PUBLICIDAD
 
sábado, 28 de marzo de 2015   inicia sesión o regístrate
 
Protestante Digital

 
Cuba, desde Pinar del Río a Baracoa (IX)
3
 

Trinidad, la ciudad colonial de Cuba

Entre lomas se mece tu cuna/ que embalsaman las brisas errantes y que arroyos de plata brillantes/ te acarician soñando también.
ENFOQUE AUTOR Juan Antonio Monroy 30 DE ENERO DE 2013

Carretera adelante. Dijo Miguel de Unamuno que el viajero no huye del lugar donde estuvo, sino que va en busca del otro al que se dirige, porque viajar es nacer y morir en cada kilómetro de camino.

Por carreteras montañosas y de frecuentes curvas has de conducir desde Cienfuegos a Trinidad, cabecera del municipio de igual nombre, al sur de la provincia de Sancti Spiritus. Cuba posee ciudades donde puedes admirar edificios de la época colonial, pero en ningún lugar como en Trinidad.

Fue fundada en 1514 por Diego de Velázquez con el nombre de Villa de la Santísima Trinidad. En diciembre de 1988 la UNESCO concedió a Trinidad el título de Patrimonio de la Humanidad.

Si eres español, la antigüedad de ciudades en todas las repúblicas de Hispanoamérica te dicen poco, teniendo, como tienes en tu país, la ciudad de Cádiz, la más vieja de la vieja Europa, fundada por los fenicios hace más de 3.000 años, exactamente el 1.100 antes de Cristo.

Percibo tu impaciencia por entrar. Espera un poco. Antes, unos apuntes de carácter histórico y político. Léelos, no te aburrirás, al contrario, conocerás cosas que los guías turísticos no te cuentan.

Trinidad está situada a los pies de la cadena de montañas conocida como Sierra del Escambray, que se extiende por las provincias de Sancti Spiritus, Villa Clara y Cienfuegos, en la zona central de Cuba. Su punto más alto es el Pico Potrerillo, que alcanza 931 metros sobre el nivel del mar.

El Che Guevara instaló allí su campamento base en 1958, cuando preparaba la batalla de Santa Clara durante la revolución cubana, 1953-1959.

En la Sierra de Escambray tuvo también lugar un proceso contrarrevolucionario que duró varios años.

Hacia principios de 1960 varios miles de hombres, financiados y apoyados por Estados Unidos cuando gobernaba el general Eisenhower, se alzaron en armas contra el régimen de Fidel Castro desde bases establecidas en el Escambray. El ahora presidente cubano Raúl Castro, en un discurso conmemorativo, dijo en 1970 que la contrarrevolución, operativa en seis provincias de la isla, estuvo compuesta por 3.590 alzados. Este proceso guerrillero duró desde 1960 a 1966 y costó la vida a unos 3.000 cubanos de ambos lados de la contienda.

Enterado ya de estas minucias ponte cómodo, cálzate los tenis, que vas a patear la ciudad.

Te lo advierto: Trinidad, tal vez la más bella ciudad de Cuba, no es para verla en una mañana o en una tarde como hacen los viajeros de las rutas turísticas y luego seguir rumbo a otros rumbos. Dedícale todo el tiempo que puedas. Trajina sus calles empedradas, sus aceras con ladrillos o losas bermejas, que te recordarán viejas ciudades europeas. No descuides tu cámara de sacar fotos; si lo haces, lamentarás las muchas y bellas imágenes perdidas.

Cuando las calles te cansen, sube al valle de los Ingenios. Ramón de la Sagra lo describió en 1861 con estos requiebros: “Rodeado de colinas, cruzado por ríos, cubiertos de fincas y adornado de palmas reales, ofrece el más bello paisaje que pueda imaginarse. El observador queda absorto contemplando aquél extenso panorama”.

¿Por qué no echas un ojo –o los dos- a la cueva La Maravillosa?En torno a ella existe una antigua leyenda de amor, sangre y miedo. Un oficial español en la época de la colonia se enamoró de la india Tania, de asombrosa belleza, quien a su vez amaba a otro hombre de humilde condición. Ante la insistencia del oficial en poseerla, Tania huyó y se refugió en una cueva. Al sentirse despechado, el militar español mató al novio y a la familia de la india. Concluye la leyenda que Tania murió de tristeza en la cueva que hoy es visitada por miles de turistas.

¿Has entrado a la cueva y salido de ella? ¿Qué te parece un examen a los museos? De museos te he hablado mucho. Pero Trinidad es más. Tanto es así que la conocen en toda la isla como “la ciudad de los museos”. El poeta francés Lamartine dejó escrito que los museos son cementerios de artes. ¿Nada más que eso? Estaría borracho cuando se le ocurrió la frase. El museo es una institución que conserva en sus salas los objetos que mejor ilustran los fenómenos de la naturaleza, las actividades del ser humano y los conocimientos adquiridos a través de siglos.

De los que hay en Trinidad voy a referirte seis. Si te interesan otros, búscalos tú. Anticipo que serán breves notas, no hay espacio para más. Cuando entres en ellos –si lo haces- pide folletos y solicita información.

En el centro histórico de la ciudad está el Museo Municipal. En el encontrarás bellísimas decoraciones murales realizadas por pintores locales e italianos.

El Museo Arqueológico lo tienes en la calle Rubén Martínez Villena. Una de las ofertas más interesantes de este Museo es la visión panorámica que te ofrece de la prehistoria cubana desde el 3.500 antes de nuestra era hasta la llegada de Colón.

En el 457 de la calle Simón Bolivar se halla instalado el Museo de Ciencias Naturales. Aquí te muestran, siguiendo el orden de la escala zoológica, la evolución de las especies desde los protozoos hasta los mamíferos.

A un costado de la plaza mayor, en la que fue casa de los Sánchez Iznaga, tienes el Museo de Arquitectura colonial. Descubrirás todas las técnicas de la época y su evolución a través del tiempo. La televisión cubana ha filmado aquí reportajes y ha utilizado la decoración del museo para películas en serie.

Entre tantos, no podía faltar el Museo Romántico, en las calles Fernando Fernández y Simón Bolivar. Es sabido que el romanticismo es un movimiento artístico e intelectual que surgió en Europa en el siglo XVI. Pero lo que este Museo contiene son joyas, muebles, platería fina, pinturas, esculturas y otros objetos pertenecientes a la antigua nobleza española.

No habrás olvidado que inicié este capítulo ilustrándote sobre la contrarrevolución en la sierra del Escambray. El Gobierno de Cuba llamaba a estos guerrilleros bandidos. Bien. En el antiguo convento San Francisco de Asís se encuentra el Museo de la lucha contra los Bandidos. Una vasta sala está dedicada a mapas militares, fotografías, textos, galerías de retratos y otros objetos utilizados por los contrarrevolucionarios y por el ejército de la nación.

¿Qué hacer por la noche?Si no eres aburrido por naturaleza, tampoco vas a aburrirte en Trinidad. Los hoteles contratan grupos de música cubana. Si quieres salir del hotel puedes dirigirte a cualquiera de estos centros de ocio y diversión que te recomienda la periodista francesa Amanda Keravel: Casa de la Música en la calle Simón Bolivar. Casa de la Troya en la Plaza de Segarte. Casa del Arte en Lino Pérez, entre José Martí y Codahía. En Ruinas del Teatro Brunet, calle Maceo, tienes música, baile y mucha salsa. Más salsa y cha-cha-cha en Palenque de los Congos Reales, en la calle Ferri. No te rindas y dirígite a la calle Rubén Martínez Villena. Allí tienes el Club de Amigos de la Parranda.

Si eres bohemio, noctámbulo, trasnochador y aventurero, no necesitas más consejos. Sabrás encontrar por ti mismo lo que andas buscando.

¿Y de playas, qué? De playa, mucho. Si quieres dedicar un día a tu cuerpo metido en agua marina, lo más aconsejable es que conduzcas 15 kilómetros desde la ciudad hasta la Península d ´Ancón. Aquí tienes doce kilómetros de arena fina, aguas trasparentes, playas de ensueño. D´Ancón es hoy día un polo turístico en desarrollo, que en próximos años promete ser uno de los más demandados del país.

¿Ya te vas? Haces bien, no hace falta que te digan la buenaventura un babalawo (especie de gurú) de la santería cubana. Los que lo hacen pueden elegir entre Changó, Yemayá, Obatalá u otros dioses africanos que los esclavos llevaron a países del Caribe. Si te interesa, en la calle Rubén Martínez Villena tienes un templo del dios Yemayá.

¿Nos vamos? Hay que irse. Nos espera Sancti Spiritus. Pero antes de la partida quiero regalarte este poema escrito hacia 1880 por Catalina Berroa.

Tinitaria eres prueba divina
de lo bello que en Cuba se encierra
si eres linda también lo es tu tierra
que en lo hermoso parece un Edén.

Entre lomas se mece tu cuna
que embalsaman las brisas errantes y que arroyos de plata brillantes
te acarician soñando también.
 

 


1
COMENTARIOS

    Si quieres comentar o

 

Alejandro
18/06/2013
18:47 h
1
 
Hola Trinidad es una Ciudad fantastica , la mas linda de Cuba.
 



 
 
ESTAS EN: - - - Trinidad, la ciudad colonial de Cuba
 
PUBLICIDAD
 
 
 
AUDIOS
 
Catástrofe aérea: opina un experto (L. Avellaneda)

Entrevista con el 'piloto virtual' Leandre Avellaneda, que analiza los hechos ocurridos, a cargo de Julio Pérez en Onda Paz Bcn

 
KidsGames 2015: Miguel González

Miguel González, responsable de KidsGames, habla de esta herramienta para llevar el Evangelio a los niños a través del deporte y expone lel programa de actividades para 2015.

 
‘El traje del emperador’, la política española al desnudo (C. Vidal)

"El traje del emperador" es un revelador, impactante y polémico ensayo en el que César Vidal disecciona la Transición española, mostrando sus principales claves históricas y sus verdaderos beneficiarios que llegan hasta la política actual.

 
Encuentro de Miguel Elías, Unamuno y los protestantes

Audio de la entrega del Premio Unamuno a Miguel Elías (Salamanca, 21-3-15). Con Ana Chaguaceda, Francisca Capa, Asun Quintana, P. Tarquis, Pilar Fdez. Labrador y A. Pérez Alencart.

 
Del ocultismo a ser libre en Jesús: M. Farpón

Testimonio de Mercedes Farpón, plasmado en su libro "Libre de la oscuridad". "El diablo es real, las posesiones demoníacas están a la orden del día y las cosas no son tan sencillas como nos pensamos". 

 
La carrera de la fe, un maratón: P. Mnez. Vila

Conferencia en el 50 aniversario de la Unión de Mujeres Evangélicas de España (UDME). el 14 de marzo en Madrid ("La carrera de la fe en un mundo de obstáculos") basada en Hebreos 12.

 
FOTOS
 
Miguel Elías recibe el Premio Unamuno

Protestante Digital entregó el noveno premio ‘Unamuno amigo de los protestantes’ al pintor Miguel Elías, en un entrañable acto celebrado en la Casa-Museo Unamuno, en Salamanca, este sábado 21 de marzo.

 
Cada vida importa, 14-M

Imágenes de la marcha a favor de la vida celebrada en Madrid el sábado 14 de marzo.

 
Las fotos del año

El World Press Photo 2015 premia la denuncia de la homofobia en Rusia, el retrato del conflicto en Ucrania y Gaza, y el drama del ébola o la inmigración.

 
VÍDEOS
 
Julio Pérez, Global.Radio, apuesta firme de esperanza

En una entrevista en video para Radio Televisión Vida cree que existe en este proyecto “sobre todo una visión de Reino, no partidista, con generosidad y confianza, que va a generar nuevas ideas como ya está generando ilusión” 

 
‘Sigo enamorado’, Coalo Zamorano

Una canción en la que el autor repasa momentos cruciales de su vida en los que ha pasado por distracciones u otras circunstancias que han desafiado su fe.

 
Origami y amor se hacen con pequeños detalles

Una historia amor en la relación de un padre y su hija, con el hilo conductor del origami, arte japonés de plegar el papel para crear figuras y animales.

 
‘Todo tiene su hora’, Juan Luis Guerra

Nuevo videoclip del artista dominicano, basado en el proverbio del libro de Eclesiastés.

 
Cuestión de fe, de Jonatán Soriano

"Una narración independiente a la religión, que tan sólo busca la experiencia personal y los frutos de la vivencia", dice Jonatán Soriano, director de este proyecto.

 
‘El poder de la cruz’

¿Crees en el poder del sacrificio de Jesús en la cruz? Doce personas responden a esta pregunta en esta nueva película.

 
Lanzan el spot de Global.Radio

Se inicia oficialmente Global.Radio con un videoclip de lanzamiento con quienes participan en esta plataforma multimedia.

 
 
Síguenos en Ivoox
Síguenos en YouTube y en Vimeo
 
 
RECOMENDACIONES
 
PATROCINADORES
 

 
PROTESTANTE DIGITAL FORMA PARTE DE LA: Alianza Evangélica Española
MIEMBRO DE: Evangelical European Alliance (EEA) y World Evangelical Alliance (WEA)
 

Las opiniones vertidas por nuestros colaboradores se realizan a nivel personal, pudiendo coincidir o no con la postura de la dirección de Protestante Digital.