divisiones, después de una y otra amonestación deséchalo,","Jud 1:19 Estos son los que causan divisiones; los sensuales, que no tienen al Espír
     

    flash
    18/01/2017
    03:56 h
    5
     
    Una cosa es que haya en la Iglesia: Discordias, disensiones, contiendas, discusiones, riñas y otra cosa es que haya DIVISIONES. Sabemos que el padre de la mentira y de la división, es el demonio.
     
    Respondiendo a flash

    EZEQUIEL JOB
    18/01/2017
    23:33 h
    7
     
    Pablo equipara disensiones con divisiones, es lo mismo: "1Co 11:18 Pues en primer lugar, cuando os reunís como iglesia, oigo que hay entre vosotros DIVISIONES; y en parte lo creo. 1Co 11:19 Porque es preciso que entre vosotros haya DISENSIONES, para que se hagan manifiestos entre vosotros los que son aprobados." (Énfasis mio con las mayúsculas).
     
    Respondiendo a EZEQUIEL JOB

    flash
    19/01/2017
    12:35 h
    9
     
    ¿No te parece Ezequiel, para que haya una doctrina compacta, segura, firme y unánime, se necesite una autoridad que nos garantice? Por ejemplo, yo como católico en el tema de la homosexualidad, la pena de muerte, el aborto, la eutanasia, tenemos al Magisterio Eclesiástico que habla en nombre de todos los católicos. Mi ´pregunta seria: ¿Quién habla “en nombre de la iglesia evangélica, en nombre de los bautistas, en nombre…etc? Alguien debe de garantizar la unidad en la Iglesia. Saludos
     

    Óscar Margenet Nadal
    17/01/2017
    12:06 h
    4
     
    A post #3: así es Ezequiel Job. porque trabajo en temas de la ‘responsabilidad social’ desde hace más de medio siglo estoy persuadido que ‘ocuparnos’ de nuestra salvación es un real privilegio; muy por encima de una simple ‘responsabilidad’. El Señor enseñó a sus discípulos (Lucas 17:9,10) que poder hacer aquello que Él nos encarga es un acto de obediencia y gratitud por haber sido elegidos para hacerlo. Nunca creamos que somos salvos por cumplir bien con nuestro deber. Bendiciones hermano.
     

    EZEQUIEL JOB
    16/01/2017
    04:58 h
    1
     
    En la Iglesia es preciso que haya disensiones, porque Dios quiere que se manifiesten los que son APROBADOS, la elecciòn y la predestinación solo es hasta Cristo (Ef1:3-5)(arrepentimiento), de ahí en adelante cada uno es responsable de su salvación: "1Co 11:18-19 Pues en primer lugar, cuando os reunís como iglesia, oigo que hay entre vosotros divisiones; y en parte lo creo. Porque es preciso que entre vosotros haya disensiones, para que se hagan manifiestos entre vosotros los que son aprobados."
     
    Respondiendo a EZEQUIEL JOB

    Óscar Margenet Nadal
    16/01/2017
    16:45 h
    2
     
    A post #1, Estimado Ezequiel Job: I. Si lees todo Efesios 1 verás que Dios nos ‘escogió’ y ‘predestinó’ para ser sus hijos EN Jesucristo (No ‘hasta Cristo’). II. Recomiendo leer Salmos 3:8; 37:39; Jonás 2:9; Juan 3:16; Romanos 8:28-39; Hebreos 2; Apocalipsis 7:9-12; 12:10 para comprender mejor nuestra relación con la salvación que pertenece a Dios. III. Pablo no enseña que el fin justifique los medios. Conviene leer 1ª Corintios 11:16-19, junto con todo el capítulo 3. Bendiciones hermano.
     
    Respondiendo a Óscar Margenet Nadal

    EZEQUIEL JOB
    16/01/2017
    22:33 h
    3
     
    Amén, Estimado Oscar, estamos en Jesucristo hasta la eternidad, la Salvación es de Dios, quise decir que una vez hecho cristianos esa Salvación NUESTRA (regalo de Dios), por Fe, es nuestra responsabilidad cuidarla. "Flp 2:12 Por tanto, amados míos, como siempre habéis obedecido, no como en mi presencia solamente, sino mucho más ahora en mi ausencia, ocupaos en vuestra salvación con temor y temblor,","Mat 24:13 Mas el que persevere hasta el fin, éste será salvo."Sé fiel hasta la muerte, y yo t
     



     
     
    ESTAS EN: - - - La intolerancia profundiza divisiones en la iglesia
     
    PUBLICIDAD
     
     
     
    AUDIOS Audios
     
    Restaurar al pastor Restaurar al pastor

    Marcos Zapata será uno de los ponentes del próximo Seminario de Teología y Psicología Pastoral que abordará el tema general “¿Quién pastorea al pastor?”.

     
    Erdogán y Turquía según C. Vidal Erdogán y Turquía según C. Vidal

    Entrevista a César Vidal de las razones que han llevado al escenario político actual en Turquía, cómo afecta a Rusia, UE, EEUU, ISIS, Siria, Irán e Israel; y el posible escenario al que conduce.

     
    Trump y Al Asad ¿qué pasa en Siria? C. Vidal Trump y Al Asad ¿qué pasa en Siria? C. Vidal

    Trump ordenó bombardear Siria tras un ataque con armas químicas que se interpretó causado por Al Asad ¿Es esto cierto? ¿Qué hay detrás de esta actuación? ¿Qué pasará con EEUU, Siria, Rusia, Irán e Israel? Entrevista a César Vidal.

     
    “Nos jugamos que podamos expresarnos todos los españoles con libertad” “Nos jugamos que podamos expresarnos todos los españoles con libertad”

    El presidente de Hazteoir hace balance de la campaña del autubús y expresa su preocupación por las leyes aprobadas que en su opinión intentan adoctrinar en la ideología de género.

     
    Venezuela tras el ‘autogolpe’ de Estado

    La crisis actual en Venezuela: un amplio análisis de las causas, situación social y política, y el posible futuro. Entrevista a César Vidal.

     
    ¿Quién pastorea al pastor?

    José Hutter, presidente del grupo de teología de la Alianza Evangélica Española, introduce el tema general del próximo seminario de Teología y Psicología Pastoral (8-11 mayo, Tarragona).

     
    La sexualidad que Dios diseñó: Pau Mnez. Vila Cosmovisión bíblica y ética sexual. Conferencia en la Església Evangèlica Poblenou (Barcelona) del psiquiatra Pablo Martínez Vila.
     
    FOTOS Fotos
     
    Sellos para conmemorar la Reforma Sellos para conmemorar la Reforma

    Lituania, Namibia, Brasil, Benín e incluso Polonia, entre otros, han lanzado sellos conmemorativos del 500º Aniversario de la Reforma. España, no.

     
    La Biblia a través de la historia La Biblia a través de la historia

    Una exposición recorrerá Galicia este año 2017 mostrando la historia de la Biblia y su importancia para la Reforma Protestante.

     
    Idea 2017 en Bilbao Idea 2017 en Bilbao

    El encuentro anual de la Alianza Evangélica Española, del 17 al 19 de febrero, trató el tema general ‘Reconciliación’.

     
    VÍDEOS Vídeos
     
    Bullying: puedes ser parte de la solución Bullying: puedes ser parte de la solución

    ¿Lo sufres? ¿Lo has visto en tu entorno? ¿O lo consientes con tu silencio? Los chicos de BetterTogether nos animan a aplicar la regla de oro en este nuevo vídeo de Mosaico.

     

     
    8 causas: justicia social 8 causas: justicia social

    Los valores de la Reforma protestante impregnaron sociedades. Impulsaron e impulsan personas para luchar por la justicia social como compromiso ineludible y consecuente de su fe en Jesús.

     
    La Reforma protestante sigue viva hoy La Reforma protestante sigue viva hoy

    Hacedores de Historia, con la ayuda de varios jóvenes profesionales (dos artistas, dos abogados -uno político) analiza la vigencia de la Reforma en la sociedad y personas de nuestro tiempo.

     
    Cristianismo para no cristianos: C. Vidal Cristianismo para no cristianos: C. Vidal

    Conferencia impartida por César Vidal dentro de un ciclo del Centro Cultural Argentino de Miami este pasado 10 de abril de 2017.

     
     
    Síguenos en Ivoox
    Síguenos en YouTube y en Vimeo
     
     
    RECOMENDACIONES
     
    PATROCINADORES
     

     
    AEE
    PROTESTANTE DIGITAL FORMA PARTE DE LA: Alianza Evangélica Española
    MIEMBRO DE: Evangelical European Alliance (EEA) y World Evangelical Alliance (WEA)
     

    Las opiniones vertidas por nuestros colaboradores se realizan a nivel personal, pudiendo coincidir o no con la postura de la dirección de Protestante Digital.