PUBLICIDAD
 
domingo, 23 de septiembre de 2018   inicia sesión o regístrate
 
Protestante Digital

 
PUBLICIDAD
 
SÍGUENOS EN
  • Twitter
  • Facebook
  • Google +
  • Instagram
  • YouTube
  • Rss
 

  • Donar a Protestante Digital
  •  
    PUBLICIDAD
     
     



    Shalom Israel (5)
    2
     

    Mar (de Galilea) y monte (de bienaventuranzas)

    En lo alto de la colina llena de árboles y flores, de lomas verdes, con la alfombra abajo del mar de Galilea, se ve a lo lejos -al otro lado- la sierra seca desértica de la región de Gadara.

    MIRAD@ZUL AUTOR Pedro Tarquis 06 DE FEBRERO DE 2017 18:00 h
    Israel, Mar Galilea En medio del Mar de Galilea

    Seguimos nuestro recorrido a través de Israel, y en este capítulo salimos de Cafernaúm en una barca por el mar de Galilea (en realidad un enorme lago). No se oye ningún ruido, salvo el de los propios navegantes.



    Es un momento especial ya que, más allá de que la fe es ver lo que es invisible a los ojos, uno está seguro de que en estas mismas aguas, con este mismo paisaje y entorno, navegó y viajó Jesús con sus discípulos en las diversas escenas que relatan los Evangelios.



    Es la misma sensación de cuando uno vuelve a su hogar lejano, tras un largo periodo de ausencia. Muchas cosas han cambiado, pero el aire se impregna de recuerdos.



    Por otro lado, nada más natural y sencillo en el paisaje. Quizás esta mezcla es lo más especial: lo normal teñido de sobrenatural. Dios no eligió para hacerse hombre un lugar de una belleza fuera de lo común, ni el centro de la vida y el poder de su tiempo o del actual. Y sin embargo, su vida, su mensaje, y la tierra que el pisó, siguen siendo a día de hoy el eje sobre el que se mueve la historia de nuestro planeta (y del universo entero, si nos vamos a la esfera de lo trascendente).



    Nuestro grupo era bastante bullicioso y alegre en todo momento, y eso pese a sufrir la “manu militari” de nuestro guía, que para aprovechar las horas de sol (anochecía a las 4 o 5 de la tarde) nos levantaba con toda lógica cada día con “toque de queda” telefónico a las 05.00 de la mañana hora de Madrid (06.00 de Israel). Debo decir que todos fuimos obedientes, ojerosos e inicialmente catatónicos, pero obedientes.



     



    En la barca, una parte del grupo



    Creo que sin duda fue este tiempo en el mar de Galilea (y en la visita a la zona del Gólgota) donde se hizo un momento amplio de silencio respetuoso espontáneo, de reflexión personal. Y en medio de ella, una buena meditación de Antonio Baena (Córdoba).



     



    Y en el otro lado de la barca, con Antonio Baena (en pie) compartiendo la Palabra



    Ya al otro lado visitamos la orilla donde llamó Jesús a algunos de sus discípulos, en la que solía enseñar y predicar. Algunas zonas forman un perfecto anfiteatro natural, donde uno se imagina al Maestro de Galilea en la barca, o en la pradera donde se cree que realizó la multiplicación de los panes y los peces. De hecho, el sonido es de una transparencia nítida a gran distancia.



    Y en esta zona llegamos al monte que tradicionalmente se considera que fue donde Jesús enseñó a sus discípulos las bienaventuranzas.



     



    Asun, en la cima del Monte de las bienaventuranzas



    En lo alto de la colina llena de árboles y flores, de lomas verdes, con la alfombra abajo del mar de Galilea, se ve a lo lejos -al otro lado- la sierra seca desértica de la región de Gadara. Parece que uno ve la simbología de toda su vida desde su origen hasta el horizonte donde todo acaba. Y en el aire comienzan a sonar las palabras: “bienaventurados…”.



    Y sí, uno piensa que en este mundo, que a ratos anuncia flores y primavera y otros abisma desiertos, faenando en el mar de la vida, llegaremos un día donde ahora la vista sólo alcanza a vislumbrar. Pero el corazón nos dice que una vez traspasado ese trámite ineludible, escucharemos en aquella tierra nueva de la Jerusalén celestial las mismas palabras de sus labios “bienaventurados…”.



    Esta vez la meditación bíblica estuvo a cargo de Asun Quintana (Madrid). Al día siguiente nos esperaba Jerusalén.



    Y ya para terminar, mi poema:



    Bienaventurados



    Nada especial a la luz de los ojos.



    Un mar que es un lago,



    dos orillas en un abrazo



    de vergel y desierto, verde y oro



    bajo la sábana azul del cielo.



    Pero si miras con el corazón,



    si lees con el alma el Evangelio



    podrás ver el eco de una voz



    y oir el fogonazo de lo eterno:



    “Bienaventurados”



    en medio de lo sencillo,



    de lo terrible, de lo injusto,



    del temor, de la nada,



    de la tormenta, del sinsentido,



    del inseguro



    futuro.



    ¡Bienaventurado, sí, si estás



    allí, subido en Su barca!


     

     


    2
    COMENTARIOS

        Si quieres comentar o

     

    Joel Forster
    08/02/2017
    09:08 h
    2
     
    Qué bien descritas las sensaciones, Pedro, ¡especialmente con el poema!
     

    jcofer23
    07/02/2017
    19:29 h
    1
     
    Gracias por compartir tan extraordinaria experiencia! Dios les bendiga! #SanaEnvidia
     



     
     
    ESTAS EN: - - - Mar (de Galilea) y monte (de bienaventuranzas)
     
    PUBLICIDAD
     
     
     
    AUDIOS Audios
     
    Prostitución: abolicionismo Prostitución: abolicionismo

    Jorge Rodrigo, de la asociación Esclavitud XXI, explica en qué consiste el modelo abolicionista para luchar contra la trata y rescatar a víctimas de prostitución.

     
    Vástagos de amor: cambiando la vida de un niño Vástagos de amor: cambiando la vida de un niño

    María Mercedes Páez relata su experiencia como madre de acogida y el programa de acogimiento familiar que desarrolla Aesvida.

     
    Cristianos solo de nombre: enfrentando el nominalismo Cristianos solo de nombre: enfrentando el nominalismo

    Jaume Llenas expone el reto que desde el Movimiento de Lausana se ha planteado, de alcanzar a las personas que están alejadas de la fe, a pesar de considerarse a sí mismos como cristianos.

     
    Galicia insumisa: Eva Sierra habla de su último libro con César Vidal Galicia insumisa: Eva Sierra habla de su último libro con César Vidal

    La nueva identidad del gallego evangélico tras abrazar la nueva fe: abandonaron ancestrales y arraigadas creencias populares, fruto del sincretismo mágico-pagano y del catolicismo implantado desde el s. XVI.

     
    ¿Qué pasa con los errores de la Biblia? ¿Qué pasa con los errores de la Biblia?

    Para el cristiano la Biblia es la Palabra de Dios. Pero ¿coincide la Biblia de hoy con el texto original? ¿o está llena de errores? (Andy Wickham)

     
    FOTOS Fotos
     
    Levantando “puentes para la inclusión” desde Riga Levantando “puentes para la inclusión” desde Riga

    El encuentro congregó unas 50 personas de 12 países.

     
    Idea2018, en fotos Idea2018, en fotos

    El encuentro celebrado en Palma de Mallorca reunió a evangélicos de todo el país para conversar sobre convivencia, misión e interculturalidad.

     
    Las 95 Tesis, clavadas en España Las 95 Tesis, clavadas en España

    Evangélicos presentan 'Las 95 Tesis de la Reforma 500 años después' a gobiernos locales y regionales, por toda España.

     
    VÍDEOS Vídeos
     
    Toda la Biblia: Zacarías Toda la Biblia: Zacarías

    Lo más importante en la vida no son los logros que podamos conseguir, sino que sepamos disfrutar del camino.

     
    Mediterráneo Mediterráneo

    “Algo cambiará si tienes hambre y sed de justicia”, canta la artista valenciana Eva Betoret.

     
    ‘Mentiras’, Sal150 ‘Mentiras’, Sal150

    Primer adelanto de ‘Vale la pena vivir’, con el sonido inconfundible del grupo.

     
     
    Síguenos en Ivoox
    Síguenos en YouTube y en Vimeo
     
     
    RECOMENDACIONES
     
    PATROCINADORES
     

     
    AEE
    PROTESTANTE DIGITAL FORMA PARTE DE LA: Alianza Evangélica Española
    MIEMBRO DE: Evangelical European Alliance (EEA) y World Evangelical Alliance (WEA)
     

    Las opiniones vertidas por nuestros colaboradores se realizan a nivel personal, pudiendo coincidir o no con la postura de la dirección de Protestante Digital.