PUBLICIDAD
 
jueves, 23 de noviembre de 2017   inicia sesión o regístrate
 
Protestante Digital

 
PUBLICIDAD
 
SÍGUENOS EN
  • Twitter
  • Facebook
  • Google +
  • Instagram
  • YouTube
  • Rss
 

  • Donar a Protestante Digital
  •  
    PUBLICIDAD
     
     



    Noa Alarcón
    12
     

    10 cosas que sí puedes hacer frente a un atentado terrorista

    Como cristianos occidentales tenemos una oportunidad única de ser luz y sal en esta sociedad de forma genuina, sencilla y valiente.

    PREFERIRíA NO HACERLO AUTOR Noa Alarcón Melchor 27 DE MAYO DE 2017 10:34 h
    Foto: Tomm Zimmerman (Unsplash, CC)

    Como esta columna es sobre cultura, y la cultura es más que series de televisión y libros, hoy traigo un análisis de la otra cultura: la que hacemos todos los días en nuestro entorno. Y espero también poder aportar algo de luz y sal.



    Empezaré contando un suceso un tanto extraño:



    Recuerdo estar sentada en clase de Historia un día nublado, en el instituto. No sé si el que fuera nublado y estuviera oscuro dentro del aula ayudó a que se me quedara grabado el momento con más intensidad, pero el caso es que la profesora (que Dios la bendiga allá donde esté ahora) nos acababa de explicar la Guerra Fría, con la que llevábamos varios días, y siguió dictándonos la materia: “La mayor amenaza a la que se enfrenta Occidente en el futuro será el terrorismo internacional, de corte musulmán, una clase de terrorismo de tintes religiosos y culturales muy difícil de identificar y erradicar”. Uno de mis compañeros levantó la mano entonces y preguntó si eso iba a entrar en el examen, y la profesora se le quedó mirando con cierta pena.



    Todavía quedaban unos cuantos años para el 11S. Eran finales de los 90. Nosotros habíamos crecido en una España bajo la sombra del terrorismo de ETA, que no se parecía nada a ese terrorismo del que ella hablaba. Quizá por ese contraste, con el pasar de los años, aquellas palabras volvían a mí de vez en cuando.



    Me volvieron a asaltar el día que llegué a casa del trabajo y vi en las noticias cómo chocaba el segundo avión contra el World Trade Center de Nueva York, en los primeros momentos del 11S, cuando todavía pensaban que se trataba de un accidente. También me acordé de ellas cuando la bomba puesta en la calle Téllez de Atocha el 11M me despertó (a las 7:39, siempre me acordaré) cuando hizo temblar mi edificio, a pocos kilómetros de distancia.



    Aquella profesora no era más que una docente en un instituto del extrarradio de Madrid. A veces llegué a pensar en cómo era posible que ella lo supiera y nos lo hubiera dicho a nosotros, que éramos unos adolescentes bastante cazurros y no íbamos a saber qué hacer con ello. A menudo me pregunto por qué, si ella lo había sabido, si alguien más lo había intuido, no se hizo nunca nada al respecto.



    Y aquí estamos ahora, con la profecía cumplida.



    Lo más terrible de esta clase de atentados que vienen sucediéndose desde principios de siglo es que en casi todos los casos los terroristas, para nuestro horror, eran personas nacidas y crecidas en territorio occidental, educados en escuelas occidentales, que al llegar a la adolescencia se convierten en el objetivo de los intereses yihadistas y se radicalizan.



    Como dice Leila Nachawati, profesora de la Universidad Carlos III y experta en el mundo árabe, el terrorismo que azota Europa en las últimas décadas no es un problema militar, y no se solucionará militarmente actuando sobre países de Oriente Medio: es un problema europeo, cultural, de integración, para el que hay que proponer soluciones que van más allá de las policiales o las militares. Me parece una de las cosas más sabias que he escuchado últimamente.



    Porque desde los medios, e incluso desde nosotros mismos, nos empeñamos en seguir creyendo que esto es algo de fuera que nos está cayendo encima y que no tiene nada que ver con nosotros. La relación con el Daesh no es (como pasaba con las células de ETA en los años 80 y 90) una cuestión logística, sino ideológica. Cualquier asesino solitario, actuando por su cuenta con material e información obtenida en Internet, que actúe en nombre de la Yihad, es absorbido por el Daesh y sus acciones son capitalizadas para la causa yihadista sin que haya intermediado ninguna colaboración material. Este es el nuevo terrorismo. Desde los medios a menudo se insiste en conocer si estos europeos musulmanes radicalizados han viajado o no a países árabes y si fue allí donde se radicalizaron, o donde fueron captados. Pero no es algo comprobable, ni una razón real: son europeos y se han radicalizado en Europa, aquí, en nuestras calles y urbanizaciones.



    Por eso las reacciones exageradas de la ultraderecha que está en auge en Europa ahora mismo, las propuestas de cerrar las fronteras, anular los tratados de libre circulación y hacer más severas las leyes antiinmigración, no son una solución para el problema real, sino solamente un aliciente populista para la agitación pública. Porque:



    a) los musulmanes europeos, aunque sean de ascendencia oriental, ahora también son europeos. La idea de que Europa solo puede ser “cristiana” (entendido en el sentido de no-musulmana) es una falacia que solo potencia la xenofobia y el racismo, y



    b) aunque cambiar las políticas migratorias podrá mejorar ciertos conflictos actuales, no afectará en modo alguno al caldo de cultivo desde el que se genera el terrorismo.



     



    Todo esto no es, del todo, una mala noticia. Me gustan mucho las perspectivas que proponen dos artículos publicados en este medio a este respecto las últimas semanas. Bert de Ruiter, consultor de relaciones cristiano-musulmanas de OM Europa y la Alianza Evangélica Europea, dice: “Noto que muchos cristianos se han contagiado de la islamofobia generalizada que está presente en muchos países europeos de hoy. Los votantes cristianos han participado en el crecimiento de los partidos políticos de extrema derecha, que usaban su oposición al islam como reclamo. En lugar de ser agentes de cambio y transformación en una sociedad alejada de Dios, copiamos sus sentimientos, como la xenofobia, la islamofobia, el alarmismo y el nacionalismo”.



    Y la verdad es que, como cristianos occidentales, en vez de caer en estas prácticas vergonzosas, tendríamos que reconocer que tenemos no solo la obligación, sino también una oportunidad única de ser luz y sal en esta sociedad de forma genuina, sencilla y valiente. Desde Evangelical Focus nos ofrecen las palabras de Sarah Foster, investigadora, maestra y oradora del Pfander Center for Apologetics, un ministerio enfocado en llevar el evangelio a la cultura musulmana. Ella habla de que el ateísmo imperante es incapaz de ofrecer ninguna solución real frente al yihadismo europeo: “¿Cómo puede alguien que no entiende la esperanza de la existencia después de la muerte, comprender una ideología que apunta hacia ella? Pero es precisamente la esperanza de una gloriosa vida futura lo que se promete y motiva al terrorista, junto con la noción de que la lucha armada contra los incrédulos es la voluntad de Dios”.



    Y sigue: “[Los cristianos] sabemos que el profundo anhelo de vivir la verdad del Dios de la Biblia y de la seguridad de la vida con Él más allá de la muerte tiene ya su cumplimiento en el propio evangelio de Jesucristo. Esto es lo que tenemos que ofrecer. Es el poder de Dios para la salvación, no solo para el judío, el griego, sino también para el yihadista”.



    Es decir: como cristianos que también entendemos que detrás del terrorista hay un fuerte peso de trascendencia y espiritualidad, la verdad del evangelio puede ser un arma poderosa y transformadora de la realidad. Si el problema es que estos europeos de ascendencia musulmana se radicalizan porque hay una parte importante de su identidad que reconoce la violencia, el prejuicio y el racismo de fondo en su vida cotidiana, seamos nosotros, como cristianos, los que promulguemos el amor de Cristo que cohesione y lime asperezas en nuestro entorno más cercano. No hablo de grandes proyectos ni de campañas internacionales, sino de un compromiso personal de cada uno frente a su Señor en su día a día. Nada esto cambiará el mundo de por sí, pero sí facilitará crear un entorno de convivencia e integración que hará mucho más difícil que cada vez haya más adolescentes y jóvenes de trasfondo musulmán que se radicalicen. Eso para empezar. Y, en segundo lugar, también ese amor de Cristo será el único camino porque el que puedan conocer el evangelio real.



    Podríamos proponer una lista de pequeñas acciones cotidianas. Hay más acciones, pero estos son algunos ejemplos sencillos:



     



    1. Amar a tu prójimo musulmán como a ti mismo. A su familia y a sus hijos también. Aunque haya que esforzarse.



    2. Reconocer e identificar actitudes racistas o xenófobas, en nuestro entorno y en nosotros mismos. Reconocer que eso es pecado y actuar en consecuencia.



    3. Cambiar nuestro discurso cotidiano y favorecer una forma de hablar con otros (vecinos, familia, etc.) acerca de los musulmanes que no sea despectiva ni prejuiciosa.



    4. Comprar en sus comercios y no despreciar las tiendas regentadas por extranjeros.



    5. Participar en actividades y proyectos de integración en las ciudades o barrios.



    6. Invitar a nuestros conocidos y compañeros musulmanes a nuestras casas antes que a nuestras iglesias.



    7. Reflexionar acerca de lo que significa para nosotros el choque cultural y cómo nos afecta, y buscar modos de suavizarlo.



    8. Prestar especial atención a los hijos de familias musulmanas, que son los más vulnerables culturalmente. No advertir a nuestros hijos en contra de que se relacionen con musulmanes, ni entorpecer su amistad con compañeros de clase musulmanes. Enseñar a los niños diariamente acerca de la necesidad de respetar al diferente.



    9. No colaborar ni participar de idearios ni propuestas políticas de ultraderecha que apoyen la segregación o alguna clase de racismo.



    10. Aunque nada de esto funcione, seguir amándolos.


     

     


    12
    COMENTARIOS

        Si quieres comentar o

     

    Pedro Girona
    14/06/2017
    17:17 h
    11
     
    Una de las cosas que sí se puede hacer es investigar en la prensa alternativa ya que encontramos muchas sorpresas, no es tan fácil, no solo está implicado el mundo musulmán en los atentados, está implicado todo el sistema en sí, hay muchos intereses detrás, es importante que los cristianos conozcan la conspiración de Satanás a través de las Élites del Poder para entender como funciona el sistema, casi todo lo que sale en la prensa oficial está manipulado por el Adversario y sus servidores.
     

    unapastoraateaseatrincheraensuiglesia
    05/06/2017
    18:03 h
    7
     
    Respondiendo a Noa Alarcon.Mire lo que usted dice que conoce a musulmanes tolerantes es cierto lps hay pero la excepcion no confirma la regla.Cuantos musulmanes tolerantes han protestado ante la masacre de cristianos coptos en Egipto y cuantos en los paises arabes y en otras partes del mundo que se estan martirizando a miles de niños,mujeres,ancianos por no negar su FE equiparable al exterminio Nazi en la segunda guerra mundial?.Con esto unicamente me limito a describir la realidad .Francisco
     
    Respondiendo a unapastoraateaseatrincheraensuiglesia

    Noa Alarcón
    05/06/2017
    22:11 h
    8
     
    ¿Pero qué tiene eso que ver con amar a tu vecino musulmán? Todo lo que usted dice, en realidad, no es excusa legítima para librarse del mandamiento de Cristo (si pretende llamarse cristiano). Lo siento. Y, con permiso, pero le llevo la contraria: cuando lo de Bataclán de Francia se manifestaron los musulmanes de mi pueblo frente al ayuntamiento para denunciar los atentados. Como tantas otras veces. Lo otro que usted dice es mezclar churras con merinas.
     

    Marc
    05/06/2017
    05:47 h
    5
     
    Yo pienso que el Yihadismo actual es también una reacción a las atrocidades que antes cometieron algunos gobiernos de Europa en territorios coloniales. No quiero volver a más de lo mismo, pero es curioso que los Yihadistas llaman a las tropas occidentales "cruzados". Como que todavía están atrapados en ese recuerdo. Por otra parte, esta forma de razonar del ultrarradical islámico, se lava las manos de sus propios errores. Claro.
     

    unapastoraateaseatrincheraensuiglesia
    03/06/2017
    14:27 h
    4
     
    Es cierto debemos amar a los musulmanes porque CRISTO nos manda amar a todos los hombres.Pero tenga en cuenta que si usted va a un pais musulman y predica a CRISTO posiblemente la expulsaran o la meteran en la carcel y no hablemos de levantar una iglesia posiblemente se la quemen,ahora si ellos levantan mezquita en un pais europeo y cuidado con decir algo.Lo que quiero expresar solamente es que el musulman no es tolerante con ninguna religion salvo la suya.Francisco gomez
     
    Respondiendo a unapastoraateaseatrincheraensuiglesia

    Noa Alarcón
    05/06/2017
    12:43 h
    6
     
    Aun siendo cierto que en países de mayoría musulmana no hay libertad para predicar, no estamos allí, estamos aquí. Eso no es una excusa para no obedecer nuestra labor como cristianos (y más cuando los cristianos de esos países sí actúan como tales aún sin libertad). Conozco musulmanes que sí son tolerantes con otras religiones, así que debo entender que la generalización que usted hace encaja dentro de lo que digo en el punto 2, de una actitud racista (con perdón, pero es verdad). Un saludo.
     

    Earendil
    29/05/2017
    19:25 h
    2
     
    Hola Noa llevo tiempo siguiendo tus escritos. Felicidades por tus aportes. En particular ese es valiente y estoy de acuerdo en la mayoría de su contenido. Pero creo que como cristianos. Si tenemos conocimiento de un posible yihaidista también deberíamos denunciarlo a las autoridades. Esto no se contrapone al cristianismo ni a un testimonio del amor de Cristo. Y esto es fundamental porque somos parte de una sociedad y debemos protegerla también de estas amenazas.
     
    Respondiendo a Earendil

    Noa Alarcón
    31/05/2017
    09:13 h
    3
     
    Estoy de acuerdo en denunciarlo. Si veo una mochila abandonada en un transporte público también llamaré a la policía. Pero ¿cómo sabes tú que es un posible yihadista y no un musulmán devoto sin más? O estamos informados al nivel de los servicios de inteligencia, o no hay manera de saberlo. Y no es sano de ninguna manera ir considerando como posibles terroristas a todos los vecinos musulmanes que tengamos. No lo percibimos, pero esa clase de actitudes tienen que ver con el racismo. Un abrazo.
     
    Respondiendo a Noa Alarcón

    Earendil
    16/06/2017
    01:21 h
    12
     
    Estimada Noa. Yo también alabo su trabajo y dedicación para intentar ser voz de aviso ante actitudes pecaminosas en los cristianos como el racismo. Pero creo que hay que ser más amplios en la intención y direccion de lo que se expresa en un medio público e informativo como éste. Es un poco atrevido hablar de "esencia del cristianismo"y unirlo a "actitud cívica" no incluyéndose en su decálogo el cristiano deber de denunciar a un posible yihaidista. No es necesaria la "situación" de ser policía.
     
    Respondiendo a Earendil

    Noa Alarcón
    11/06/2017
    17:53 h
    10
     
    Me alegro mucho de su trabajo y creo que es muy loable y necesario. Y aunque entiendo lo que dice y veo el sentido, la intención de mi escrito no va en esa dirección. Yo espero que usted pueda seguir haciendo su trabajo con los mayores medios y garantías posibles. Aquí hablo de actitudes cívicas que tienen que ver con la esencia del cristianismo, para quien no está en su situación. Un saludo.
     
    Respondiendo a Noa Alarcón

    Earendil
    10/06/2017
    06:20 h
    9
     
    Estimada Noa. Soy miembro de las Fuerzas de Seguridad del Estado, y te puedo decir que un gran porcentaje de las detenciones que se consiguen realizar respecto a yihaidistas se basan en sospechas, intuiciones. Los policías atrapamos en muchísimas ocasiones a personas por este tipo de denuncias. nosotros mismos filiamos en la calle a ciudadanos por sospecha e indicios. Lo que no es sano es radicalizar el discurso, en contra de sea (llamar racismo a una actitud que es responsable y cristiana).
     

    Will Graham
    27/05/2017
    11:12 h
    1
     
    Muy bueno. Muchas gracias!! WG
     



     
     
    ESTAS EN: - - - 10 cosas que sí puedes hacer frente a un atentado terrorista
     
    PUBLICIDAD
     
     
     
    AUDIOS Audios
     
    Evangelio y Reforma impactan Latinoamérica con César Vidal Evangelio y Reforma impactan Latinoamérica con César Vidal

    Viaje de César Vidal a México, Argentina, R. Dominicana y Perú: encuentros, conferencias y presencia en medios evangélicos y "seculares" logra impacto relevante en la sociedad.

     
    Francisco de Enzinas, pasión por la Palabra Francisco de Enzinas, pasión por la Palabra

    Miguel Ángel Vieira presenta a la figura del burgalés, el primero en traducir la Biblia al castellano en el siglo XVI, que está siendo homenajeado este año en Burgos.

     
    El camino de la Reforma protestante: César Vidal

    Análisis del inicio histórico de la Reforma protestante y su significado, ante los 500 años de aquel 31 de octubre en que Lutero clavó sus 95 tesis. 

     
    95 Tesis para la España de hoy 95 Tesis para la España de hoy

    Xesús Manuel Suárez presenta el documento en el que han colaborado más de 90 evangélicos de España de distintas áreas para aportar a la sociedad desde la cosmovisión protestante.

     
    José Luis Andavert, 32 años sirviendo en Sociedad Bíblica

    El que ha sido director de la entidad durante 32 años nos habla de su experiencia y las expectativas de futuro en la Sociedad Bíblica de España.

     
    “La ley LGTBI genera más problemas que los que soluciona”

    Rubén Navarro, de ADF International, considera que la ley que se debate este martes en el Congreso supone una pérdida de derechos para el conjunto de los ciudadanos y un peligro para los que disientan de las opiniones protegidas por la norma.

     
    “El crecimiento evangélico en España no es solo numérico”

    Máximo Álvarez presenta el nuevo mapa misionológico de España, donde todavía hay 526 ciudades de más de 5.000 habitantes sin presencia evangélica.

     
    Ley proLGTBI impide la diversidad: Jaume Llenas

    "El Estado lo que debe es no perjudicar la diversidad. No sólo en sexualidad, sino en política, religión. Pero este proyecto de Ley sólo permite un tipo de ideología sexual, estableciendo una sociedad uniformizada". Entrevista a Jaume Llenas, abogado y secretario general de la Alianza Evangélica Española,

     
    FOTOS Fotos
     
    Las 95 Tesis, clavadas en España Las 95 Tesis, clavadas en España

    Evangélicos presentan 'Las 95 Tesis de la Reforma 500 años después' a gobiernos locales y regionales, por toda España.

     
    La Biblia a través de la historia La Biblia a través de la historia

    Una exposición recorrerá Galicia este año 2017 mostrando la historia de la Biblia y su importancia para la Reforma Protestante.

     
    Las diversas capacidades de Mefi-Boset Las diversas capacidades de Mefi-Boset

    El ministerio Mefi-Boset lleva 20 años trabajando el tiempo de ocio y apoyo a las familias de personas con discapacidad intelectual en Terrassa y Barcelona. Algunas imágenes de este curso que acaba.

     
    VÍDEOS Vídeos
     
    Historia de tres reyes Historia de tres reyes

    El egoísmo nos hace creer que es mejor y más fácil hacer todo solos.

     
    Toda la Biblia: Génesis Toda la Biblia: Génesis

    En el primer libro de la Biblia encontramos a un Dios que, desde el principio, está buscando  restablecer la relación rota con las personas.

     
    Lutero en España: la reforma invisible (documental) Lutero en España: la reforma invisible (documental)

    El documental emitido en TVE realiza un recorrido histórico desde el S. XVI hasta llegar a la actualidad para mostrar la realidad del protestantismo en España.

     
     
    Síguenos en Ivoox
    Síguenos en YouTube y en Vimeo
     
     
    RECOMENDACIONES
     
     

     
    AEE
    PROTESTANTE DIGITAL FORMA PARTE DE LA: Alianza Evangélica Española
    MIEMBRO DE: Evangelical European Alliance (EEA) y World Evangelical Alliance (WEA)
     

    Las opiniones vertidas por nuestros colaboradores se realizan a nivel personal, pudiendo coincidir o no con la postura de la dirección de Protestante Digital.