PUBLICIDAD
 
martes, 21 de febrero de 2017   inicia sesión o regístrate
 
Protestante Digital

 
PUBLICIDAD
 
SÍGUENOS EN
  • Twitter
  • Facebook
  • Google +
  • Instagram
  • YouTube
  • Rss
 

  • Donar a Protestante Digital
  •  
    PUBLICIDAD
     
     



    Derechos Humanos, los cristianos y los pobres (22)
    8
     

    Da Vida. Es inviolable

    Millones de niños mueren al año por el aborto. Esto se une a más millones aún de niños que mueren por hambre, falta de medicinas, de agua potable… hay que hacer algo.
    DE PAR EN PAR AUTOR Juan Simarro Fernández 29 DE ENERO DE 2013

    Aún no hemos comentado el artículo 3 de la Declaración Universal de los Derechos Humanos que habla del derecho a la vida. Lo formula de una forma sencilla, breve y clara: “Todo individuo tiene derecho a la vida”. La verdad es que éste debería ser el primero de los derechos, pues si alguien viola el derecho a la vida, de forma inmediata y automática ya se están violando el resto de los derechos humanos. Es el derecho que está a la base de todos los demás y, además, los sustenta.

    De todas formas estoy de acuerdo con los que ven imprecisa la expresión “derecho a la vida”. ¿Es realmente un derecho cuando la vida nos es dada cuando aún no existimos y el no existente no tiene derecho a nada? Quizás la Declaración Universal debería decir: “Todo individuo tiene derecho a conservar su vida, a cuidarla y desarrollarla”. El derecho a que la vida sea inviolable.

    Yo creo que todos los humanos estamos de acuerdo con este derecho. La polémica, los desacuerdos y los planteamientos teológicos, éticos o sociales, se dan en la línea de la defensa de la vida en el caso del aún no nacido: Nos encontramos ante el tema del aborto. Igualmente nos podríamos encontrar con el tema de la eutanasia, de la pena de muerte, con los niños aún no nacidos y que tienen alguna deformidad física o enfermedad psíquica. Todo esto sí que nos plantea ante un debate ético, bioético, espiritual, médico, social y humano.

    En este artículo no vamos a poder tratar todas estas temáticas. Quería centrarme por el momento en el tema del aborto. Lo hago porque, precisamente, la Misión Evangélica Urbana de Madrid, entidad que presido, que en otros momentos he dirigido y que he puesto en marcha, tiene un programa de ayuda a mujeres que quieren abortar por necesidades socioeconómicas. Además de alternativas al aborto, ayudamos asistencialmente a las mujeres que llevan adelante su embarazo y estamos abiertos, incluso, a un seguimiento posaborto en el caso de que la mujer, libremente y después de informada y asesorada en todas las alternativas posibles, decida abortar.

    Es el trabajo de nuestro centro Da Vida. La verdad es que habréis comprobado que casi nunca hablo de nuestro trabajo para que no parezca que uso esta revista digital para promocionar nuestro ministerio. Hoy lo voy a hacer un poquito. Sólo un poquito.

    Teníamos, por tanto, la necesidad de hablar sobre este tema que, quizás, lo tendremos que hacer a lo largo de un par de artículos. No somos los únicos en el mundo con un programa como éste. Existen centros católicos que están haciendo este trabajo. Hay muchos centros evangélicos en el mundo que hacen un trabajo pro-vida sin limitarse solamente al asesoramiento y a plantear alternativas al aborto, sino que trabajan en el campo asistencial con estas mujeres y, en su caso, en la integración social, pues muchas mujeres se plantean el aborto por cuestiones socioeconómicas, de marginación, de pobreza o de exclusión social.

    Por tanto, nosotros no solamente hablamos de derecho a conservar, cuidar y desarrollar la vida, sino que ponemos en marcha todo un dispositivo de ayuda para estas mujeres. Ayudamos a estos niños en nuestro centro Da Vida de 0 a 2 años. Luego pueden pasar, si lo necesitan desde el punto de vista asistencial y de integración social, a los servicios que tenemos en nuestro centro de la C/ Calvario en donde mantenemos programas de ayudas integrales hasta que logran la reinserción social, familiar, educativa y cultural.

    Una pregunta que siempre nos hacemos es ésta: ¿Por qué hay tantos evangélicos que defienden la vida desde el momento de la concepción, que se manifiestan, que consideran el aborto un atentado contra la vida misma y solamente existe en toda España nuestro pequeño centro evangélico, que es un Programa de Misión Evangélica Urbana de Madrid? ¿No pensáis que los evangélicos necesitaríamos hacer algo más en esta línea de trabajo?

    Si los evangélicos piensan en realidad que toda vida es preciosa para Dios, incluyendo la del no nacido, el niño que está todavía en el útero de su madre, ¿por qué nos limitamos solamente a algunas declaraciones que se hacen de vez en cuando y no estructuramos programas de ayuda que lleven a la mujer a dar a luz sabiendo que hay alguien que las quiere y las va a ayudar? Esto tiene mucho sentido en el caso de las mujeres en dificultad social, mujeres inmigrantes… pero no sólo ellas.

    Millones de niños mueren al año como consecuencia del aborto. Esto se une a más millones aún de niños que mueren en el mundo por el hambre, la falta de medicinas, de agua potable… Tenemos que hacer algo.

    Para los cristianos es un problema el hecho de que queramos que, a través de las vías políticas, de las leyes o de las normativas, se obligue a una sociedad laica y en un porcentaje alto no creyente o atea, a que cumpla con lo que los cristianos creemos y vemos en la Biblia. Esto crea rechazo y hace que muchos ciudadanos estén en contra de las manifestaciones cristianas. Puede ser el caso incluso de lo legislado por nuestro ministro de justicia en España que actúa de mano de los líderes de la iglesia católica.

    Creemos nosotros que nuestra forma de trabajar es la de evangelizar nuestra cultura, la de convencer y no obligar, la de dar a conocer el mensaje bíblico que iremos analizando en algún que otro artículo posterior. La evangelización de la cultura no se hace vía presión legal, sino por la vía de la difusión de los valores y textos bíblicos a favor de la vida y por la vía del amor y de la ayuda a las mujeres que, quizás con desesperación, se plantean esta salida.

    Si nos exasperamos, gritamos, obligamos, legislamos desde los principios que nosotros creemos, pero sin evangelizar antes la cultura, evangelización que implica también el compromiso social y asistencial de las mujeres que se encuentran en estas situaciones límite, estaremos dando la idea de la vivencia de un cristianismo que violenta sin dar razón de su mensaje, que obliga sin convencer, que impone sin evangelizar, sin difundir los valores del Evangelio de la vida.

    Si no actuamos con sabiduría y compromiso, estaremos dando la idea de que somos cristianos radicales y causaremos rechazo. Señor, ayúdanos a ser sabios en la defensa de la vida. También a nosotros en la continuación que habrá sobre estas reflexiones.
     

     


    7
    COMENTARIOS

        Si quieres comentar o

     

    Alicia Reyes M.
    30/01/2013
    13:40 h
    7
     
    También estoy de acuerdo que, al hablar del aborto, se piense también en tantos niños que mueren por el hambre, la falta de medicinas, de agua potable... Es necesario.
     

    Sergio de Lis
    30/01/2013
    13:40 h
    6
     
    El quid de la cuestión sobre el aborto es que la vida que se extingue mediante él, es la de una persona, según puntualiza Mónica Pérez. Por lo tanto, apoyo absolutamente el programa Da Vida, de la Misión Urbana, y a otros programas que, no siendo evangélicos, no sólo evitan esos asesinatos, sino que rescatan a esas mujeres que han pasado por situaciones auténticamente límites. Y, nada menos, pueden recibir el perdón de Dios y la restauración en Cristo.
     

    Jael de la Lua García
    30/01/2013
    00:54 h
    5
     
    Estoy totalmente de acuerdo en que antes de que los cristianos se lancen a la vía legal o a proponer reformas, deben pasar por la experiencia de la fe política que articula el mensaje liberador y sanador de Jesús con el compromiso ético y transformador, para evitar caer en fundamentalismos e ideas propias. Sin embargo, si el Estado no garantiza la laicidad, y gobierna con ideas basadas en un credo religioso, las batallas que tendremos que librar los cristianos comprometidos con la transformación social para la vida plena, serán muchos, largos y llenos de frustraciones. Apenas comenzamos a recorrer ese camino. Abrazos desde México.
     

    MONICA GARCIA
    30/01/2013
    00:54 h
    4
     
    ESTOY TOTALMENTE DE ACUERDO CON TODO LO EXPUESTO EN EL ARTICULO. NO PODEMOS DEFENDER UN MANDAMIENTO DIVINO SI NO DAMOS UN EJEMPLO TERRENAL,Y EL EJEMPLO TIENE QUE SER CON OBRAS QUE ACREDITEN NUESTRA FE. DESGRACIADAMENTE SE HA HECHO DEL ABORTO UN METODO ANTICONCEPTIVO POR QUE NADIE QUIERE HACERSE CARGO DE UN TEMA TAN DELICADO. EL AÑO PASADO EN NUESTRA REVISTA DE EL ECO BAUTISTA LOLA SANCHEZ ESCRIBIA UN ARTICULO MUY PARECIDO EN EL QUE INSTABA A LA ACCION Y NO A LA MERA OBSERVACION DEL PROBLEMA. PONGAMONOS LAS PILAS DE UNA VEZ COMO HIJOS DE DIOS.YO POR MI PARTE VOY A EMPEZAR A INFORMARME DE LO QUE PODEMOS HACER LAS MUJERES DE LA UMMBE RESPECTO A ESTO. LAS CONCIENCIAS ESTAN PARA SER REMOVIDAS Y L
     

    Monica Perez - Argentina
    29/01/2013
    13:29 h
    3
     
    El actual Codigo Civil argentino, que lamentablemente van a cambiar, dice ' De las personas por nacer Art. 63. Son personas por nacer las que no habiendo nacido están concebidas en el seno materno.'. O sea no se puede abiortar porque seria un asesinato ya que desde el momento de la concepcion es una persona con lo que ello implica, de ahi que en Argentina para legislar el aborto deberian cambiar el Codigo Civil, tarea que ya han emprendido con un entusiasmo que sería mejor lo pusieran en combatir la corrupcion y el nepotismo. El planteo de que no podemos hacer leyes acordé a nuestras creencias con el coincido ya que no se puede imponer la creencia y de nada vale una ley sino no se está conv
     

    Carlos Sánchez
    30/01/2013
    00:54 h
    2
     
    ¡¡Muy bien!! Con lo que queda demostrado que los DD.HH son una convención positiva basada en una suerte de humanismo moderno y democrático, mientras que la ética cristiana dimana de la ley divina: tanto la ley natural, cuanto la ley escrita y la gracia traída por Jesucristo. Nada qué ver una cosa con la otra. Paz y bien.
     

    Felipe Mazagatos H.
    29/01/2013
    13:28 h
    1
     
    Tenemos que hacer algo. Esta es lafrase que resumiría la intención del artículo. Hacer algo en defensa de la vida de manera que no quede sólo en convicciones, sino en compromisos concretos. Dios bendiga al centro Da Vida de Misión Evangélica Urbana de Madrid.
     



     
     
    ESTAS EN: - - - Da Vida. Es inviolable
     
    PUBLICIDAD
     
     
     
    AUDIOS Audios
     
    Las lecciones del Caso Nóos: César Vidal Las lecciones del Caso Nóos: César Vidal Análisis del significado profundo del primer juicio a un miembro de la Casa Real, Cristina de Borbón, cuya sentencia ha condenado a su marido Iñaki Undargarín a más de seis años de cárcel.
     
    La Biblia del Oso ya tiene su tesis

    Constantino Bada explica su tesis sobre la Biblia del Oso y su autor, Casiodoro de Reina, cuya vida y obra es digna de ser recordada.

     
    Idea 2017: Reconciliar en la sociedad

    “Estamos convencidos de que los principios bíblicos son útiles para la sociedad vasca en su conjunto”, afirma Xesús Manuel Suárez, de la Alianza Evangélica Española.

     
    Política de Trump: análisis de C. Vidal

    Relación con Israel y cristianos, Decreto refugiados, muro con México, política antiabortista, elección juez conservador para Supremo, postura internacional. Análisis de César Vidal. 

     
    Idea2017: ruptura y reconciliación

    El teólogo José Hutter introduce el principio bíblico de reconciliación y explica el desafío que supone vivirlo para los cristianos en un mundo roto.

     
    Pastor David Ortiz, superviviente y vencedor en el nombre de Jesús en Israel

    Entrevista al pastor David Ortiz, cuyo hijo Ami salvó milagrosamente la vida en Ariel (Israel) al estallarle una bomba que era para él. Su historia y la de su esposa Leah es un mensaje de esperanza y perdón en medio de la barbarie, y del poder de Dios obrando de una forma tan real como sobrenatural.

     
    España, paraíso de la trata en Europa

    Miles de mujeres son traficadas en España para su explotación sexual. Carolina Sánchez dirige dos casas de acogida para víctimas de trata en nuestro país.

     
    FOTOS Fotos
     
    Conferencia Aglow 2017 Conferencia Aglow 2017

    Fotos del encuentro celebrado del 10 al 12 de febrero en Madrid.

     
    Los poetas y Dios 2016 Los poetas y Dios 2016

    Culminó el XIII Encuentro celebrado en Toral de los Guzmanes (León), con apoyo de ADECE y bajo el lema 'Natividad del Amado galileo'. Fotos de Pablo Rodríguez.

     
    GBG 2016 GBG 2016

    El encuentro de profesionales en Cullera (Valencia) reunió a profesionales de toda España bajo el lema: “El libro que dio forma al mundo”. Fotos de Juan Pablo Serrano y Samuel Vera.

     
    VÍDEOS Vídeos
     
    Ser iglesia en una Europa cambiante Ser iglesia en una Europa cambiante

    Una entrevista con Jaume Llenas sobre cómo ser iglesia en la Europa del siglo XXI: misión en un entorno de creciente secularismo, populismo y posverdad. / Cámara y edición: J. P. Serrano.

     
    3MJ #49: las migajas de Dios 3MJ #49: las migajas de Dios

    Con lo que “sobra” del poder de Dios nuestra vida puede ser transformada.

     
    8 causas: mártires 8 causas: mártires

    Muchos mantuvieron su fe en Cristo hasta las últimas consecuencias: llegaron a entregar la vida por mantener sus convicciones.

     
     
    Síguenos en Ivoox
    Síguenos en YouTube y en Vimeo
     
     
    RECOMENDACIONES
     
    PATROCINADORES
     

     
    AEE
    PROTESTANTE DIGITAL FORMA PARTE DE LA: Alianza Evangélica Española
    MIEMBRO DE: Evangelical European Alliance (EEA) y World Evangelical Alliance (WEA)
     

    Las opiniones vertidas por nuestros colaboradores se realizan a nivel personal, pudiendo coincidir o no con la postura de la dirección de Protestante Digital.