PUBLICIDAD
 
viernes, 15 de febrero de 2019   inicia sesión o regístrate
 
Protestante Digital

 
PUBLICIDAD
 
SÍGUENOS EN
  • Twitter
  • Facebook
  • Google +
  • Instagram
  • YouTube
  • Rss
 

  • Donar a Protestante Digital
  •  
    PUBLICIDAD
     
     



    Juan Simarro
     

    No te laves las manos

    El Señor nunca nos va a aprobar el no haber hecho nada, sino que nos va a preguntar que qué hemos hecho a favor de la dignidad y de la búsqueda de justicia para con el prójimo.

    DE PAR EN PAR AUTOR Juan Simarro 22 DE ENERO DE 2019 17:00 h

    No deja de ser curioso que, ante las situaciones de injusticia del mundo, la marginación y empobrecimiento de tantas personas, la opresión de los pueblos y de tantas personas, la trata de personas y la situación de inseguridad en la que se encuentran tantos prójimos nuestros, intentemos justificarnos con esta frase, ya sea dicha o pensada de alguna manera: Yo no he hecho nada. Somos como Pilatos. Nos lavamos las manos como si con eso tranquilizásemos a nuestra conciencia.



    Pues bien, lavarse las manos no nos justifica ni ante Dios ni ante el prójimo apaleado. El cristiano no puede ser un ser pasivo que se limite a decir, simplemente, que él no ha hecho nada para aumentar el sufrimiento, la pobreza, la opresión o exclusión del prójimo que se siente excluido de los bienes del planeta tierra. El Señor nunca nos va a aprobar el no haber hecho nada, sino que nos va a preguntar que qué hemos hecho a favor de la dignidad y de la búsqueda de justicia para con el prójimo. La contrapartida de lavarse las manos es usarlas y mancharlas en el servicio al otro.



    Cuando tenemos miedo de sentirnos culpables de algo, la tendencia humana, en muchos casos de insolidaridad para con el prójimo, es caer en disculparnos y acallar nuestra conciencia con la frase: Yo no he hecho nada contra el prójimo. Eso es lavarse las manos hipócritamente. Sí. Porque la pregunta bíblica nos cambia y trastoca la afirmación al preguntarnos si hemos hecho algo por el prójimo que nos necesitaba en un momento dado. La fe siempre es activa en la producción de las obras de la fe.



    Nos gustaría ser inocentes ante los sufrimientos del prójimo encogiéndonos de hombros y, con indiferencia, seguir tranquilizando nuestra conciencia con la frase de que no hemos hecho nada o similares. Sin embargo, en la Biblia, para los seguidores de Jesús, lo que hay son imperativos de acción samaritana: “Ve y haz tú lo mismo”.



    El gritar que no hemos hecho nada, el lavarnos las manos hasta despellejarnos la piel, nos convierte en seres insolidarios, malos prójimos que pasan de largo. Ante esto, la Biblia se quiere acercar a nuestro oído sigilosamente para lanzarnos con dureza este aserto bíblico: “El que sabe hacer lo bueno y no lo hace, le es contado por pecado”. ¡No! No se trata de ser pasivos, de pasar de largo de forma inmisericorde ante el prójimo apaleado y tirado al lado del camino, para luego intentar autojustificarse con la afirmación de que no hemos hecho nada. 



    Ese no hacer nada, ese comportamiento de Pilatos de lavarse las manos, ese pasar de largo de las situaciones injustas de la vida sin hacer nada, esa imposibilidad que, a veces, tenemos de no sentirnos movidos a misericordia, es uno de los grandes pecados en los que nos hace caer Satanás de forma sibilina. 



    Nos da miedo sentirnos culpables, pero respiramos solamente por nuestra propia herida. Ese ser insolidario y dar la espalda al sufrimiento de los pobres y desheredados de la tierra, no es propio de la vivencia de la espiritualidad cristiana que nos llama a mancharnos las manos solidariamente y como práctica del amor. Mejor mancharnos las manos en la acción solidaria, que mantenerlas limpias de forma hipócrita. El no hacer nada es ser un mal prójimo incapaz de ser movido a misericordia. 



    Si pensamos que la pobreza en el mundo, que el sufrimiento de tantas personas, que el mal que se da en nuestra ciudad, en nuestro barrio, en mi país o en el mundo, no es, para nada, responsabilidad mía, es que no hemos entendido el Evangelio, aunque estemos cumpliendo con todas las apariencias, cultos, rituales y sacrificios del mundo.



    El seguidor de Jesús no es aquella persona que no hace nada ante las injusticias del mundo, aunque caliente miles y miles de veces los bancos de las iglesias. El seguidor de Jesús debe ser una persona activa que se mancha las manos y usa lo que tiene para dignificar y liberar personas del yugo de esclavitud que es el gran escándalo de la justicia en el mundo. Si no, podríamos ser simples cómplices de la opresión y la injusticia en la tierra que tanto y tanto denunciaron los profetas y Jesús mismo.



    No creamos que allí, refugiado en nosotros mismos, escondidos, aunque se en el mismísimos templo, pero de espaldas al dolor y la injusticia humana, vas a poder gritar al mundo que no eres culpable. El dedo denunciador de la inacción insolidaria con el prójimo nos estará señalando y diciendo que también los inactivos son culpables. Hay que cambiar, hay que actuar, hay que hacer caso del imperativo samaritano que se sintió movido a misericordia ente el prójimo apaleado: “Ve y haz tú lo mismo”. De lo contrario, seremos malos prójimos, aunque nuestra conciencia se acalle con nuestro afirmar continuamente que no hemos hecho nada, con nuestro falso lavado de manos que seguirán siendo impuras.


     

     


    0
    COMENTARIOS

        Si quieres comentar o

     



     
     
    ESTAS EN: - - - No te laves las manos
     
    PUBLICIDAD
     
     
     
    AUDIOS Audios
     
    “Que Venezuela vuelva a ser el país próspero que siempre fue” “Que Venezuela vuelva a ser el país próspero que siempre fue”

    Luis Troconis y Mena Giuliano nos cuentan su historia: por qué salieron de Venezuela, cómo viven la situación crítica que atraviesa el país en la distancia, y cómo ha sido su acogida en España.

     
    “No estamos en contra de ningún grupo, sino contra la imposición” “No estamos en contra de ningún grupo, sino contra la imposición”

    Julio Pérez entrevista a Christian Rosas y Samuel Justo, de la plataforma ConMisHijosNoTeMetas que comienza su andadura en España.

     
    Periodismo evangélico en una Europa poscristiana Periodismo evangélico en una Europa poscristiana

    Joel Forster repasa los retos para los cristianos en el continente europeo y la labor que realiza desde hace cuatro años Evangelical Focus para conectar evangelio y sociedad.

     
    Un sello que hace historia Un sello que hace historia

    José Luis Fernández Carnicero explica las actividades programadas este mes de enero en Ourense para celebrar la emisión del sello de la Biblia del Oso y la Reforma Protestante.

     
    La Inquisición española, ¿leyenda negra? La Inquisición española, ¿leyenda negra?

    Ante una nueva edición del libro “Artes de la Santa inquisición Española”, Emilio Monjo nos explica su importancia, la relación con Casiodoro de Reina, y confronta los desvaríos históricos que se han realizado en los últimos meses en torno a la historia de la España del XVI.

     
    Jaume Llenas: fin de etapa en la AEE Jaume Llenas: fin de etapa en la AEE

    Conversamos con Jaume Llenas sobre la Alianza Evangélica Española, su presente y futuro, tras 17 años en la secretaría general.

     
    FOTOS Fotos
     
    15º Aniversario de Protestante Digital 15º Aniversario de Protestante Digital

    Fotos de la celebración realizada en Barcelona el 5 de octubre.

     
    Medio siglo de GBU, en fotos Medio siglo de GBU, en fotos

    Un repaso gráfico a la historia de GBU en nuestro país.

     
    Idea2018, en fotos Idea2018, en fotos

    El encuentro celebrado en Palma de Mallorca reunió a evangélicos de todo el país para conversar sobre convivencia, misión e interculturalidad.

     
    VÍDEOS Vídeos
     
    Desánimo Desánimo

    En los momentos más difíciles, las preguntas nos pueden asaltar.

     
    Toda la Biblia: Filipenses Toda la Biblia: Filipenses

    Desde la cárcel, Pablo habla más que en ninguna otra carta de la alegría.

     
    Tips para leer más Tips para leer más

    Algunos consejos para que la lectura forme parte del día a día.

     
     
    Síguenos en Ivoox
    Síguenos en YouTube y en Vimeo
     
     
    RECOMENDACIONES
     
    PATROCINADORES
     

     
    AEE
    PROTESTANTE DIGITAL FORMA PARTE DE LA: Alianza Evangélica Española
    MIEMBRO DE: Evangelical European Alliance (EEA) y World Evangelical Alliance (WEA)
     

    Las opiniones vertidas por nuestros colaboradores se realizan a nivel personal, pudiendo coincidir o no con la postura de la dirección de Protestante Digital.