PUBLICIDAD
 
viernes, 6 de diciembre de 2019   inicia sesión o regístrate
 
Protestante Digital

 
Derechos Humanos, los cristianos y los pobres (57)
9
 

¡Lucha, Iglesia, lucha..! DDHH

El cristianismo debe ser un ámbito natural de la defensa de los Derechos Humanos que, si pueden ser superados por algo, es por el propio compromiso bíblico con el hombre
DE PAR EN PAR AUTOR Juan Simarro Fernández 30 DE JULIO DE 2013

La iglesia, en torno a los Derechos Humanos debe ser proactiva, o sea, debe promocionar y vigilar por el cumplimiento de estos derechos y, en su caso, usar su voz profética de denuncia allí donde estos derechos sean conculcados. Esto sin distinción de raza, color, religión, condición política, régimen jurídico, nacionalidad… Debe ser luchadora por los DDHH.

Es verdad que lo debe de hacer desde la excelsitud de los valores bíblicos del Reino, pero lo debe hacer. De ahí que podamos decir: Lucha, iglesia, lucha.

Es verdad que los cristianos que siguen los valores bíblicos, por su propia naturaleza, van a abrazar y recibir como buenos los Derechos Humanos. Más aún, si trabajan en el mundo por la evangelización de las culturas con los valores del Reino, sin saberlo van a cumplir y promocionar los Derechos Humanos.

Lo que pasa es que, como muchas veces los cristianos son pasivos en cuento a sus responsabilidades para con el prójimo y viven de espaldas al dolor de los hombres mientras miran al cielo para asemejarse a los ángeles, la lectura, reflexión y práctica de los Derechos Humanos puede ser una ayuda para tener un mayor acercamiento a los valores que nos dejó Jesús. Para promover la lucha de la iglesia a favor del prójimo.

La iglesia y el cristiano también se reafirman en los valores del Reino cuando promociona y vigila el cumplimiento de los Derechos Humanos. La Iglesia debe estar en contra de todos aquellos, sean autoridades políticas o grupos económicos o de empresa, cuyas actuaciones vayan en detrimento del desarrollo, de la promoción, de la defensa y la aplicación de estos derechos.

Cuando van en contra de la promoción de los hombres creando estructuras de pecado e injustas que se encarnan en la sociedad y que acaban aceptándose sus valores como si fueran justos. Cambiamos lo dulce en amargo y nos acostumbramos a ello. En estos contextos es donde puede sonar la frase de ánimo: Lucha, iglesia, lucha.

Los Derechos Humanos están en línea con los valores bíblicos como la Parábola del Buen Samaritano, un extranjero que no hace distinción con los judíos a pesar de que judíos y samaritanos no se llevaban bien entre ellos. Todo esto se puede ver reafirmado en el Artículo 2 que nos dice: “Además, no se hará distinción alguna fundada en la condición política, jurídica o internacional del país o territorio de cuya jurisdicción dependa una persona”. La defensa de los Derechos humanos de cada hombre nos compete sin distinción.

Cristianamente hablando se puede decir que mi prójimo no depende de su condición política o jurídica. Su grito traspasa todas estas circunstancias, traspasa fronteras y el concepto de projimidad no se termina en la persona que está próxima a mí. Hoy tenemos conocimiento del sufrimiento, discriminación, robo de derechos y de dignidad, tanto del prójimo que está cerca de mí, como aquel que está allende las fronteras. La lucha de la iglesia puede ser orientada usando la armadura de Dios.

La defensa de los Derechos Humanos no corresponde sólo a los Estados. Es más, es una forma de quitarse responsabilidades, mutilar el concepto de projimidad, y sentirnos falsamente descargados al sentir que la defensa de los derechos humanos de las personas le corresponde a los poderes políticos solamente. Si desde la iglesia se está actuando desde estas perspectivas de comodidad insolidaria, estamos faltando a nuestros deberes de projimidad y conculcando los valores del Reino. Nos convertimos en cobardes irresponsables o cómplices de la conculcación de los Derechos Humanos. Reducimos el cristianismo a mera liturgia vana. Hacemos del cristianismo algo vertical. Que trabajen otros por el prójimo. Nos despojamos de la armadura de Dios.

Por eso el cristianismo debe ser un ámbito natural de la defensa de los Derechos Humanos que, si pueden ser superados por algo, es por el propio compromiso bíblico con el hombre. El hombre es el mayor y más importante lugar sagrado para Dios mismo. Más que el templo, más que el ritual. Eso nos da ánimos para la batalla.

Los Derechos Humanos, ni son dados por las autoridades políticas, ni pueden ser quitados por ellas. De ahí que se puedan llamar inalienables e irrenunciables… porque el hombre lleva impreso en su ser la propia imagen divina. Es por eso que, al ser el ser humano un tema central del cristianismo y el lugar teológico por excelencia.

La realidad es que al igual que existen los Derechos Humanos y las organizaciones o personas que los promueven, entre los que tienen que estar la Iglesia y los cristianos, también existen otros grupos de presión o sujetos responsables de la violación de estos derechos. Así es el mundo. El trigo junto con la cizaña. La iglesia debe ser responsable y activa en estas áreas que son de su competencia, porque competen al hombre, son derechos humanos, no inhumanos. Todo lo humano compete al cristianismo.

Contra estos grupos de presión responsables de la violación y conculcación de los Derechos Humanos es hacia donde se debe orientar la denuncia profética de las iglesias, denuncia que, a veces, se olvida, desoyendo la llamada al seguimiento de Jesús, que entronca con esta línea profética siendo el último de los profetas, denunciador de las estructuras que violaban los más elementales derechos de las personas y dignificador de los débiles y marginados. Los profetas eran auténticos luchadores armados con todos los detalles de la armadura de Dios.

Para Jesús no existía condición política de las personas, jurídica o internacional. Muchas veces los extranjeros son los escogidos por el Señor como modelos de buen prójimo que cura, ayuda, libera, sana al que ha sido despojado de sus derechos. No importa la condición política o el territorio de cuya jurisdicción dependa una persona.

La iglesia debe estar preocupada y ser promotora no solamente de los llamados derechos civiles como un compromiso ético frente al poder estatal que englobaría incluso el derecho a la libertad religiosa, sino que, además, debe ser luchadora dentro de la misión diacónica de la iglesia, por los derechos económicos, sociales y culturales de las personas. Luchadora por los Derechos Humanos, por los derechos de los hombres en general. Lucha, iglesia, lucha.

Es más, la iglesia debe ser promotora y concienciadora de los derechos humanos en torno a los colectivos de inmigrantes y refugiados, de los pobres, de los presos y de los proscritos en general. Es parte de su misión. De lo contrario se quedará paralizada en la vivencia de una espiritualidad mística que poco o nada tiene que ver con el cristianismo. Esperemos que no sea así. Que la lucha nunca se abandone. Así, pues, nuestro lema hoy es: lucha, iglesia, lucha.
 

 


9
COMENTARIOS

    Si quieres comentar o

 

Pep Porta
07/08/2013
01:03 h
9
 
Don Jetro, si como afirma el Sr. Simarro 'La Iglesia debe estar en contra de todos aquellos, sean autoridades políticas o grupos económicos o de empresa, cuyas actuaciones vayan en detrimento del desarrollo, de la promoción, de la defensa y la aplicación de estos derechos', le repregunto: ¿Quién dentro de la Iglesia está capacitado para decidir qué gobierno cumple o no cumple los DD.HH y promover la lucha en su contra?
 

Jetro Pacheco R.
06/08/2013
00:52 h
8
 
Pep: Los Derechos Humanos no están pensados para usarlos como arma para derrocar a algún gobierno, sea éste de derechas o de izquierdas. Los Derechos Humanos están por encima de las tendencias políticas y no entienden de derechas ni de izquierdas. Lo que quieren es que todos los gobiernos, sean del color que sean luchen por lo humano.
 

Pep Porta
05/08/2013
15:31 h
7
 
Les hago una simple pregunta:¿En España se respetan y se cumplen los DD.HH? Les contesto: la izquierda dice que no. A mi me parece que sí. ¿Quién dentro de la Iglesia está capacitado para decidir qué gobierno cumple o no cumple los DD.HH y promover su derrocamiento?
 

Pío Román Z.
03/08/2013
11:46 h
6
 
Irma Alcalde: ¡Qué más quisieras tú que practicar un 'humanismo projimista' como tú le llamas. Te aproximarías a Jesús, que fue humano y le preocupó todo lo humano y, además, te aproximarías al prójimo, el gran mandato de Jesús. Si a las tres cuartas partes de la humanidad en pobreza y exclusión les llamas pobres sociológicos, ni has comprendido la solidaridad cristiana ni sabes en qué mundo vives. Eso ya no es ser de derechas ni de izquierdas, es ignorar la realidad del mundo... y de las enseñanzas bíblicas.
 

Irma Alcalde
02/08/2013
02:14 h
5
 
Hermanos, ¡Levanten sus manos!, ¡Grito de Júbilo! ¡No las bajen!, la izquierda aprétenla progresivamente hasta que caigan de ella gotas de sudor contestatario y justiciero, ¡Arriba! Mientras se escuchan los acordes de la Internacional (no confundir con ¡Firmes y Adelante!), les leemos la Declaración de los DDHH, extensión de la de los Derechos del Hombre, olvídense de los deberes, y de los Derechos divinos, eso es para los que creen en la eficacia suprema del evangelio eterno, a final de cuenta los “llamados” son los pobres sociológicos, el único y verdadero “pueblo de Dios”. Salgamos a la calle y ¡a luchar!, ¡Luchen, luchen que algo queda! Baja el telón, tres ancianos desdentados le explica
 

Guillermo de Móstoles
01/08/2013
00:03 h
4
 
Creo que mejorar el mundo no es el objetivo de la Iglesia sino un resultado. ¿Cuál es el objetivo de la Iglesia? Muchos dirían que la gran comisión, de lo cual no estoy 100% seguro. Yo creo que el objetivo de la iglesia es el objeto de su Amor, Jesús. Nos transformamos en quienes somos en Dios y hacemos lo que tenemos que hacer cuando permanecemos mirándole y dirigiéndonos hacia él. Por lo demás, es de esperar que una persona que cree que no ha de preocuparse de que ha de comer y que ha de vestir, tenga más ambiciones en la vida que simplemente alcanzar un estatus económico.
 

JB
31/07/2013
10:56 h
3
 
Los profetas del A.Testamento ya denunciaban las injusticias existentes, Jesús defiende al debil, al cojo y desvalido, nos da vida a los heridos. Me lamenta las iglesias pasivas en torno a las injusticias y no alzan la voz por los DDHH defendidos por DIos.
 

Pep Porta
31/07/2013
00:22 h
2
 
'La iglesia y el cristiano también se reafirman en los valores del Reino cuando promociona y vigila el cumplimiento de los Derechos Humanos. La Iglesia debe estar en contra de todos aquellos, sean autoridades políticas o grupos económicos o de empresa, cuyas actuaciones vayan en detrimento del desarrollo, de la promoción, de la defensa y la aplicación de estos derechos'. Mi Reino no es de este Mundo, dice el Señor.
 

Hipócrates Cerezo
31/07/2013
00:22 h
1
 
Quizás deberíamos decir: ¡Trabaja, iglesia, trabaja! Lo de la ¡Lucha, iglesia, lucha!, suena algo a violencia... pero olé tus narices.
 



 
 
ESTAS EN: - - - ¡Lucha, Iglesia, lucha..! DDHH
 
PUBLICIDAD
 
 
 
AUDIOS Audios
 
Pablo Wickham: ‘Renovarse o morir’ Pablo Wickham: ‘Renovarse o morir’

Entrevistamos al autor de un libro que examina pasado, presente y futuro de las Asambleas de Hermanos en España.

 
Alfonso Guerra: el Tribunal Constitucional aprobó LVG por presiones Alfonso Guerra: el Tribunal Constitucional aprobó LVG por presiones

El socialista Alfonso Guerra, exvicepresidente del Gobierno con Felipe González, reconoce que la Ley de Violencia de Género era inconstitucional y que el TC la aprobó por presiones. Lo dijo el pasado 19 de noviembre en un encuentro en de la firma internacional de abogados Ashurst.

 
7 Dias 1x07: elecciones en Uruguay, libertades en Filipinas y pluralismo en España

Esta semana, en 7 Días, analizamos las elecciones en Uruguay, la decisión del gobierno filipino de incluir al Consejo Nacional de Iglesias en la lista de grupos terroristas y el debate sobre el acceso de las confesiones minoritarias en España a tener una casilla en la declaración de la renta.

 
7 Días 1x06: Bolivia, la asamblea mundial de la WEA y la intolerancia contra la religión en España

Esta semana, en el podcast de actualidad de Areópago Protestante, analizamos la transición en el poder de Bolivia, la asamblea de la Alianza Evangélica Mundial y el informe sobre delitos de odio contra creencias y prácticas religiosas en España.

 
Kanye West, elecciones, Día de la Reforma: 7 Días 1x05 Kanye West, elecciones, Día de la Reforma: 7 Días 1x05

El rapero Andrés Pérez visita nuestro podcast para comentar la conversión al cristianismo de Kanye West y su disco ‘Jesus is King’.

 
FOTOS Fotos
 
Min19: Infancia, familia e iglesias Min19: Infancia, familia e iglesias

Algunas imágenes del primer congreso protestante sobre ministerios con la infancia y la familia, celebrado en Madrid.

 
X Encuentro de Literatura Cristiana X Encuentro de Literatura Cristiana

Algunas fotos de la entrega del Premio Jorge Borrow 2019 y de este encuentro de referencia, celebrado el sábado en la Facultad de Filología y en el Ayuntamiento de Salamanca. Fotos de MGala.

 
Idea2019, en fotos Idea2019, en fotos

Instantáneas del fin de semana de la Alianza Evangélica Española en Murcia, donde se desarrolló el programa con el lema ‘El poder transformador de lo pequeño’.

 
VÍDEOS Vídeos
 
Héroes: cargando una cruz Héroes: cargando una cruz

Simón de Cirene fue testigo de la muerte de Jesús en un encuentro que cambiaría su vida y a toda su familia.

 
El informativo #18: Los británicos ya no ven inmoral la pornografía ni las drogas El informativo #18: Los británicos ya no ven inmoral la pornografía ni las drogas

La pornografía y las drogas son cada vez más aceptadas por la población británica. Las relaciones homosexuales, la eutanasia y el aborto son otros aspectos cuya percepción moral también ha cambiado en el Reino Unido durante los últimos 30 años.

 
Primer Congreso sobre infancia y familia, primera ponencia Primer Congreso sobre infancia y familia, primera ponencia

Madrid acoge el min19, donde ministerios evangélicos de toda España conversan sobre los desafíos de la infancia en el mundo actual.

 
 
Síguenos en Ivoox
Síguenos en YouTube y en Vimeo
 
 
RECOMENDACIONES
 
PATROCINADORES
 

 
AEE
PROTESTANTE DIGITAL FORMA PARTE DE LA: Alianza Evangélica Española
MIEMBRO DE: Evangelical European Alliance (EEA) y World Evangelical Alliance (WEA)
 

Las opiniones vertidas por nuestros colaboradores se realizan a nivel personal, pudiendo coincidir o no con la postura de la dirección de Protestante Digital.