PUBLICIDAD
 
lunes, 20 de noviembre de 2017   inicia sesión o regístrate
 
Protestante Digital
Flecha
 
PUBLICIDAD
 

SÍGUENOS EN
Logo +qFamilia
  • Twitter
  • Facebook
 

 
TOP 10 LOS +VISTOS

ENCUESTA
25 años de los Acuerdos de Cooperación
¿Cómo valora el desarrollo de la libertad religiosa en España en los últimos 25 años?






VER MÁS ENCUESTAS
 
Francisco Sánchez
 

Hijos con traje de monstruo

Las prioridades las marca lo que ahora llamamos “el ritmo de vida”. No sé exactamente qué significa esto pero lo oigo a menudo como justificación de todo lo que no puedo, no quiero o no llego a hacer.

AUTOR Francisco Sánchez 17 DE FEBRERO DE 2015 20:52 h
Donde viven los monstruos.

Maurice Sendak ilustró Donde viven los monstruos. Su obra fue llevada al cine por Spike Jonze. En ella, Max, un niño de unos 10 años, se ve sometido a situaciones desagradables que él mismo no termina de entender.



En la escuela, el profesor habla del fin del mundo; en casa, su adolescente hermana le ignora completamente para poder hablar por teléfono con sus amigos. Su madre, prisionera de las circunstancias -decisiones que un día tomó y de las que hoy recoge sus desagradables consecuencias- tampoco le dedica a Max la atención que necesita. El poco tiempo del que dispone en casa, apenas da para limpiar, solventar las últimas incidencias del trabajo e intentar buscar algo de apoyo emocional probando una nueva relación con otro hombre.



Max no es tonto. No sabe lo que quiere pero sí lo que no le gusta. A veces llora, también inventa historias para evadirse. Otras, las peores,  se calza su traje de monstruo para comportarse como tal: grita, patalea, muerde a su madre y hasta le grita “-te odio” -después de escaparse de casa.



¿Quién no sueña con eliminar aquello que no le gusta? Max no eligió ni venir al mundo ni que sus padres se divorciaran. Tampoco decidió sobre la hermana que le tocaría tener. ¿Está justificado su mal comportamiento? En medio de la adversidad, Max ha descubierto que quizá su traje de monstruo le sirva de coraza. Decide huir y huye. Max sufre y decide, pero no lo hace desde la madurez sino desde el dolor. Cruza la frontera de lo que se debe y no se debe. Se rebela y naufraga hasta llegar a una isla “donde viven los monstruos”.



Allí, para nuestra sorpresa, es erigido rey por los mismos. Al fin, un poco de reconocimiento. Max les miente una y otra vez sobre su pasado. Les engaña y les hace creer lo que no es. Max se convierte en el mayor monstruo de la isla. Pero no todo acaba ahí.



¿No es por nuestros hijos por quiénes luchamos tanto? Pertenezco a la “joven” generación del 76 y no he crecido con mis abuelos en casa. No sé lo que es llegar del colegio y saludar primero al abuelo porque, “ahora, el abuelo está mayor y le cuidamos nosotros”.



Max, el protagonista de Donde viven los monstruos tampoco tuvo abuelo en casa. El concepto de familia está cambiando mucho. Quién cuida de quién y en qué momento, también. Hemos convertido el turno de la fábrica y el contrato basura en principios que gobiernan nuestras familias.



Las prioridades las marca lo que ahora llamamos “el ritmo de vida”. No sé exactamente qué significa esto pero lo oigo a menudo como justificación de todo lo que no puedo, no quiero o no llego a hacer:



-si es que llevamos un ritmo de vida vertiginoso… -¿Cómo voy a dejar de trabajar para cuidar a mi padre? ¿Quién traerá el dinero a casa? ¿Cómo pago la hipoteca? ¿Cómo no me voy a ir de vacaciones después del añito que llevo?



Estoy pensando en aquellos individuos que, ya desde la infancia, están perdiendo sus referencias familiares básicas, una parte importante de su identidad. Lo tenemos y lo tienen difícil. ¿Podemos hacer algo? ¿Qué puede hacer un maestro, un profesor, un psicólogo, un policía, un asistente social, un juez, un teólogo? ¿Qué puedes hacer tú?



Max, el protagonista, finalmente vuelve a casa. Se da cuenta a tiempo de que él, en realidad, no es un monstruo. Ni siquiera haciendo el salvaje es feliz. Necesita los límites del hogar.



No puedo evitar pensar en los que no vuelven, en los que permanecen donde viven los monstruos todos los días de su vida hasta convertirse en jóvenes, adultos y ancianos arruinados, en definitiva, monstruos arrugados que no conocen un antes ni un después feliz.


 

 


0
COMENTARIOS

    Si quieres comentar o

 



 
 
ESTAS EN: - - Hijos con traje de monstruo
 
PUBLICIDAD
 
 
 
AUDIOS Audios
 
Evangelio y Reforma impactan Latinoamérica con César Vidal Evangelio y Reforma impactan Latinoamérica con César Vidal

Viaje de César Vidal a México, Argentina, R. Dominicana y Perú: encuentros, conferencias y presencia en medios evangélicos y "seculares" logra impacto relevante en la sociedad.

 
Francisco de Enzinas, pasión por la Palabra Francisco de Enzinas, pasión por la Palabra

Miguel Ángel Vieira presenta a la figura del burgalés, el primero en traducir la Biblia al castellano en el siglo XVI, que está siendo homenajeado este año en Burgos.

 
El camino de la Reforma protestante: César Vidal

Análisis del inicio histórico de la Reforma protestante y su significado, ante los 500 años de aquel 31 de octubre en que Lutero clavó sus 95 tesis. 

 
95 Tesis para la España de hoy 95 Tesis para la España de hoy

Xesús Manuel Suárez presenta el documento en el que han colaborado más de 90 evangélicos de España de distintas áreas para aportar a la sociedad desde la cosmovisión protestante.

 
José Luis Andavert, 32 años sirviendo en Sociedad Bíblica

El que ha sido director de la entidad durante 32 años nos habla de su experiencia y las expectativas de futuro en la Sociedad Bíblica de España.

 
“La ley LGTBI genera más problemas que los que soluciona”

Rubén Navarro, de ADF International, considera que la ley que se debate este martes en el Congreso supone una pérdida de derechos para el conjunto de los ciudadanos y un peligro para los que disientan de las opiniones protegidas por la norma.

 
“El crecimiento evangélico en España no es solo numérico”

Máximo Álvarez presenta el nuevo mapa misionológico de España, donde todavía hay 526 ciudades de más de 5.000 habitantes sin presencia evangélica.

 
Ley proLGTBI impide la diversidad: Jaume Llenas

"El Estado lo que debe es no perjudicar la diversidad. No sólo en sexualidad, sino en política, religión. Pero este proyecto de Ley sólo permite un tipo de ideología sexual, estableciendo una sociedad uniformizada". Entrevista a Jaume Llenas, abogado y secretario general de la Alianza Evangélica Española,

 
FOTOS Fotos
 
Las 95 Tesis, clavadas en España Las 95 Tesis, clavadas en España

Evangélicos presentan 'Las 95 Tesis de la Reforma 500 años después' a gobiernos locales y regionales, por toda España.

 
La Biblia a través de la historia La Biblia a través de la historia

Una exposición recorrerá Galicia este año 2017 mostrando la historia de la Biblia y su importancia para la Reforma Protestante.

 
Las diversas capacidades de Mefi-Boset Las diversas capacidades de Mefi-Boset

El ministerio Mefi-Boset lleva 20 años trabajando el tiempo de ocio y apoyo a las familias de personas con discapacidad intelectual en Terrassa y Barcelona. Algunas imágenes de este curso que acaba.

 
VÍDEOS Vídeos
 
Historia de tres reyes Historia de tres reyes

El egoísmo nos hace creer que es mejor y más fácil hacer todo solos.

 
Toda la Biblia: Génesis Toda la Biblia: Génesis

En el primer libro de la Biblia encontramos a un Dios que, desde el principio, está buscando  restablecer la relación rota con las personas.

 
Lutero en España: la reforma invisible (documental) Lutero en España: la reforma invisible (documental)

El documental emitido en TVE realiza un recorrido histórico desde el S. XVI hasta llegar a la actualidad para mostrar la realidad del protestantismo en España.

 
 
Síguenos en Ivoox
Síguenos en YouTube y en Vimeo
 
 
RECOMENDACIONES
 
 

 
AEE
PROTESTANTE DIGITAL FORMA PARTE DE LA: Alianza Evangélica Española
MIEMBRO DE: Evangelical European Alliance (EEA) y World Evangelical Alliance (WEA)
 

Las opiniones vertidas por nuestros colaboradores se realizan a nivel personal, pudiendo coincidir o no con la postura de la dirección de Protestante Digital.