PUBLICIDAD
 
lunes, 24 de septiembre de 2018   inicia sesión o regístrate
 
Protestante Digital

 
PUBLICIDAD
 
SÍGUENOS EN
  • Twitter
  • Facebook
  • Google +
  • Instagram
  • YouTube
  • Rss
 

  • Donar a Protestante Digital
  •  
    PUBLICIDAD
     
     



    36
     

    ¿Es bíblico tener apóstoles hoy?

    Hay mucha obsesión con títulos, oficios y el poder lucir y ser importante. Se emplean constantemente las técnicas de publicidad y promoción del mundo secular.
    BENE STUDERE AUTOR Juan Stam 08 DE MARZO DE 2014

    Para enfocar este tema, es necesario primero analizar los diferentes usos de la palabra griega apostolos. El término se deriva del verbo apostellô, que significa simplemente "enviar". Por eso, (1) el sentido más general de apostolos, como en Juan 13:16, es cualquier persona enviada en cualquier misión (recadero, mandadero). Un aspecto más específico de este sentido (2) ocurre en 2 Cor 8:23 y Fil 2:25 cuando mencionan "los mensajeros de las iglesias" (apostoloi ekkêsiôn), como delegados comisionados por las congregaciones para alguna tarea. En tercer lugar (3), la palabra significa "misionero", que es el equivalente en latín (del verbo mitto, misi, "enviar"). En este sentido Jesucristo es el "misionero" enviado por Dios (Heb 3:1). Como veremos más adelante, Cristo no era "apóstol" en el mismo sentido que los doce, sino como "enviado" y "misionero" del Padre y prototipo de la misión de la iglesia (Jn 20:21; Mr. 9:37; Mt 10:40; Jn 13.20: Jesús es el Enviado del Padre).

    El cuarto sentido (4) es lo que generalmente entendemos por "los apóstoles", como Pedro, Pablo y los demás. En ese aspecto, el término podría llamarse un título, de una primacía en cierto sentido jerárquica.[1]

    Dados estos diversos sentidos de la palabra "apóstol", es necesario en cada texto bíblico determinar cuál de ellos se está empleando. Serios problemas resultan cuando se confunde un sentido con otro. Los "apóstoles" de hoy toman pasajes donde el término significa "misionero" pero los aplican en el otro sentido y quieren atribuirse los títulos y autoridades de los doce y de Pablo. La iglesia católica hace algo parecido con su " sucesión apostólica" a través de los siglos. Según el Nuevo Testamento, los apóstoles no tienen sucesores.

    EL TRASFONDO JUDÍO
    El apostolado del Nuevo Testamento se basó en una práctica judía de designar un emisario, llamado ShaLiaJ, con plenos poderes para representar a quien lo había enviado (Esd 7:14; Dn 5:24; cf 2 Cron 17:7-9). El ShaLiaJ era una especie de plenipotenciario ad hoc. Eran comunes las fórmulas legales como "el que te recibe a tí me recibe a mi", "lo que ustedes atan en mi nombre lo he atado yo" y muchos otros parecidos, que aparecen también en el Nuevo Testamento (Mr 9:37; Mt 16:19; Lc 10:16; Jn 13:20; 20:23). La comisión del ShaLiaJ era para una tarea específica y no era transferible a otras personas.

    El paradigma definitivo, Hechos 1: Después de suicidarse Judas, los discípulos sentían la necesidad de completar el número doce, como paralelo con las doce tribus de Israel. Con ese fin, guiados por el Espíritu Santo, definieron los requisitos indispensables para incorporarse en el apostolado. La elección se limitó a "hombres que han estado juntos con nosotros todo el tiempo que el Señor Jesús entraba y salía entre nosotros, comenzando desde el bautismo de Juan hasta el día en que entre nosotros fue recibido arriba" para que "uno sea hecho testigo con nosotros, de su resurrección" (Hech 1:21). Además, la selección fue hecha por Cristo mismo (1:24; cf. 1:2). Veremos en seguida que todas estas mismas condiciones se aplican al caso de Pablo.

    Ese texto, y otros, muestran que para ser apóstol en el mismo sentido que los doce y Pablo, era requisito indispensable haber sido testigo ocular y presencial del ministerio de Jesús (Hechos 1:21-22; cf. 1 Jn 1:1-4) y de su resurrección (Hch 10:40-42; 1Co 15). Por supuesto, tal cosa sería imposible después de morir los contemporáneos de Jesús. La iglesia ahora es "apostólica" cuando es fiel al testimonio de ellos, que tenemos en el Nuevo Testamento, y cumple así su "apostolado" misionero. Sobre el fundamento de ellos Cristo sigue construyendo la iglesia (Efes 2:20).

    Es importante reconocer que esta sustitución de Judas por Matías es el único reemplazo de un apóstol, precisamente para completar el número de doce. Matías no era sucesor de Judas sino su reemplazo. Después, al morir los doce y Pablo, ni el Nuevo Testamento ni la historia de la iglesia narra la elección de algún sucesor de alguno de ellos. Al morir el apóstol Jacobo, nadie le sucedió o reemplazó (Hech 12:2). El grupo quedó cerrado, como es evidente en Apocalipsis 21:14. Obviamente, en esas puertas de la Nueva Jerusalén no aparecerá el nombre de ninguno de nuestros apóstoles de hoy.

    Toda esta evidencia bíblica deja muy claro que para ser apóstol, el candidato tenía que ser alguien del primer siglo. Nadie después del primer siglo podría haber sido testigo presencial del ministerio de Jesús y de su resurrección. Ese requisito descalifica de antemano a todos nuestros "apóstoles" de nuestros tiempos modernos.

    EL APÓSTOL PABLO
    El apostolado de Pablo fue severamente cuestionado, precisamente porque él no había sido uno de los discípulos, como requiere Hechos 1, aunque sí era contemporáneo de Jesús y sin duda testigo de su ministerio.[2] Repetidas veces Pablo tiene que defender su llamado de apóstol, pero lo significativo es que lo defiende en los mismos términos básicos de Hechos 1: él también había visto al Resucitado (1 Cor 9:1; 1Cor 15), fue nombrado apóstol no por hombres sino por el mismo Cristo (Gal 1:1,15-17,19; cf. 1 Tim 1:1; 2:7), y él, igual que los doce, había realizado las señales de apóstol y la predicación del evangelio (2 Cor 12:12; cf. Rom 15:18-19).

    En 1 Corintios 9:1-6 Pablo se defiende contra los que negaban que él era apóstol:
    ¿No soy apóstol?
    ¿No soy libre?
    ¿No he visto a Jesús el Señor nuestro?
    ¿No sois vosotros mi obra en el Señor?
    Si para otros no soy apóstol, para vosotros ciertamente lo soy;
    porque el sello de mi apostolado sois vosotros en el Señor.

    A continuación, Pablo responde a los que le acusan, afirmando que él tiene los mismos derechos de todos los apóstoles (9:3-6; cf. 2 Cor 11:5,13; 12:11s).

    En este contexto, 1 Corintios 15 es especialmente importante. En este pasaje Pablo afirma vigorosamente la fe en la resurrección (15:1-8, 12-58) pero también, menos conspicuamente, defiende su propio apostolado (15:8-11). Después de definir el evangelio como la muerte, sepultura y resurrección de Cristo (15:1-4), Pablo enumera una lista de los que podríamos llamar "los testigos autorizados de la resurrección" (15:5-8): Céfas, los doce, más de quinientos hermanos, Jacob, después todos los apóstoles y al final Pablo mismo. Por eso, de las varias personas que el Nuevo Testamento llama apóstoles, sabemos que tenían que haber sido testigos presenciales de la resurrección.

    Está claro que en este pasaje Pablo no está hablando sólo de visiones espirituales, como tuvo él mismo (2 Cor 12) y que tuvieron Esteban (Hech 7) o Juan (Apoc 4-5), que no podrían servir como evidencias de la resurrección corporal de Jesús. El verbo repetido en estos versículos de 1 Cor 15 es "apareció", y el sujeto activo es el Resucitado (cf. Gál 1:16). Eran visitaciones del Señor, apariciones por iniciativa de él, para demostrar la realidad de su resurrección. Se trata de revelaciones corporales como las de Cristo durante los cuarenta días, que constituyeron a sus receptores en testigos oculares del hecho. En ese sentido, Pablo reconoce que su propio caso es una anomalía, pues aunque era contemporáneo de Jesús, no había sido discípulo ni había estado presente con los discípulos durante los cuarenta días. Sin embargo, insiste en que su encuentro con Cristo en el camino a Damasco pertenecía a la misma serie de visitaciones especiales. Por otra parte, Pablo afirma que su encuentro con el Resucitado fue la última de la serie (15:8; cf. 1 Cor 4:9), sin posibilidad de otras. Para mayor énfasis, Pablo afirma que Cristo lo llamó al apostolado no sólo de último sino "como un abortivo" (Gr. ektrômati), una excepción. Pablo era un apóstol "nacido fuera del tiempo normal". No puede haber otros apóstoles después de él.

    OTROS APÓSTOLES
    Este pasaje habla de "todos los apóstoles", además de los doce y Pablo (1 Cor 15:7), pero todos ellos eran también testigos oculares de la resurrección. En cambio, de líderes que sabemos que no habían participado en esa experiencia, como Apolos y Timoteo, el Nuevo Testamente nunca los llama "apóstol". No podían ser apóstoles sin haber visto al Resucitado (y no sólo en visión mística). Por eso, de todas las demás personas llamadas "apóstol" podemos estar seguros de que habían sido testigos oculares del Resucitado o si no, eran apostoloi sólo en el sentido de "misioneros" o de "delegados congregacionales".

    Es muy significativo que tanto los doce como Pablo aplican los mismos requisitos básicos para el apostolado: sólo pueden ser apóstoles los que habían visto al Cristo en su cuerpo resucitado y habían sido comisionados personalmente por él para ser testigos de su vida y resurrección. De estos, el último fue el apóstol Pablo. Los apóstoles cumplieron una función histórica. Obviamente, nadie que no sea del primer siglo puede ser testigo ocular de lo que nunca presenció.

    EFESIOS 4:11
    Frente a estas enseñanzas bíblicas muy claras, el mal llamado "movimiento apostólico" apela, sin interpretación cuidadosa, a unos pocos textos. El versículo principal es Efesios 4:11, tomado fuera de contexto.

    El pasaje completo es una cita modificada del Salmo 68:18 con introducción y conclusión:
    Pero a cada uno de nosotros fue dada la gracia
    conforme a la medida del don de Cristo.
    Por lo cual dice:
    Subiendo a lo alto, llevó cautiva la cautividad,
    y dio dones a los hombres.
    Y eso de que subió, ¿qué es, sino que también había descendido primero
    a las partes más bajas de la tierra?
    El que descendió, es el mismo que también subió
    por encima de todos los cielos para llenarlo todo.
    Y él mismo constituyó a unos, apóstoles;
    a otros, profetas;
    a otros, evangelistas;
    a otros, pastores y maestros.

    El tema de Efesios 4:7-16 es la unidad de la iglesia con su diversidad de dones, todo orientado hacia el crecimiento del cuerpo (4:13-16). Pablo introduce este tema con una cita del Salmo 68, uno de los salmos más difíciles y con complicados problemas textuales. Pero el tema central de ese salmo está claro: Dios es un poderoso guerrero (68:35) que en diversos momentos ha descendido a la tierra para liberar a su pueblo (68:11-14,20-21) y después de su triunfo, sube al monte Sión (o al cielo) llevando cautivos (68:15-18,24,29,35) y reparte el botín entre su pueblo (68:12,18).

    Pablo adapta la cita en varias formas, especialmente cambiando "tomaste dones" (Sal. 68:18) en "dio dones" (Ef 4:8), para aplicar la cita a la ascensión de Cristo y la venida del Espíritu con sus dones. Al volver al cielo, el Cristo vencedor repartió el botín entre su pueblo. El énfasis cae sobre la ascensión de Cristo y el momento histórico-salvífico en que el Resucitado victorioso envió el Espíritu como botín de su triunfo.

    El verbo "constituyó" (4:11, edôken, "dio") es un pretérito punctiliar, que describe algo que Cristo hizo cuando ascendió, conforme también al modelo del Salmo 68. No dice absolutamente nada sobre el futuro, si Cristo seguiría dando apóstoles a la iglesia, hasta su segunda venida, como podrían haber sugerido otros tiempos verbales. Como comenta I. Howard Marshall en el Comentario Bíblico Eerdmans (p.1389), "Puesto que esta carta vino de una época cuando estaban funcionando apóstoles y profetas, es imposible sacar alguna conclusión desde este pasaje sobre su continuación o no en la iglesia después".

    De otros pasajes, como hemos visto, queda evidente que el apostolado no puede haber continuado después de morir los últimos testigos presenciales. En cambio, otros pasajes dejan claro que el don de profecía (y la falsa profecía) continuarían en la iglesia. Al ascender, Cristo dio un don que era de una vez para siempre (apóstoles) y otro que había de seguir hasta su venida (profetas). El llamado apostólico corresponde en eso a su origen en el encargo de ShaLiaJ, que no era transmisible.

    Por otra parte, Pablo habla en 2 Cor 11:13 de "falsos profetas (pseudapostoloi), obreros fraudulentos, que se disfrazan como apóstoles de Cristo" (cf. Ap 2:2; Didajé 11:3-6) y, quizá sarcásticamente, de "superapóstoles" (tôn huperlian apostolôn, 2 Cor 11:5; 12:11, NVI).

    CONCLUSIÓN
    Dos de los grandes vicios de la iglesia evangélica hoy son la sed de poder, prestigio y riqueza de algunos de nuestros líderes, y entre los fieles el culto, ciego y casi idolátrico, a las personalidades famosas.

    Hay mucha obsesión con títulos, oficios y el poder lucir y ser importante. Se emplean constantemente las técnicas de publicidad y promoción del mundo secular. Eso es totalmente contrario al espíritu de Jesucristo y del evangelio. Mucho más acertado es el viejo refrán, "al pie de la cruz, todos somos párvulos".

    Hace unos años, en un foro sobre el tema de los apóstoles, alguien intervino para decir, "Antes era suficiente el título de pastor, pero ahora con las enormes megaiglesias, llamarlos pastor les queda muy corto." ¡Al contrario! Si el título "pastor" les queda corto para ellos, ellos se quedan demasiado cortos para el título de pastor.

    --------------------------------------------------------------------------------
    [1] Debe mencionarse aquí que en Cuba el término tiene otros matices, dado el papel de José Martí como "el Apóstol" para todos los cubanos. En ese contexto, "apóstol" suele ser una expresión de cariño y respeto pero no de autoridad ni en parangón directa con los doce apóstoles.
    [2] Cuando Pablo dice en 2 Cor 5:16 que antes conocía a Cristo según la carne pero ahora no, es obvio que no quiere decir que ignoraba la vida de Jesús. Más bien, está diciendo que antes conocía a Cristo según criterios carnales (kata sarx), pero que ahora como creyente no conoce a nadie según la carne, lo que significa en ambos casos que ya conoce a todos según el Espíritu.
     

     


    36
    COMENTARIOS

        Si quieres comentar o

     

    Jose Joselen
    20/10/2016
    14:25 h
    32
     
    Un apóstol es alguien que es enviado a algún lugar con un propósito. Si a un hombre su iglesia lo envía al sur de Siberia (por poner un ejemplo) a predicar y establecer iglesias y acepta, este hombre es un enviado. Podemos llamarle "Supervisor de las iglesias de la zona sur de Siberia" o como nos suene mejor. Pero más allá del nombre, si realiza su labor, la gente se entrega a Cristo, prepara y deja pastores a cargo de cada iglesia, hace lo mismo que hizo Pablo. Lo de menos es el título.
     

    LasEscriturasminorte
    04/07/2016
    20:35 h
    31
     
    Bernabè , Santiago el hermano de Jesùs son llamados apòstoles asi como Silvano , me gustarìa recibir una respuesta acadèmica al respecto . Muchas gracias
     

    MISIONERO
    16/09/2015
    15:56 h
    28
     
    Una pregunta de un simple para los teólogos, si son 12 columnas con los nombre de los 12 apóstoles, el nombre de quien esta en la última el de MATÍAS O DE PABLO?. Cual fue el ultimo elegido por jesus, SI MATÍAS FUE ELEGIDO POR EL ESPÍRITU SANTO, cuando echaron suerte, entonces PABLO SE AUTOPROCLAMO ASÍ MISMO Y NO FUE ELEGIDO POR DIOS entonces es falso. pero si el nombre en la columna es PABLO ENTONCES A MATÍAS LO ELIGIERON LOS HOMBRES.. que alguien aclare mis dudas...
     
    Respondiendo a MISIONERO

    LasEscriturasminorte
    04/07/2016
    16:42 h
    29
     
    Buenos dìas amados , la verdad es que Jesùs nunca dijo nada acerca de Matìas , mas del Apòstol Pablo , Jesucristo claramente le dice a Ananìas en Hechos 9:15 "Ve , porque instrumento escogido me es este, para llevar mi nombre en presencia de los gentiles, y de reyes , y de los hijos de Israel . por otra parte Matìas no escribiò ninguna carta , mientras que tenemos las famosas cartas paulinas las cuales con 14 del Apòstol Pablo . Conclusiòn : Pablo es el verdadero Apòstol . Dios les guarde
     

    Jorge H
    22/11/2014
    18:26 h
    27
     
    VEAMOS LO QUE DICE APOCALIPSIS 21: 12, 13, 14, QUE DICE: "Tenía un muro grande y alto con doce puertas; y en las puertas, doce ángeles, y nombres inscritos, que son los de las doce tribus de los hijos de Israel; al oriente tres puertas; al norte tres puertas; al sur tres puertas; al occidente tres puertas. Y el muro de la ciudad tenía doce cimientos, y sobre ellos los doce nombres de los doce apóstoles del Cordero." alli solo hay 12 cimientos y 12 nombre que son los 12 apostoles del cordero
     

    Ricardo Tevez
    10/05/2014
    01:21 h
    26
     
    Es un buen articulo publicado, claro está porque afecta la teología de muchos en aceptar cosas que la Biblia no lo menciona en cuanto a la sucesión apostólica, ya que no hay indicios en la Biblia sobre este tema.Era necesario abordar este análisis debido a que en la actualidad hay muchos que se han autoproclamado “apóstoles” y es común ver que le han agregado apellido a su “apostolado”. Hoy se encuentran “apóstoles de la prosperidad”, “apóstoles de las comunicaciones”, “apóstoles de sanidades”, apóstol- profeta, apóstol-pastor, apóstol-evangelista, apóstoles de la convocación, apóstoles embajadores, apóstoles territoriales, apóstoles eclesiásticos o eclesiales, apóstoles funcionales, apóstol
     

    Alberto Useche
    25/03/2014
    22:45 h
    25
     
    Los 12 apostoles incluyendo a Matias, tenian y tienen un nivel de autoridad distintivo, pues los doce cimientos de la Jeusalen celestial llevaran sus nombres. Ademas ellos juzgaran a las doce tribus de Israel. Ellos aun tieenen cosas po hacer, que mas nadie hara. Pero Pablo y Bernabe tambien fueron apostoles. Y apostol significa enviado a una mission especial, Y los setenta enviados de Jesucristo les fue dado poder por el mismo Jesus, esos tambien fueron apostoles, pero ninguno de ellos juzgara a las doce tribus de Isael, ni sus nombres estaran en los cimientos de la Jerusalenn celestial. Luego han habido hermanos a los cuales Dios mismo les ha dado dones extraordinarios y han sido enviad
     
    Respondiendo a Alberto Useche

    LasEscriturasminorte
    04/07/2016
    16:53 h
    30
     
    Son 12 apòstoles , por lo tanto no es bìblico decir 12 apòstoles mas Pablo , de hecho Jesùs hablò de que escogiò a Pablo en Hechos 9:15 màs de Matìas no dice nada , que pasò entonces ? ...., simple , Pedro tenìa un caràcter impetuoso e impaciente y el escogiò dos y echò la moneda , eso no indica que eso es voluntad de Dios , es como que yo quiera estando casado escoger entre otras dos mujeres y ore a Dios para que me diga cuàl de las dos quiere para mi y echar una moneda. Dios les guarde .
     

    Heidi Mora
    13/03/2014
    22:30 h
    24
     
    No es bíblico tener apóstoles hoy día. El fundamento apostólico ya esta puesto y es Cristo. Tampoco son bíblicos ni los patriarcas ni los papas. Son personas que se creen lo que no son, o que sencillamente se disfrazan. El Señor mismo es nuestro referente como leemos en Mateo 11:28 o en el salmo 23, lo que no nos exime del cuidado y el amor unos por otros pero pone las cosas en su sitio.
     

    John Segovia
    13/03/2014
    14:19 h
    23
     
    Las señales de un apóstol: - Sirve para la gloria de Dios - Lleno de fe y del Espíritu Santo - Busca la unidad del cuerpo - Transforma su sociedad y generación - Confronta el legalismo y la inmoralidad - Predica toda la Palabra y lo hace con inspiración y revelación divina - Renuncia a cualquier titulo por conocer a Cristo y ser semejante a Él - No es perfecto, comete errores, pero es humilde y reconoce - Acepta la autoridad He visto estas señales en hombres como Lutero, John Wesley, David Wilkerson, Adrian Rogers, Alberto Motessi Creo que la intención de Dios es levantar apóstoles pero la iglesia igual que en el primer siglo está dividida entre unos que buscan sabiduria y otros
     

    Caren
    13/03/2014
    14:19 h
    22
     
    Vardadero (12) pienso que si el pastor que mencionas desarrollaba bien su labor como pastor ¿ por què cambiarlo a apóstol? Adrian (16) no son disputas sino tener claros los pensamientos sobre la doctrina, ya vez que en varios casos actuales, los apóstoles así llamados creen estar en un rango superior, y en muchas ocasiones llevan equivocadamente a sus congregaciones a creer lo que no es y no creer lo que es
     

    Alberto Motta Ochoa
    12/03/2014
    17:44 h
    21
     
    Apóstol, un cargo de los primeros Cristianos llamados por Jesús. Que hoy existan, no seria posible, pues no se trata de cargos, o quien esta al lado derecho, se trata de vivir condicionalmente y tener el carácter que tiene Jesús, mas parece una lucha de hombres-Siervos; Que lo haya dicho Jesús en algún Evangelio.
     

    David
    12/03/2014
    17:44 h
    20
     
    Necesitamos una taxonomia comun basada en criterios y enseñanzas biblicas para no confundir a los hermanos y menos a quienes desan conocer a Dios. Puesto que esas disputas internas, solo provocan division y que los cristianos mas nuevos se confundan y opten por huir de la religiosidad. La gente no quiere religion, la gente desea a Cristo. Enfoquemonos por educar, corregir e instar a la gente a buscar el rostro de Dios y no sus manos. (no la bendicion si al bendecidor)
     

    aealcala
    12/03/2014
    17:44 h
    19
     
    Mejor, imposible
     

    Luis Eduardo Perez Velasco
    12/03/2014
    17:44 h
    18
     
    yo he de agregar que no creo en los nuevos Apóstoles y lo confirmo con la sagrada palabra de Elohim que solo confirmara 12 Apóstoles verdaderos y escogidos por el: Apocalipsis 21:14: El muro de la ciudad tenía doce cimientos, y en ellos estaban los doce nombres de los doce apóstoles del Cordero
     

    Pepico
    12/03/2014
    17:44 h
    17
     
    La Iglesia de Filadelfia sí tiene Apóstoles y Profetas oficiales, con las características que sobre sobre ellos menciona el libro 'Fuego Extraño'.
     

    Adrian
    12/03/2014
    17:44 h
    16
     
    Si bien, sobre todo en los últimos años ha habido demasiado abuso, y ni son todos los que están, ni están todos los que son, creo que el estudio presentado queda demasiado cojo. ¿Qué de Bernabé? (Hechos 14:14), en 1 Tes. 1:1, anuncia los interlocutores de la epistolas, que son Pablo, Silvano, y Timoteo, y en el versiculo 2:6 dice: '... aunque podiamos seros carga como apostoles de Jesucristo'. No habla de el el singular, sino que los incluye. En Filipenses 2:25, hablando de Epafrodito, y aunque ReinaValera lo traduce como mensajero, en el griego es usado 'Apostolon', es decir 'vuestro apostol'... y podría seguir... Lo que me parece triste, que andemos en estas disputas sin sentido, y no esta
     

    Mauricio Ramirez
    12/03/2014
    17:44 h
    15
     
    Aqui en Costa Rica lastimosamente tenemos uno que paso de pastor a apóstol y ahora como ya todo el mundo es apóstol..... ahora se hace llamar 'Patriarca' (es parte de la red televisiva conocida y así se le anuncia). Gracias por un estudio preciso y detallado en la verdad.
     

    Gilberto Gutierrez (Mexico)
    12/03/2014
    17:44 h
    14
     
    Bravo!!! Un excelente artículo que arroja luz sobre este tema; es lamentable que en este tiempo muchas iglesias sustituyan la Palabra de Dios por una experiencia subjetiva y 'personal', formando un Dios a su propia creencia, pero definitivamente no el de las Escrituras. Antes de hablar, estudiar.
     

    Jose
    12/03/2014
    17:44 h
    13
     
    no es biblico el nombrar apostoles, ESTO ES EL CAMINO DE ROMA, privilegios , jerarquias, asumir una autoridad QUE NI LOS PROPIOS APOSTOLES TUVIERON.. no confundan el trabajo apostolico realizado por misioneros con de los apostoles modernos. nada tiene que vez, NO ES BIBLICO, punto
     

    Vardadero
    11/03/2014
    22:49 h
    12
     
    Si me permiten, hermanos, estar en desacuerdo en este tema con el autor, sin dejar de ser hermanos pues no es determinante para la salvación por medio de Jesucristo. Mi humilde opinión, de acuerdo a la experiencia vivida en estos ultimos doce años. Fui salvo por medio de Jesucristo en octubre del año 2001. Desde noviembre fui discipulado por un gran hombre de Dios, quien me mostró a Jesucristo con la palabra y su testimonio personal. 5 años después este pastor era consagrado como Apóstol (sin dejar de ser el pastor de la congregación). Hecho que consideré una gran responsabilidad encargada por Dios a este hombre y a quienes somos sus ovejas. El nunca pidió ni buscó tal cosa; fue designio de
     

    Alfonso Chíncaro (Perú)
    11/03/2014
    19:08 h
    11
     
    Un efecto importante (pero con riesgos) de nombrar apóstoles es el añadir a la iglesia evangélica uno de los requisitos de la ICR para lograr la unidad bajo su modelo, que es la presencia de jefes máximos, como en las iglesias ortodoxas, con nombramiento divino y no solamente un alto oficial de la institución. Estoy de acuerdo con nombrar apóstoles en lo de vigilar la doctrina e intervenir en el nombramiento de autoridades (hay varias formas y grados de hacerlo, me parece), pero no en que uno tenga plenos poderes sobre toda la iglesia.
     

    Alfonso Chíncaro (Perú)
    11/03/2014
    19:08 h
    10
     
    Estos últimos años, desde los 60 hasta hoy, existen dos corrientes en esto de nombrar apóstoles. Los que cuadran con lo que Pablo, sarcásticamente, llamó 'grandes apóstoles', que suelen actuar con espectacularidad y hablar de nuevas revelaciones. Además, han surgido apóstoles que enseñan que no hay nada que añadir, pero sí tienen algunas reinterpretaciones radicales y tienden al ecumenismo con la ICR (Jorge Himitián, por ejemplo).
     

    D.Perfecta
    11/03/2014
    19:08 h
    9
     
    Ser apostol es, cuando te llama asi el Señor y manifiesta en ti sus dones para la Gloria suya y edificacion de la Iglesia, ser apostol al dia de hoy.. es la obra del hombre.. y las mujeres ( apostola Y)..y cada uno por tres se autointitulan.sr apostol tal..reverencia..perdonadme VIVIMOS LA APOSTAZIA..estamos mal,mal cuando viene SEÑOR JESUCRISTO me da temor tanto para mi vida como para la de todos...arepentimiento necesitamos TODOS!! .COMO NOS ENCONTRARA EL SEÑOR?
     

    Josema
    11/03/2014
    19:08 h
    8
     
    Este comentario es sesgado y parcial, la Biblia dice: Efesios 4:11 Y él mismo constituyó a unos, apóstoles; a otros, profetas; a otros, evangelistas; a otros, pastores y maestros, 4:12 a fin de perfeccionar a los santos para la obra del ministerio, para la edificación del cuerpo de Cristo, 4:13 hasta que todos lleguemos a la unidad de la fe y del conocimiento del Hijo de Dios, a un varón perfecto, a la medida de la estatura de la plenitud de Cristo; la pregunta es : ¿Ha sido ya completamente edificado el Cuerpo de Cristo?. Obvio que no, entonces el ministerio apostolico sigue en vigor.(No el de los 12) .
     

    Óscar Margenet Nadal
    11/03/2014
    13:24 h
    7
     
    Este artículo nos desafía a estudiar mejor la Palabra, a no causar celos, envidias y enconos con interpretaciones prejuiciadas y a ser verdaderos discípulos. El engaño lleva a algunos a ser ordenados ‘apóstoles’ y a otros a idolatrarlos. La Palabra dice: “(…) Jesucristo el testigo fiel, el primogénito de los muertos, y el soberano de los reyes de la tierra (…) que nos amó, y nos lavó de nuestros pecados con su sangre, (y) nos hizo reyes y sacerdotes para Dios, su Padre; (…) y reinaremos sobre la tierra” Apocalipsis 1:6; 5:10. Ya somos reyes y sacerdotes y reinaremos sobre la tierra por la obra de Jesucristo ¡“a él sea gloria e imperio por los siglos de los siglos. Amén”! Gracias a Dios por
     

    Caren
    10/03/2014
    23:46 h
    6
     
    a la luz de lo expuesto y que está basado en la Biblia, no es bíblico tener apóstoles hoy, sólo es para ostentar un título, muy buen artículo, actual y bien fundado
     

    ikari
    10/03/2014
    23:46 h
    5
     
    La multitud de apostoles con que cuentan las iglesias evangelicas latinoamericanas, que dicho sea de paso, tanto ellos como sus fieles son lectores de éste medio, no estarán muy contentos con éste artículo. Un material que pone las cosas en su lugar, y que no gozará evidentemente, del aprecio de muchos.
     

    Esteban Soto. Protestantólogo.
    10/03/2014
    14:25 h
    4
     
    Agradezco al Señor por esta aclaración, lo que me lleva a incidir en la necesidad de que pastores y líderes sepan manejar los idiomas originales. Un saludo al Hno. Stam.
     

    Esteban Rosario
    10/03/2014
    14:25 h
    3
     
    El dedo en la llaga, especialmente el parrafo de la conclusion, asi que........quien le pone el cascabel al gato?
     

    Pastor Frank Estévez Guerra
    10/03/2014
    14:25 h
    2
     
    Muy acertado y adecuado este artículo, ¡felicidades al autor! Expuesto dentro del contexto actual en el que se regalan, transmiten, ofertan, buscan y persiguen estos títulos apostólicos. Nadie pide ser limpiador de baños o pies, o visitante de personas hospitalizadas. Y cuando no aspiramos a ser profetas o apóstoles, pretendemos ser personas con cargos oficiales en organismos o instituciones, el caso es ser notorios, antes que servidores que es el propósito bíblico y crístico. No hace mucho me ofrecieron ser apóstol y vino la invitación de otro 'apóstol' porque, según esbozaba, el legado debía ser de un apóstol a otro como aspirante. Todo aquello me sonaba a parafernalia 'evangelicoide' (a l
     

    JRRiudoms
    10/03/2014
    14:25 h
    1
     
    Soy de la opinión que cada uno ha de ser apóstol y sacerdote (tal como es el mandato divino). Y no hacer ídolos de carne y hueso, y dar autoridad a quien no la tiene. Atentamente, y buena semana
     

    Daniel79
    26/03/2018
    23:36 h
    36
     
    Creo que el numero 12 en la biblia es un numero simbólico y lo que revise es que es la totalidad o perfección para gobernar. En cuanto a los mal llamados apóstoles de hoy ninguno cumple con los requisitos mencionados en la biblia, ademas carecen de algo muy marcado en los apóstoles bíblicos y es la humildad ya que hoy en día el termino apóstol lo usa con un grado jerárquico sintiéndose superiores al resto de sus consiervos creyendo ser santos como los de la iglesia católica.
     

    Gustavo Terán
    14/10/2017
    18:02 h
    35
     
    Ser un siervo de Jesucristo es ser esclavo de Él. Los apóstoles que aparecen en la biblia, dieron sus propias vidas por defender el mensaje de Salvación. Los apóstoles contemporáneos buscan ser servidos y que se les rinda pleitesía. Hablan de prosperidad y solo ellos se ven prósperos. La palabra de Dios tiene una respuesta para estos: “Ya tienen su recompensa”
     

    Gustavo Terán
    14/10/2017
    18:01 h
    34
     
    Desde el Génesis, el hombre siempre busca la grandeza. Estoy de acuerdo que hablar de un apostolado contemporáneo, es un error. El Señor Jesús se humillo y dejó su trono para servirnos. Ejemplo como el de Salome pidiendo al Señor Jesús que sus hijos estuvieran a la derecha y a la izquierda de él, nos muestran que queremos la grandeza; pero; ¿estamos dispuestos a llevar la cruz de Cristo?.
     

    baltha
    31/07/2017
    00:09 h
    33
     
    Efesios 4:11-16Reina-Valera 1960 (RVR1960) 11 Y él mismo constituyó a unos, apóstoles; a otros, profetas; a otros, evangelistas; a otros, pastores y maestros, 12 a fin de perfeccionar a los santos para la obra del ministerio, para la edificación del cuerpo de Cristo, Hay muchos lobos vestidos de ovejas que darán cuenta ante Dios en el día del Jucio. Los evangélicos (muchos de ellos pero no todos) se están abrazando con los enemigos de Cristo, o sea, ecumenismo. Gente famosa como Billy Graham.
     



     
     
    ESTAS EN: - - - ¿Es bíblico tener apóstoles hoy?
     
    PUBLICIDAD
     
     
     
    AUDIOS Audios
     
    Prostitución: abolicionismo Prostitución: abolicionismo

    Jorge Rodrigo, de la asociación Esclavitud XXI, explica en qué consiste el modelo abolicionista para luchar contra la trata y rescatar a víctimas de prostitución.

     
    Vástagos de amor: cambiando la vida de un niño Vástagos de amor: cambiando la vida de un niño

    María Mercedes Páez relata su experiencia como madre de acogida y el programa de acogimiento familiar que desarrolla Aesvida.

     
    Cristianos solo de nombre: enfrentando el nominalismo Cristianos solo de nombre: enfrentando el nominalismo

    Jaume Llenas expone el reto que desde el Movimiento de Lausana se ha planteado, de alcanzar a las personas que están alejadas de la fe, a pesar de considerarse a sí mismos como cristianos.

     
    Galicia insumisa: Eva Sierra habla de su último libro con César Vidal Galicia insumisa: Eva Sierra habla de su último libro con César Vidal

    La nueva identidad del gallego evangélico tras abrazar la nueva fe: abandonaron ancestrales y arraigadas creencias populares, fruto del sincretismo mágico-pagano y del catolicismo implantado desde el s. XVI.

     
    ¿Qué pasa con los errores de la Biblia? ¿Qué pasa con los errores de la Biblia?

    Para el cristiano la Biblia es la Palabra de Dios. Pero ¿coincide la Biblia de hoy con el texto original? ¿o está llena de errores? (Andy Wickham)

     
    FOTOS Fotos
     
    Levantando “puentes para la inclusión” desde Riga Levantando “puentes para la inclusión” desde Riga

    El encuentro congregó unas 50 personas de 12 países.

     
    Idea2018, en fotos Idea2018, en fotos

    El encuentro celebrado en Palma de Mallorca reunió a evangélicos de todo el país para conversar sobre convivencia, misión e interculturalidad.

     
    Las 95 Tesis, clavadas en España Las 95 Tesis, clavadas en España

    Evangélicos presentan 'Las 95 Tesis de la Reforma 500 años después' a gobiernos locales y regionales, por toda España.

     
    VÍDEOS Vídeos
     
    Toda la Biblia: Zacarías Toda la Biblia: Zacarías

    Lo más importante en la vida no son los logros que podamos conseguir, sino que sepamos disfrutar del camino.

     
    Mediterráneo Mediterráneo

    “Algo cambiará si tienes hambre y sed de justicia”, canta la artista valenciana Eva Betoret.

     
    ‘Mentiras’, Sal150 ‘Mentiras’, Sal150

    Primer adelanto de ‘Vale la pena vivir’, con el sonido inconfundible del grupo.

     
     
    Síguenos en Ivoox
    Síguenos en YouTube y en Vimeo
     
     
    RECOMENDACIONES
     
    PATROCINADORES
     

     
    AEE
    PROTESTANTE DIGITAL FORMA PARTE DE LA: Alianza Evangélica Española
    MIEMBRO DE: Evangelical European Alliance (EEA) y World Evangelical Alliance (WEA)
     

    Las opiniones vertidas por nuestros colaboradores se realizan a nivel personal, pudiendo coincidir o no con la postura de la dirección de Protestante Digital.