PUBLICIDAD
 
jueves, 17 de enero de 2019   inicia sesión o regístrate
 
Protestante Digital

 
 

La Radio ¡Ay qué Radio!

Trataré de armonizar, con los fallos que en la Radio provoco y de los cuales me río, antes de que los demás se rían de ellos.

DESDE EL CORAZóN AUTOR Roberto Velert 05 DE AGOSTO DE 2017 22:55 h
Foto: Felipe Belluco. Unsplash.

El sentido del humor consiste en saber reírse de los propios fallos, y este aprendiz de escribidor tiene muchos que ciertos lectores descubren y otros tantos que los oyentes de Radio “Bona Nova” escuchan.



Así que hoy, reiterando lo que ya vengo anunciando en estas semanas de vacaciones –es un decir  del pensamiento profundo y la investigación, voy a tratar de unos capítulos de sonrisas que son también como unas vacaciones instantáneas.



Pero como descansar demasiado de escribir me deteriora la caligrafía, y además la Radio no descansa, trataré de armonizar, con los fallos que en la Radio provoco y de los cuales me río, antes de que los demás se rían de ellos, el humor que en ocasiones pienso es un deber que tenemos con el prójimo.



De contenidos serios sobre la Radio, tengo varios capítulos al alcance de quienes nos lo soliciten: “Radio Cristiana y Cristianos en la Radio” o “la Radio: Evangelización: sin barreras” o “el lenguaje radiofónico”; también “el arte de la comunicación”, pero como ya he reiterado que estos temas veraniegos son como una vacación de la seriedad y sé, que el sentido del humor es una buena manera de decir las cosas, que a veces me ha sacado de atolladeros históricos, voy a “La Radio ¡Ay qué Radio!” .



La Radio es como una revista de entretenimiento. A la vez que la ves “la escuchas” y puedes estar haciendo otras cosas.



Sabemos que hay muchos tipos de radio: las musicales, y entre éstas, pocas que retransmitieran el concierto del hijito mayor de Julio IGLESIAS, que si a éste, por su profesionalidad, se le pudiese apellidar CATEDRALES, al Enriquito se le honraría mucho dejándolo como HERMITITA, pues al recital dado en Cantabria, lo definieron como “hacer el indio”, ni cantaba en directo, ni movía la boca en armonía con el play back, ni realizó el programa impreso, y tan nefasta resonancia tuvo, que hasta el Presidente de Cantabria, el controvertido Miguel Ángel REVILLA, al tiempo de decir que su gobierno no gastó un céntimo en tal debacle, dijo tiernamente: “ya sabemos que el chico no es un tenor”, ahora bien, no hay que culpar al chico, sino responsabilizar a aquellos que pagan sus buenos Euros, por acudir a recitales que ya de entrada tienen la mediocridad por base.



Estos musicales, como mucha de la música que emiten las Radios de esta clase, se caracterizan principalmente porque todos los chicos y chicas que cantan tienen la misma voz. Siempre salen supercontentos.



Parece que todos los días son los más felices de su vida. O eso o que antes de entrar al estudio o salir al escenario les dan éxtasis.



Todos cantan al amor –bueno eso era hace unas décadas, en que las estadísticas eran que el 85% eran canciones de amor- pero en nuestros días a un amor loco, desconocido, voluptuoso y casi siempre engañoso, como aquella canción que presentó Andorra, años ha, cuyo estribillo decía: “esta noche, aunque no me ames, miénteme”.



Luego están las Radios convencionales. Nada diré de las políticas, pues últimamente casi todas hablan del pre, pro, y post del 01. Hablaré de la radio convencional, que no es ni muy divertida ni muy aburrida, es… convencional. Es como la publicidad de “BIC Cristal: que escribe normal”. Ni bien ni mal. Normal.



Una cosa que me llama la atención acerca de ciertos locutores es cómo exageran el Inglés: “y ahora, Yeeenninfa Loupesss con su éxito Blaining maiself ewei”; menos mal que no indica la Academia dónde estudiaron la lengua.



Y aún peor cuando tratan de traducir los títulos de espirituales negros al español. “Escuchemos a Johnny CASH cantando el “Rock de las edades” del Inglés “Rock of Ages” (Roca de la Eternidad) o cuando algún que otro busto parlante susurraba, escuchemos “Amigos para siempre” por Montserrat CABALLÉ y Federico MERCURIO.



Una cosa que me encanta de la Radio (de la nuestra, naturalmente) es que en ella hay pequeños detalles que no tienen otros medios.



Por ejemplo: los agradecidos protocolarios en televisión se acuerdan de las gentes “que están detrás; a los cámaras; a los realizadores, a las maquilladoras…” en la Radio, se suele tener al menos uno delante, en la mesa de control de sonido, que es necesario que lo vea el locutor y él o ella a los locutores, para controlar mejor el sonido y las entradas de voz y músicas, es decir, verdaderas músicas y músicos que cantan de sus verdaderas emociones.



¿Y la publicidad? el tema es tan simpático y manipulador, que necesitará otro capítulo aparte.



¿Y los temas? algunos de los temas radiales (los televisivos serán para otro momento) pretendiendo dialogar sobre dudas existenciales rozan la ridiculez: “¿por qué los padres no hablan con los hijos? y tratas de prestar atención, y además de no dejar ninguna lección magistral, te quedas con algunas ideas que mejor sería algunos no hablaran: “yo a tu edad ya llevaba doce meses de mili en Regulares”. “Cuando tu madre te dio a luz, yo asistí al parto”… te conoceré bien; lo que no dice es que entró para grabarlo, y luego demostrar que no sabía ni cómo coger al bebé.



Y es que muchos padres no tienen tiempo para nada, se pasan la vida diciendo a los hijos: “ahora no puedo ayudarte con las mates, que estoy arreglando el enchufe”; “ahora no puedo que estoy viendo el partido” y al final del tema, en el que han participado ciertos padres que no tienen hijos o los tienen de diversas madres, no queda nada, pero nada en claro, de lo difícil que es ser padres. ¡Y es que hay unas Radios!.


 

 


0
COMENTARIOS

    Si quieres comentar o

 



 
 
ESTAS EN: - - - La Radio ¡Ay qué Radio!
 
PUBLICIDAD
 
 
 
AUDIOS Audios
 
Periodismo evangélico en una Europa poscristiana Periodismo evangélico en una Europa poscristiana

Joel Forster repasa los retos para los cristianos en el continente europeo y la labor que realiza desde hace cuatro años Evangelical Focus para conectar evangelio y sociedad.

 
Un sello que hace historia Un sello que hace historia

José Luis Fernández Carnicero explica las actividades programadas este mes de enero en Ourense para celebrar la emisión del sello de la Biblia del Oso y la Reforma Protestante.

 
La Inquisición española, ¿leyenda negra? La Inquisición española, ¿leyenda negra?

Ante una nueva edición del libro “Artes de la Santa inquisición Española”, Emilio Monjo nos explica su importancia, la relación con Casiodoro de Reina, y confronta los desvaríos históricos que se han realizado en los últimos meses en torno a la historia de la España del XVI.

 
#Forum18: ¿Cómo vas a brillar? #Forum18: ¿Cómo vas a brillar?

Samuel Escobar, Israel Montes, Ester Caballero y otros nos dan su valoración y qué se llevan para aplicar tras asistir a un evento cuyo lema fue ‘Brillando como estrellas’.

 
Jaume Llenas: fin de etapa en la AEE Jaume Llenas: fin de etapa en la AEE

Conversamos con Jaume Llenas sobre la Alianza Evangélica Española, su presente y futuro, tras 17 años en la secretaría general.

 
Alianza Solidaria: Ayuda a Venezuela Alianza Solidaria: Ayuda a Venezuela

Conocemos más de cerca el proyecto de alimentación a la infancia que lleva adelante esta entidad evangélica en Venezuela.

 
FOTOS Fotos
 
15º Aniversario de Protestante Digital 15º Aniversario de Protestante Digital

Fotos de la celebración realizada en Barcelona el 5 de octubre.

 
Medio siglo de GBU, en fotos Medio siglo de GBU, en fotos

Un repaso gráfico a la historia de GBU en nuestro país.

 
Idea2018, en fotos Idea2018, en fotos

El encuentro celebrado en Palma de Mallorca reunió a evangélicos de todo el país para conversar sobre convivencia, misión e interculturalidad.

 
VÍDEOS Vídeos
 
Toda la Biblia: Gálatas Toda la Biblia: Gálatas

Nuestra vida no depende de nuestras tradiciones o costumbres, sino de la dependencia de Dios.

 
Mi testimonio Mi testimonio

¿He conocido de verdad a Jesús? ¿Cómo saber si soy salvo? Sofía Oliver nos cuenta su historia.

 
Mi último día Mi último día

Un corto de animación que recrea la perspectiva de uno de los ladrones crucificados junto a Jesús.

 
 
Síguenos en Ivoox
Síguenos en YouTube y en Vimeo
 
 
RECOMENDACIONES
 
PATROCINADORES
 

 
AEE
PROTESTANTE DIGITAL FORMA PARTE DE LA: Alianza Evangélica Española
MIEMBRO DE: Evangelical European Alliance (EEA) y World Evangelical Alliance (WEA)
 

Las opiniones vertidas por nuestros colaboradores se realizan a nivel personal, pudiendo coincidir o no con la postura de la dirección de Protestante Digital.