PUBLICIDAD
 
viernes, 21 de septiembre de 2018   inicia sesión o regístrate
 
Protestante Digital

 
PUBLICIDAD
 
SÍGUENOS EN
  • Twitter
  • Facebook
  • Google +
  • Instagram
  • YouTube
  • Rss
 

  • Donar a Protestante Digital
  •  
    PUBLICIDAD
     
     



    Alain Auderset
     

    La prédica del siglo

    Dos cánticos más tarde, veo salir al tipo por la puerta de atrás, seguido por el pastor dos coros después. Ya no aguanto más, tengo que ir a ver lo que está pasando…

    CITA CON DIOS AUTOR Alain Auderset 14 DE JULIO DE 2016 18:35 h
    Imagen: Alain Auderset

    MI PASTOR, ESE HÉROE



    El nuevo



    El domingo pasado, el culto tenía que haber sido como cualquier otro. Yo estaba de pie en la parte de atrás alabando a Dios con los brazos en alto, cuando de repente me fijo en una persona "nueva". Entra y se sienta delante.



    Hasta ahí nada anormal.



     



    Pero… ¿Se mueve?



    De vez en cuando, abro un ojo (solo para asegurarme de que no hemos sido teletransportados al cielo :¡nunca se sabe!)



    ¡Pero bueno!



    El "nuevo"  está ahora muy cerca de mí. Es bajito, tiene unos ojos azules que me miran con insistencia y el pelo blanco y corto. Está dándole la mano a la que gente que está a mi alrededor.



    Yo, sigo con los brazos en alto (casi como si estuviera cogiendo



    manzanas) y con una pinta de adorador sabiamente estudiada, me quedo tranquilo.



    ¡¿Y ahora… ?!



    El hombrecito ya no está ahí (desaparecido), ¿pero qué ven mis ojos? ahora está en las filas de delante y… ¡nooo! ¡ menudo desastre! Ha encendido  un pitillo (¡¡¡ una pitillo en una iglesia!!!  mi lado cristiano recibe un golpe…)! aparentemente inicia una gran discusión con Luc (mi amigo el pastor) ¡jooo! ¡Esta alabanza no me deja oír lo que se están diciendo!.



    Vuelvo a abrir un ojo (esta vez el otro, hay que variar un poco). Me asusto: el hombrecillo está de nuevo a mi lado hablando con el pastor que ha seguido tras él (pues claro, no va a tener un pastor delante y otro detrás).



    - ¿Por qué no me deja sentarme delante de todo? y el pastor (que no tiene nada de tonto) le responde:



    - ¡Ah! Quieres ir delante, no hay problema; tengo un lugar de honor para ti.



    El pastor le lleva a la primera fila (reservada para los invitados) a su lado.



     



    Pero… ¿se marchan?



    Le abraza muchas veces, tanto que me pregunto si el hombrecillo no es alguien cercano a su familia.



    Dos cánticos más tarde, veo salir al tipo por la puerta de atrás, seguido por el pastor dos coros después. Ya no aguanto más, tengo que ir a ver lo que está pasando…



    Al llegar a la manilla de la puerta me doy cuenta de que mis brazos siguen estando en alto (pero como yo también soy bastante listo, los bajo para poder abrirla) ¡Hombre no, es una broma! ¡ Soy capaz de abrirla con los pies!



    En el vestíbulo de la iglesia, ya no hay nadie. Salgo y me doy cuenta de que en la estación de enfrente Luc se sentó a su lado para hablarle y explicarle que no tiene que sentirse rechazado…



    Vuelvo a mi lugar de alabanza; el cántico apenas termina cuando los dos hombres regresan y se vuelven a sentar delante.



     



    Pero… ¿Están hablando ahí delante?



    Después llega el momento en que el pastor toma la palabra:



    - Aquí tengo a Pedro, que insiste en que le gustaría decirles algo.



    ¡No me lo puedo creer!, ¿le cede la palabra? el desconocido orgulloso de tener un micrófono exclama:



    - Oh, sólo quería deciros que os quiero a todos, gracias.



    Y se volvió a sentar (eso no tenía mucho impacto, alguien que no te conoce y te dice que te quiere … enfin).



    Durante la santa (es)cena, Pedro entona un cántico cristiano seguido de otro menos conocido en nuestros medios:



    - Me gustan las mujeres, me gusta el vino, y si tengo que olvidarlas bebo y olvido…



    Luc consiguió por los pelos desviar la atención de los asistentes…



     



    Apenas recuerdo las palabras que dijo mi amigo el pastor en su sermón de aquel día, (con ese título, es una pena ¿verdad?) pero he visto la actitud de un pastor de gran corazón, tan atento para no herir a un total desconocido. Y esa es una de las más bellas prédicas que haya oído en mi vida.



     



    Imagen: Alain Auderset


     

     


    0
    COMENTARIOS

        Si quieres comentar o

     



     
     
    ESTAS EN: - - - La prédica del siglo
     
    PUBLICIDAD
     
     
     
    AUDIOS Audios
     
    Vástagos de amor: cambiando la vida de un niño Vástagos de amor: cambiando la vida de un niño

    María Mercedes Páez relata su experiencia como madre de acogida y el programa de acogimiento familiar que desarrolla Aesvida.

     
    Cristianos solo de nombre: enfrentando el nominalismo Cristianos solo de nombre: enfrentando el nominalismo

    Jaume Llenas expone el reto que desde el Movimiento de Lausana se ha planteado, de alcanzar a las personas que están alejadas de la fe, a pesar de considerarse a sí mismos como cristianos.

     
    Galicia insumisa: Eva Sierra habla de su último libro con César Vidal Galicia insumisa: Eva Sierra habla de su último libro con César Vidal

    La nueva identidad del gallego evangélico tras abrazar la nueva fe: abandonaron ancestrales y arraigadas creencias populares, fruto del sincretismo mágico-pagano y del catolicismo implantado desde el s. XVI.

     
    “Llevamos un mensaje de redención y de convivencia” “Llevamos un mensaje de redención y de convivencia”

    Aarón Lara, coordinador del Congreso Iberoamericano para la Vida y la Familia, analiza lo sucedido en la última Asamblea General de la OEA.

     
    ¿Qué pasa con los errores de la Biblia? ¿Qué pasa con los errores de la Biblia?

    Para el cristiano la Biblia es la Palabra de Dios. Pero ¿coincide la Biblia de hoy con el texto original? ¿o está llena de errores? (Andy Wickham)

     
    FOTOS Fotos
     
    Levantando “puentes para la inclusión” desde Riga Levantando “puentes para la inclusión” desde Riga

    El encuentro congregó unas 50 personas de 12 países.

     
    Idea2018, en fotos Idea2018, en fotos

    El encuentro celebrado en Palma de Mallorca reunió a evangélicos de todo el país para conversar sobre convivencia, misión e interculturalidad.

     
    Las 95 Tesis, clavadas en España Las 95 Tesis, clavadas en España

    Evangélicos presentan 'Las 95 Tesis de la Reforma 500 años después' a gobiernos locales y regionales, por toda España.

     
    VÍDEOS Vídeos
     
    Toda la Biblia: Zacarías Toda la Biblia: Zacarías

    Lo más importante en la vida no son los logros que podamos conseguir, sino que sepamos disfrutar del camino.

     
    Mediterráneo Mediterráneo

    “Algo cambiará si tienes hambre y sed de justicia”, canta la artista valenciana Eva Betoret.

     
    ‘Mentiras’, Sal150 ‘Mentiras’, Sal150

    Primer adelanto de ‘Vale la pena vivir’, con el sonido inconfundible del grupo.

     
     
    Síguenos en Ivoox
    Síguenos en YouTube y en Vimeo
     
     
    RECOMENDACIONES
     
    PATROCINADORES
     

     
    AEE
    PROTESTANTE DIGITAL FORMA PARTE DE LA: Alianza Evangélica Española
    MIEMBRO DE: Evangelical European Alliance (EEA) y World Evangelical Alliance (WEA)
     

    Las opiniones vertidas por nuestros colaboradores se realizan a nivel personal, pudiendo coincidir o no con la postura de la dirección de Protestante Digital.