PUBLICIDAD
 
viernes, 19 de octubre de 2018   inicia sesión o regístrate
 
Protestante Digital

 
Opinión desde Turquía
4
 

El Zar vs. el Sultán Otomano

Los desafíos del panorama actual exigen una respuesta. El problema está en que la alternativa que Occidente ofrece al fundamentalismo es el vacío del secularismo.

ACTUALIDAD AUTOR Carlos Madrigal 03 DE DICIEMBRE DE 2015 17:47 h
estambul Estambul. / Sammsky (Flick, CC)

Aunque en occidente hemos separado (o así nos parece) la religión del estado en todos los ámbitos, desde esta parte del mundo las decisiones políticas y militares que toma occidente no se ven precisamente de esta manera.



Por un lado se intenta mantener el equilibrio entre la denuncia y repulsa de los fanatismos, a la vez que se procura contener todo brote de la llamada “islamofobia”. Y se piensa que el remedio sigue siendo el secularismo.



Llama la atención los primeros eslógans que aparecieron tras los horribles atentados de Paris: “orad por Paris”. Parecía que esta era el mejor recurso en un principio, pero pronto se cambió al dicho popular de “A Dios rogando y con el mazo dando”.



De hecho, no son ni mucho menos pocos los enfrentamientos bélicos que ambas potencias (Rusia y los otomanos) protagonizaron en el pasado. Es interesante ver desde ésta parte del mundo que el heredero del imperio comunista se levante en defensor de los valores de la cristiandad (como cuando Putin denunció que EE.UU. le había dado la espalda a Dios, tras ratificar el Tribunal Supremo el derecho a los matrimonios homosexuales).



A su vez el heredero del imperio otomano se erige en defensor de las libertades, el laicismo y la democracia avanzada (como la llaman aquí). Defiende la libertad de los sirios por reclamar e incluso derrocar el régimen existente, pero envía a la cárcel a aquellos responsables de los medios de comunicación en su país que ponen en evidencia la supuesta ayuda del estado turco con armas a sectores rebeldes del país vecino.



Los países europeos, a su vez, se enzarzan en la lucha armada “contra el terrorismo yihadista” y para ello consideran bombardear el Estado Islámico que, directa o indirectamente, ellos habían armado. Cuando todo lo que obtienen es reavivar el fuego, como el que trata de apagarlo con gasolina.



Está claro que nadie puede permanecer de brazos cruzados contra la barbarie del autoproclamado Estado Islámico. Pero desde el 11 septiembre, ¿cómo ha contribuido la llamada guerra contra el terrorismo yihadista en Iraq, Afganistán, etc.? ¿No está ahora el mundo peor que antes? La forma en que las potencias occidentales tratan de hacer frente a estos problemas, es el tan odiado por ellos “ojo por ojo, diente por diente”, que en otras ocasiones ellos mismos denuncian como fanatismo religioso.



Y en parte el problema es que la alternativa que Occidente ofrece al fundamentalismo es el vacío del secularismo. No se da cuenta que las tres cuartas partes del mundo siguen moldeando su cosmogonía en base a sus creencias. O dicho de otra manera: sus creencias moldean sus reacciones ante el mundo. Y la forma de encontrar la paz y la conciliación entre los diferentes no puede ser combatiendo la violencia con más violencia. De esta forma lo único que confirmamos es que Occidente sigue promoviendo las cruzadas (sobre todo si hay petróleo de por medio).



¿Cuál es la alternativa? Escuché hace un tiempo que el general McArthur, tras la Segunda Guerra Mundial, estando en su cargo de “virrey” del Japón, financió la importación de ocho millones de Biblias en japonés para contrarrestar el odio, que provocaba múltiples atentados suicidas en Japón. Yo no sé si la historia es cierta o no. Ni mucho menos creo que tengamos que esparcir millones de Biblias en Oriente Medio sin ton ni son. Lo cual sería, quien sabe, aun una ofensa mayor. Pero lo que sí quiero decir es que la manera de contrarrestar el radicalismo religioso es exportando valores de reconciliación y hermandad, que existen en la cultura occidental precisamente por ser una herencia que ha recibido del cristianismo. ¿Cómo hacerlo? Pues no dejemos de orar...



 



Carlos Madrigal es pastor y fundador de la Iglesia Protestante de Estambul.


 

 


4
COMENTARIOS

    Si quieres comentar o

 

Mariano
04/12/2015
14:52 h
4
 
Muy bueno. Sólo una discrepancia: no hay nada de malo con ofender esparciendo biblias en medio oriente, que se ofendan. Esa es una ofensa buena, sana y necesaria, a diferencia de tirar bombas. Más allá de sus intenciones, el gral. MacArthur fue un visionario. Pero no inventó la rueda: Tiridates, Ezana, Constantino y otros se le adelantaron, vieron que "conviene tener súbditos cristianos" como lo pregonaba Tertuliano. Si Dios lo permitió así para salvar a muchos (Fil 1:18) ¿por qué quejarnos? Sld
 

Frank
04/12/2015
02:38 h
3
 
El problema de Medio Orientes se llama petroleo, con él, Arabia a podido amagar a Occidente obligandolo a tener políticas migratorias más abiertas a los musulmanes. Por otra parte Occidente provoca inestabilidad en la región, como la primavera árabe financiada por ellos mismos. De la cual se deriva el conflicto de siria y de isis y que da pretextos a Occidente de tener parecencia militar. El imperialismo no a muerto, solo se ha hecho de izquierda.
 

Marc
03/12/2015
22:23 h
2
 
A veces uno no tiene otra que dar gracias a Dios de no vivir en Europa. El laicismo allí es tan cruel y radical como el fanatismo yihadista.
 

jorgevaron
03/12/2015
21:24 h
1
 
"El gobernante, no lleva en vano la espada.." quien habrá dicho esto ? Soldado es soldado, no es lo mismo los creyentes "de a pie" a quienes no se nos permite la violencia de ninguna manera. Centuriones de la época de Cristo eran creyentes genuinos y Cristo nunca les exigió dejar las armas. Suponer que el terrorismo empeoró porque occidente reaccionó militarmente es una ligereza, la otra alternativa ( no hacer nada) no se comprobó por tanto no hay elementos de juicio.
 



 
 
ESTAS EN: - - - El Zar vs. el Sultán Otomano
 
PUBLICIDAD
 
 
 
AUDIOS Audios
 
Caminando por Libertad 2018: la trata, esclavitud de nuestro Siglo Caminando por Libertad 2018: la trata, esclavitud de nuestro Siglo

Caminando por Libertad es una marcha contra la trata de personas, la esclavitud del Siglo XXI. Loida Muñoz explica en qué consiste.

 
La raíz de la corrupción en España es moral: C. Vidal La raíz de la corrupción en España es moral: C. Vidal

Tras los escándalos de títulos universitarios dados a políticos, César Vidal analiza la raíz de este mal en España. El origen, dice, está en la moral de la cultura católica.

 
Prostitución: abolicionismo Prostitución: abolicionismo

Jorge Rodrigo, de la asociación Esclavitud XXI, explica en qué consiste el modelo abolicionista para luchar contra la trata y rescatar a víctimas de prostitución.

 
Vástagos de amor: cambiando la vida de un niño Vástagos de amor: cambiando la vida de un niño

María Mercedes Páez relata su experiencia como madre de acogida y el programa de acogimiento familiar que desarrolla Aesvida.

 
Cristianos solo de nombre: enfrentando el nominalismo Cristianos solo de nombre: enfrentando el nominalismo

Jaume Llenas expone el reto que desde el Movimiento de Lausana se ha planteado, de alcanzar a las personas que están alejadas de la fe, a pesar de considerarse a sí mismos como cristianos.

 
¿Qué pasa con los errores de la Biblia? ¿Qué pasa con los errores de la Biblia?

Para el cristiano la Biblia es la Palabra de Dios. Pero ¿coincide la Biblia de hoy con el texto original? ¿o está llena de errores? (Andy Wickham)

 
FOTOS Fotos
 
15º Aniversario de Protestante Digital 15º Aniversario de Protestante Digital

Fotos de la celebración realizada en Barcelona el 5 de octubre.

 
Medio siglo de GBU, en fotos Medio siglo de GBU, en fotos

Un repaso gráfico a la historia de GBU en nuestro país.

 
Levantando “puentes para la inclusión” desde Riga Levantando “puentes para la inclusión” desde Riga

El encuentro congregó unas 50 personas de 12 países.

 
VÍDEOS Vídeos
 
Toda la Biblia: Lucas Toda la Biblia: Lucas

Este evangelio nos muestra a Jesús con detalle, descrito por un investigador preciso.

 
¿Es la Biblia fiable? ¿Es la Biblia fiable?

Algunos cuestionan la Biblia porque piensan que su antigüedad le quita veracidad. ¿Es así?

 
Pablo Martínez: la palabra con gracia, sazonada con sal Pablo Martínez: la palabra con gracia, sazonada con sal

El comunicador cristiano tiene retos, pero también buenas herramientas, para llevar a cabo su labor con palabras que sanen y construyan.

 
 
Síguenos en Ivoox
Síguenos en YouTube y en Vimeo
 
 
RECOMENDACIONES
 
PATROCINADORES
 

 
AEE
PROTESTANTE DIGITAL FORMA PARTE DE LA: Alianza Evangélica Española
MIEMBRO DE: Evangelical European Alliance (EEA) y World Evangelical Alliance (WEA)
 

Las opiniones vertidas por nuestros colaboradores se realizan a nivel personal, pudiendo coincidir o no con la postura de la dirección de Protestante Digital.