PUBLICIDAD
 
domingo, 18 de noviembre de 2018   inicia sesión o regístrate
 
Protestante Digital
Flecha
 
PUBLICIDAD
 
SÍGUENOS EN
  • Twitter
  • Facebook
  • Google +
  • Instagram
  • YouTube
  • Rss
 

 

 
TOP 10 LOS +VISTOS

ENCUESTA
Reforma de la Educación
¿Qué solución prefiere respecto a la asignatura de religión en las escuelas?





VER MÁS ENCUESTAS
 



Fe y vida pública
18
 

“Si apartamos a Dios de la vida política, entonces entrarán otras cosas”

Tras un acto multitudinario en Vistalegre y la subida de VOX en las encuestas, entrevistamos a su vicepresidente, Víctor González.

AUTOR Redacción P+D, Jonatán Soriano BARCELONA 26 DE OCTUBRE DE 2018 10:00 h
Victor González, vicepresidente de VOX. / VOX

Después del baño de masas en el Palacio de Vistalegre,  el fenómeno de VOX  vive su mayor impulso desde su creación. Según Metroscopia, si ahora mismo hubiese elecciones, alrededor de un millón de personas optarían por esta formación, es decir, un 5% del electorado. Unos resultados veinte veces superiores a los que obtuvieron en 2016, garantizando así su entrada al Congreso de los Diputados con entre 4 y 6 escaños.



VOX aparece en el panorama político con el lema “La España viva” y un programa con medidas que van desde eliminar los parlamentos autonómicos y el Senado, hasta una ayuda regulable de 100 euros mensuales por cada hijo, pasando por una redefinición de la política fronteriza de Europa que suponga eliminar el espacio Schengen, una ley de protección de la tauromaquia o un incremento del presupuesto de Defensa.



“Creo que en VOX tenemos apoyo de muchas iglesias evangélicas”, dice el vicepresidente de la formación, Víctor González. Declarado católico, considera la recuperación de Dios en el espacio político actual como una de las prioridades de su partido. “En todos nuestros actos es raro que no haya una mención a Dios. Creo que eso, para los evangélicos, es atractivo”, afirma.



 



Pregunta. ¿Cómo explicas el auge de VOX en el panorama electoral español?



Respuesta. Creo que la base está en los principios. En estos cuarenta años de democracia hemos tenido una serie de partidos políticos que, en algún momento dado, tuvieron una serie de principios. VOX lo que ha hecho es crecer con un ideario muy claro, con unas bases concretas y muy sólidas, hasta el punto de que presentamos un documento que se llama Vida y valores, y si en algún momento se traiciona eso, el partido se tendrá que disolver porque ya no será VOX. Para evitar esa transición al relativismo que, creo, es uno de los mayores problemas que tiene la sociedad. 



 



P. Las encuestas dan a VOX un 5% de los votos de cara a las próximas elecciones, por lo que entraría en el Congreso. ¿Se ha pensado ya en dialogar y pactar con otras fuerzas?



R. No. Estamos lejos de ese escenario. Lo que sí sabemos es con quien no vamos a hablar ni a pactar. Hay partidos que son nuestros adversarios, como Ciudadanos o el PP. Incluso me atrevería a meter al PSOE, aunque no al que gobierna Pedro Sánchez, que está con otros que son nuestros enemigos porque van contra la tradición judeocristiana de España, contra su unidad, las libertades de las personas o la propiedad privada. Eso es Podemos. No es un adversario, sino un enemigo que hay que batir. Con ellos no tenemos absolutamente nada que hablar porque, o ellos estarían engañando a sus electores, que ya lo han hecho, o nosotros nos estaríamos engañándo a nosotros mismos. A mí no me importa engañar a mis electores. Me importa más engañarme a mí mismo y pensar que todo este esfuerzo y este sacrificio lo hemos hecho para luego engañarnos todos. Eso no puede ocurrir.



 



P. ¿Tiene VOX un perfil de votante?



R. Estamos con todos. Creo que donde tenemos una mayor presencia o intención de voto, por las encuestas que hemos ido sacando, es entre los nuevos votantes. Aquellos que todavía no han votado pero que superan la mayoría de edad y van a poder votar por primera vez. Es la gente joven. Es muy halagador porque es la promesa de un futuro mejor para España, puesto que comparten nuestras inquietudes. Pero estamos en todos los estratos sociales y edades, con una mayor intención de voto en la gente joven. Creo que ahí alcanzaría el 8%. Como consecuencia, auguro una tendencia positiva, de crecimiento. 



 



P. ¿Hay hueco para los evangélicos en ese perfil?



R. Buscamos la reforma de un sistema que, creemos, no ha funcionado. Creo que eso, para los evangélicos, que proceden de la Reforma, ya de por sí tiene una parte épica. En segundo lugar, nosotros defendemos las raíces judeocristianas que tiene Europa y que son indudables. No son específicamente católicas. Creemos que el humanismo que ha desarrollado el pensamiento crisitano, en comparación con otras religiones, es esencial. En todos nuestros actos es raro que no haya una mención a Dios. Creo que eso, para los evangélicos, que tienen una misión en la calle con mucha fuerza, a diferencia de otras iglesias, es atractivo. Los evangélicos siempre han tenido una vocación social muy fuerte, igual que la Iglesia Católica, y también de misión. Nosotros decimos que hay civilizaciones buenas y malas. La nuestra, que parte del cristianismo, es la buena porque tenemos a alguien como Jesucristo y su ejemplo de servir a los demás. No creo que podamos renunciar a eso que ha permitido que el mundo sea lo que es hoy, más justo, más equilibrado, que por otras religiones no lo hubese sido. Ahí coincidimos plenamente con el pensamiento evangélico. Queremos recuperar la imagen y la presencia de lo que significa Dios.



 



Un momento del acto celebrado por VOX en Vistalegre, el pasado 7 de octubre. / Facebook VOX



P. ¿Cómo se traslada algo como los valores judeocristanos a la política?



R. Primero, recuperando la figura de Dios en el discurso político. Nosotros venimos a servir porque creemos que esta vida merece la pena vivirla en el servicio a los demás. Eso viene de nuestro pensamiento cristiano. No expulsar a Dios de los actos públicos y sociales, que Europa, Estados Unidos y el mundo occidental, que es la parte más desarrollada y más justa, con mayor libertad, lo ha permitido en nuestra civilización. Entonces, se trata de recuperar la figura de Dios y permitir a las nuevas generaciones que sepan que este mundo es lo que es gracias a ese pensamiento. Si lo apartamos de la vida política, que es una parte prescriptiva para la sociedad, entonces entrarán otras cosas. Y la gente adorará otras cosas y seguirá otros caminos. El expulsar a Dios, y no me refiero a un dios católico sino cristiano, que nos ha permitido ser lo que somos, es un gravísimo error porque no sólo tenemos la obligación de actuar correctamente ahora, sino de marcar el camino a nuestros hijos y a quienes tengan que venir. 



 



P. Aprovecho que hablas de laicismo. ¿Qué visión tiene VOX de la aconfesionalidad del Estado y del pluralismo religioso? 



R. El presidente del Gobierno tiene que presidir para toda la sociedad y tiene que buscar el bien común. Tiene que permitir que la sociedad que se forme busque la verdad. Cada uno busca su verdad y, en esa búsuqueda interior, hay que dejar que el Espíritu Santo lleve ese alma a su luz. Lo que tiene que hacer el Estado es permitir que esa libertad de culto, de expresión, se pueda dar. Cuando un estado es laicista está rompiendo con esa tradición histórica. Se están adorando otra serie de cosas. En el caso de las iglesias evangélicas, nosotros no entramos en el pensamiento, en el modo de vida ni en lo que hace cada individuo, pero tenemos que permitir una libertad absolutamente religiosa. La Iglesia Católica ha estado protegida y el gobierno ha sido declarado católico, pero a día de hoy, desafortunadamente, tenemos una sociedad tan laica que bienvenido sea cualquiera que quiera buscar a Dios en su camino. Tenemos que permitir y apoyar esa búsqueda de las personas porque les va a permitir ser mejores y servir mejor al resto de sus compatriotas. Soy un convencido de la unión de las iglesias cristianas, pero que cada iglesia luche y pelee por su feligresía, en total libertad. 



 



P. Uno de los campos donde más sensibilidad hay en cuestión de pluralismo es en la educación. ¿Qué papel tendrían las minorías religiosas en un Estado gobernado por VOX?



R. Ese punto en concreto no lo tenemos desarrollado. Pero, en cuanto a la enseñanza de la religión, tiene que haber una libertad por parte de los padres para educar a sus hijos en las creencias que ellos quieran, sin ningún tipo de interferencia. A partir de ahí, cada uno educará como crea mejor a sus hijos y los enviará al colegio que crea idóneo. Lo que no puede ser es que hayan institutos públicos donde sea el Estado el que adoctrine lo que quiera. Tiene que haber dinero a disposición de las familias para que sus hijos estudien en los centros que ellos escojan. Eso permitirá que se vayan creando los centros que vayan respondiendo a las inquietudes existenciales y de formación que tiene cada familia. No creo que sea el Estado el que tenga que entrar ahí, sino que son los padres quienes tienen que decidir. 



 



P. Una de las medidas más reivindicada por el partido es la supresión de las autonomías y de los diferentes parlamentos autonómicos para concentrar el poder en una sola administración. ¿Es esa vuestra respuesta para el conflicto en Cataluña?



R. España no viene de los reyes católicos, como dicen muchos. Viene de los reyes visigodos y de la caída de Roma, con un pensamiento y una historia que han ido perdurando a lo largo de los siglos. No nos sobra el dinero, pero si nos sobrase, no tiene sentido que comunidades autónomas como Cantabria, La Rioja, Madrid o Murcia tengan sus parlamentos regionales. Es excesivo. No nos hace falta para gobernarnos. La gestión de lo público tiene que ser lo más cercana posible a los ciudadanos. Hay que tener un sólo parlamento y una administración descentralizada. A lo mejor, el Ministerio de Defensa tiene que estar en Valencia y el de Agricultura en Toledo. Es un reforma más profunda. Pasa por cambiar la Ley electoral. 



En cuanto a Cataluña, sobre algo malo no se puede construir. Cataluña se ha ido aprovechando de una Constitución de 1978 y una serie de gobiernos que les han ido dando más, y una serie de señores han hecho ingentes fortunas, y cuando la justicia, que llega tarde, exige, comienzan a poner excusas y una salida es amenazar con la cuestión separatista. En Cataluña tenemos un problema terrible que no se va a solucionar en dos o tres años, sino que tardaremos quince o veinte, y para empezar sobre ello hay que actuar a través de la educación. Hay que recuperar a la nueva juventud con un discurso de amor y sabiendo que es un tema que va a llevar tiempo, pero no podemos ceder ni ante el chantaje, ni ante la mentira, ni ante el golpismo. 



 



P. Desde un punto de vista de la realidad protestante, hay iglesias repartidas por todo el territorio y con matices e identidades muy distintas. También existen diferentes consejos evangélicos a nivel autonómico. ¿Cómo crees que afectaría esta medida a la realidad protestante en toda su diversidad?



R. La historia común, las culturas, las costumbres no tienen nada que ver. Pero no puede haber una gestión de lo público que no nos lleve hacia algo bueno, sino al enfrentamiento y a la falta de cohesión. Los consejos evangélicos podrán seguir organizando su gestión autonómica como ellos quieran sobre unos territorios que serán las provincias. No tiene nada que ver. Pero si estas realidades protestantes deciden una ruptura con el resto de España, nos tendrán en contra igual que a otras partes de la iglesia evangélica que no comulguen con esas ideas. 



 



El presidente de la formación, Santiago Abascal. / Facebook VOX



P. ¿Cambiaría algo la relación de las comunidades protestantes con las instituciones? Por ejemplo, a la hora de tramitar licencias.



R. No entiendo qué tipo de impedimento puede haber en la obtención de licencias. No me gusta que metan en el mismo saco a las mezquitas y a las iglesias evangélicas. En el caso de las mezquitas, el Estado tiene que tener un control exhaustivo de las que se abren y de lo que dicen los imanes. Tú y yo tenemos una raíz cristiana y, si queremos volver a los orígenes, imitaremos a Jesús. Pero el extremismo islámico lleva a una falta de libertades que yo no estoy dispuesto a asumir. No quiero que ese movimiento llegue a España de ninguna manera y lo que hay que hacer es controlar y vigilar. Mahoma mató, descuartizó, decapitó, mandó matar, asesinar, violar a mujeres, quemar ciudades y hacer esclavos. Hay gente que decide que eso es lo que hay que hacer. Por eso me da miedo que de mezquitas españolas salga gente pensando que eso es lo que hay que hacer, y hay que controlarlo.



 



P. Pero en la Europa cristiana de la Edad Media también ocurría todo eso.



R. Nuestra civilización es mejor que la que parte del pensamiento islámico porque la nuestra se basa en la libertad del individuo, en la defensa de la propiedad privada y en la igualdad. El islam no defiende nada de esto. La historia hay que juzgarla, cada una, en su contexto y en su época. Hoy hay una parte del mundo que vive mejor, que progresa, que prospera y que crece, y hay otras que no. Mi obligación es defender esto que tenemos. No puedo permitir que entre alguien que tiene la idea de acabar con lo que creo que hace a nuestra sociedad mejor.



 



P. En el primer punto del apartado sobre inmigración de vuestro programa se asegura que se expulsarán a los inmigrantes ilegales, y en el cuarto, que todos aquellos que hayan entrado de manera ilegal nunca podrán optar a legalizar su situación. Muchas iglesias evangélicas trabajan con inmigrantes en sus barrios y comunidades sin exigirles que expliquen cuál es su situación. ¿Cómo les afectaría esta medida?



R. Por definición, las iglesias tienen que ser mejores que el gobierno. Los españoles no podemos ser racistas ni contrarios a la inmigración porque España ha sobrevivido gracias al mestizaje. Pero cuando hemos emigrado, lo hemos hecho con cartillas de trabajo. Nos hemos ido, hemos aportado nuestro granito de arena a las sociedades a las que hemos ido y hemos vuelto. Lo mismo hay que hacer aquí. Los inmigrantes ilegales, tienen que salir de España. Eso no quiere decir que no puedan volver y regularizar su situación, pero deben salir. Los inmigrantes que tienen delitos, tienen que ser expulsados de España. Los que tiene delitos graves, tienen que ser expulsados de España. Y aquellos que han obtenido la nacionalidad, pero que tiene delitos graves reiterados, deben perder la nacionalidad y ser expulsados de España. No podemos permitir que la red social que tenemos esté dando cobijo a aquellos que la utilizan para pervertir el sistema y de una manera egoísta. Ser español debe ser un anhelo porque debe permitir saber que se es una buena persona. Si traemos gente aquí, debe ser gente que pueda contribuir, aportar y ayudar. Las iglesias evangélicas tienen que seguir haciendo su labor y acogiendo a gente, pero la acción del gobierno tiene que ser mucho más dura y estricta. 


 

 


18
COMENTARIOS

    Si quieres comentar o

 

Earendil
12/11/2018
15:58 h
18
 
Estoy de acuerdo con muchas de las propuestas de VOX. Pero también disiento profundamente de algunas consideraciones y en particular del uso de lo religioso con fines políticos. Pero lo desastroso de este país, que en este momento se rompe por presión de lo que considero como unos irresponsables (nacionalistas catalanes), es que las demás opciones políticas son todavía peores ...
 

Gabriel Sut
28/10/2018
19:46 h
10
 
Un partido ultra católico, que odia a Catalunya, odia a los inmigrantes (nuestros semejantes...) y quiere llevarnos a un sistema feudal no puede ser demasiado aconsejable. Un partido que sólo tiene el objetivo de la imposición y la fuerza sobre los que no piensan como ellos, ha de ser directamente desechado. Delante del Señor, cada uno vote lo que en conciencia mejor le convenza.
 
Respondiendo a Gabriel Sut

Disidente
30/10/2018
18:57 h
14
 
Vox no tendrá mayoría, sino probablemente menos escaños que los independentistas. Acusar de odio a Cataluña es una calumnia censurable, salvo que para usted independentismo sea igual a Cataluña y los demás no lo son. Imponer es lo que hacen quienes se saltan la ley. Los herederos y amigos de ETA tienen más escaños. Esos sí han demostrado odio e imposición matando inocentes recibiendo financiación con nuestros impuestos.
 
Respondiendo a Disidente

quim
31/10/2018
15:06 h
15
 
Si no la odia, al menos quiere reducirla a la mínima expresión posible, aniquilando como mínimo su propio autogobierno, establecido constitucionalmente, (de la lengua y cultura propias podemos también hablar en otro momento), quizás los que tanto se rasgan las vestiduras por el incumplimiento de la leyes y la Constitución de algunos políticos periféricos, deberían hacer los mismo ante planteamientos inconstitucionales como éste, entre otros, que plantea VOX.
 
Respondiendo a quim

ENCUERPOYALMA
29/10/2018
13:28 h
13
 
Lo de la imposición por la fuerza como objetivo y el odio a Cataluña son infamias . Lo independentismos varios especialmente catalán y vasco sí que tienen sus raíces unidas a sectores de la I C R.
 
Respondiendo a ENCUERPOYALMA

quim
31/10/2018
17:08 h
16
 
En cuerpoyAlma, VOX no tiene nada que ver con la ICR ni con el resurgir de un nuevo neo nacionalcatolicismo español ¿verdad?
 

ENCUERPOYALMA
28/10/2018
16:33 h
9
 
Espero y deseo que VOX no sea un timo como la mayoría de los otros partidos. De momento va en contra de las 17 taifas con sus parlamentitos y gobiernitos, algunos uniprovinciales lo cual ya es un punto en pro de la igualdad de todos los españoles.
 

Ana
28/10/2018
00:22 h
7
 
Yo ya estoy inscrita en VOX y creo que para los evangélicos es un buen sitio donde afiliarse, un lugar donde los valores de la cultura occidental judeo-cristiana prevalecen y son fomentados. Unidos veceremos a este nefasto gobierno pro-gay, feministoide, y antivida que ha okupado la Moncloa
 

Enrique Lara
27/10/2018
18:18 h
5
 
Acertadas preguntas, respuestas confusas. Cantos de sirena que espero no seduzcan y fascinen; ¡ni las oigamos desde los púlpitos! Por sus frutos los conoceréis: no gobiernan, ya veremos.
 

bien
27/10/2018
17:46 h
4
 
Soy Evangélico y votaré a VOX me parece muy necesario.
 
Respondiendo a bien

quim
29/10/2018
12:55 h
11
 
Tiene todo el derecho del mundo a votar a quien quiera, como si quiere hacerlo a Falange, a Democracia Nacional, o si se presentara, al Partido Nacional Socialista Español, francamente algunos planteamientos de VOX no difieren demasiado de estos últimos sino más bien los aglutina. Yo lo haré al Partido Animalista (PACMA) también me parecen muy necesarios. Saludos cordiales.
 
Respondiendo a quim

ENCUERPOYALMA
01/11/2018
17:10 h
17
 
Lo que sí está documentado y es demostrable es el apoyo de ciertos sectores de la ICR al independentismo catalán y no digamos al vasco.
 

Galo Nómez
27/10/2018
15:58 h
3
 
Sí, otras cosas. Como este movimiento
 

Director pais7.org
27/10/2018
14:06 h
2
 
Los creyentes evangélico-protestantes jóvenes deberían intentar una plataforma política (laica, no confesional pero confesante, partido sin complejos) propia, aunque sea minoritaria (nos alcanza para un eurodiputado). Los mayores siguen girando en torno a la persecución y cuando hablan de historia se remiten al siglo XVI y poco más. Un diminuto partido bizarra puede hacer la diferencia (piénsese en el diputado Pedro Quevedo de N. Canarias y su minuto de gloria). Lo contrario es irresponsabilidad
 

Rogelio
27/10/2018
11:02 h
1
 
¿Regreso al nacionalcatolicismo, con el apoyo ahora del nacionalevangelicalismo? ¡Se le ponen a uno los pelos como escarpias!
 
Respondiendo a Rogelio

Ana
28/10/2018
00:26 h
8
 
Por favor no hable por hablar sin conocimiento. Debemos unirnos ante el peligro de este gobierno lacista y de su vicepresidente Pablo Iglesias que hará que ardan las iglesias no sólo católicas sino protestantes
 
Respondiendo a Ana

quim
29/10/2018
13:13 h
12
 
Distinguida Ana,quien habla sin conocimiento,o quizás sí,(lo cual sería más preocupante) es usted, con ese lenguaje guerracivilista,se me hace muy difícil, por no decir imposible sumarme al tren del nuevo "nacionalcatolicismo-evangeliscalismo" que pretenden los neofascismos disfrazados de supuesta piedad y caridad cristiana de VOX y otros y es que si uno rasca un poquito se apercibirá que no es más que puro marketing y que en modo bíblico podríamos definir como política del sepulcro blanqueado.
 
Respondiendo a quim

Galo Nómez
27/10/2018
21:43 h
6
 
De hecho, en AL los evangélicos, en lugar de buscar ser una real alternativa, sólo han aprovechado el debilitamiento del catolicismo para asaltar el trono de esa iglesias y repetir las mismas sentencias represivas, moralizantes y excluyentes que los sacerdotes repitieron durante siglos, sólo que con mucho menos cultura y escasa reflexión teológica
 



 
 
ESTAS EN: - - “Si apartamos a Dios de la vida política, entonces entrarán otras cosas”
 
PUBLICIDAD
 
 
 
AUDIOS Audios
 
Orando por los cristianos perseguidos Orando por los cristianos perseguidos

“Oramos con ellos, los que están sufriendo la persecución, para que puedan tener la fortaleza para seguir adelante”, expresa Ted Blake.

 
Caminando por Libertad 2018: la trata, esclavitud de nuestro Siglo Caminando por Libertad 2018: la trata, esclavitud de nuestro Siglo

Caminando por Libertad es una marcha contra la trata de personas, la esclavitud del Siglo XXI. Loida Muñoz explica en qué consiste.

 
La raíz de la corrupción en España es moral: C. Vidal La raíz de la corrupción en España es moral: C. Vidal

Tras los escándalos de títulos universitarios dados a políticos, César Vidal analiza la raíz de este mal en España. El origen, dice, está en la moral de la cultura católica.

 
Prostitución: abolicionismo Prostitución: abolicionismo

Jorge Rodrigo, de la asociación Esclavitud XXI, explica en qué consiste el modelo abolicionista para luchar contra la trata y rescatar a víctimas de prostitución.

 
Vástagos de amor: cambiando la vida de un niño Vástagos de amor: cambiando la vida de un niño

María Mercedes Páez relata su experiencia como madre de acogida y el programa de acogimiento familiar que desarrolla Aesvida.

 
Cristianos solo de nombre: enfrentando el nominalismo Cristianos solo de nombre: enfrentando el nominalismo

Jaume Llenas expone el reto que desde el Movimiento de Lausana se ha planteado, de alcanzar a las personas que están alejadas de la fe, a pesar de considerarse a sí mismos como cristianos.

 
FOTOS Fotos
 
15º Aniversario de Protestante Digital 15º Aniversario de Protestante Digital

Fotos de la celebración realizada en Barcelona el 5 de octubre.

 
Medio siglo de GBU, en fotos Medio siglo de GBU, en fotos

Un repaso gráfico a la historia de GBU en nuestro país.

 
Levantando “puentes para la inclusión” desde Riga Levantando “puentes para la inclusión” desde Riga

El encuentro congregó unas 50 personas de 12 países.

 
VÍDEOS Vídeos
 
Toda la Biblia: Juan Toda la Biblia: Juan

Este evangelio señala con claridad a Jesús como Dios hecho hombre.

 
Castillo Fuerte es nuestro Dios Castillo Fuerte es nuestro Dios

El himno de batalla de una Reforma que continúa en miles de corazones que se encuentran con la gracia que transforma vidas.

 
Pablo Martínez: la palabra con gracia, sazonada con sal Pablo Martínez: la palabra con gracia, sazonada con sal

El comunicador cristiano tiene retos, pero también buenas herramientas, para llevar a cabo su labor con palabras que sanen y construyan.

 
 
Síguenos en Ivoox
Síguenos en YouTube y en Vimeo
 
 
RECOMENDACIONES
 
PATROCINADORES
 

 
AEE
PROTESTANTE DIGITAL FORMA PARTE DE LA: Alianza Evangélica Española
MIEMBRO DE: Evangelical European Alliance (EEA) y World Evangelical Alliance (WEA)
 

Las opiniones vertidas por nuestros colaboradores se realizan a nivel personal, pudiendo coincidir o no con la postura de la dirección de Protestante Digital.